safe-space

Es para presentaros un artículo genial, largo, que intento resumir:

Parece broma, pero es muy serio. Todos los no excesivamente anti liberales entienden el problema que suponen los muy susceptibles sentimientos del kindergarten para la diversidad intelectual. La diversidad de opinión. Toda esa movida de no ofender los sentimientos de los niños. Siempre que sean los niños políticamente correctos; los otros no cuentan. Con su máxima expresión en las universidades americanas, y sus safe spaces y sus regulaciones de la expresión. Y las burocracias correspondientes, como la Oficina de Igualdad, Diversidad e Inclusión de Harvard. Pero esto está enfocado desde otro punto de vista. La neurodiversidad en lugar de la diversidad intelectual. Y crea un problema muy sutil.

Hay ciertas condiciones psicológicas, muy hereditarias, que impiden por completo entender y seguir la normativa kindergarten de las universidades de EEUU. Es el caso del autor del artículo, profesor y asperger.

Por ejemplo, un típico juego de normas de ‘campus respetuoso’,  ‘mala conducta sexual’, y ‘anti acoso’, prohíbe:

  • ‘conducta verbal molesta’
  • ‘bromas inconvenientes sobre una característica protegida’
  • ‘actos de odio o sesgo que violen nuestro sentido de comunidad’
  • ‘comentarios sexistas’
  • ‘material gráfico degradante’
  • ‘muestra de objetos cuestionables’
  • ‘posters negativos acerca de una característica protegida’

Estas citas vienen de las políticas recientes de mi universidad, pero son muy comunes. Yo no entiendo lo que ninguna de esas normas permite o prohíbe, y he trabajado durante dos años en asuntos de libertad de expresión en el Senado de la Facultad, y durante uno en el Comité de Conducta Sexual Inadecuada .  Así que llevo un buen tiempo desconcertado con ello.

En serio, ponte en su lugar. Hay gente con relativamente mucha capacidad de sistematizar, y relativamente poca de empatizar. Entre ellos destacan los asperger. Y en todo caso suele ser una “extravagancia” muy propia de los genios, y por tanto sobreabundante en las buenas universidades, en sus facultades STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas). También es muchísimo más abundante entre hombres que entre mujeres, con lo que a una condición hereditaria le estás uniendo una condición sexual. Ambas protegidas por todas las leyes anti-discriminación habidas y por haber.

Tesis. Esta gente tiene una incapacidad innata para entender unas normas perfectamente idiotas, absolutamente imprecisas, cargadas de sobreentendidos emocionales, y totalmente carentes de sistemática alguna. No pueden. Si tú les tratas de explicar que black lives matter o white privilige no es racismo, o que toxic masculinity no es un insulto sexista, no lo van a entender ni aunque les hagas dibujitos. Ni siquiera con tortura. No way. Ellos son así.

¿Y ahora qué hacemos, Marod? Tienes una normativa que está perjudicando objetivamente a un “grupo protegido”. Es una categoría legal; los “fachas” no están protegidos, pero sí los que tienen una condición psicológica. Y tienes una normativa que pretende proteger la diversidad demográfica, pero está diezmando la “neurodiversidad”. De la diversidad intelectual ni hablemos; esa parece más perseguida que protegida. Pero un condición hereditaria y / o sexual es la pera limonera de “grupo protegido”.

¡Discriminación! A estos profesores (y alumnos) les están castigando académicamente, y hasta expulsando. Y cuando no llega a tanto, les han jodido la vida social. Se encierran, porque ya no pueden ir a eventos, o a tomar unas copas con los colegas de la uni, por miedo a ser denunciados por una expresión inconveniente — cuya inconveniencia no son capaces de comprender. Un infierno.

Bien, el kindergarten jamás comprenderá diversidad intelectual. O si la comprende es para combatirla. Pero esta es una cuña de su propia madera. ¡Un grupo de víctimas! Victimizado precisamente por el kindergarten y su neo-moralidad basura. ¿No tiene miga?

Fuente y recomendación, Quillete:

Terminología (jerga local):

  • kindergarten: progrez posmo

Añadido posterior (+12h)

A Jonathan Haidt también le parece destacable y novedoso:

Un caso kindergarten arquetípico. Canadá tiene un organismo, Canada Research Chairs, que canaliza fondos públicos para la financiación de sus investigadores principales. Unos dos mil profesores investigadores que reciben 265 millones de dólares al año. Pero ahora tienen el gobierno de Trudeau, una especie de Macron local. Y la ministra de turno ha estado buscando igualdad en ese sistema de financiación, y no la ha encontrado.

kirsty-duncan

Kirsty Duncan

Cuando me nombraron Ministra de Ciencia, dejé claro que esperaba que las universidades alcanzaran los objetivos de igualdad y diversidad que habían aceptado hace diez años.

En gran medida han fracasado. Ya han pasado diez años, y simplemente no habido suficiente progreso.

Ahora amenaza al Consejo y a las universidades con retirar esos fondos si no consiguen la igualdad a la que obliga la moralidad vigente. Les ha dado un plazo de 18 a 24 meses para corregirlo. Y si no, se suspenderán los fondos hasta que las universidades presenten un número igual de candidatos de ambos sexos. En este caso sí hay dos sexos, en vez de quinientos, pero vale.

¿Y cuál ha sido el drama? Que sólo había un 30% de nominados para la financiación que fueran mujeres. Lo cual es una desigualdad, sin duda ninguna. Pero lo interesante es el motivo de la misma. Y el motivo no es una selección negativa de mujeres, sino una auto-selección por sus propias preferencias. De los candidatos que se presentaban sólo eran mujeres un 31%. Parece que la ministra está pidiendo a las universidades que les cambie el cerebro, o las ganas, a las mujeres. O tal vez una cuota. Pero el objetivo de haber instituido el Canada Research Chairs era mantener en Canadá a la flor y nata de sus investigadores. Y cuota no casa mucho con flor y nata. Tenemos un problema.

Que sí, que ya sabemos que partimos de unas asunciones peculiares. Mujeres y hombres son iguales, salvo en algunas cosillas. Que no incluyen lo que les apetece hacer a las mujeres y a los hombres. Y si se observan diferencias al respecto, tiene que ser por el efecto nefasto de una sociedad malparida. Una construcción social.

El problema es que hay sociedades distintas en referencia a la igualdad, y se podría observar esa linda teoría si fuera cierta. Pero se comprueba exactamente lo contrario. A mayor índice de igualdad de género de un país, la diferencia en las apetencias no disminuye, sino que aumenta.

igualdad-en-líneas

Probablemente esa diferencia no la hace el índice de igualdad, sino la libertad que da la riqueza. Suele corresponderse riqueza con igualdad, y la riqueza lo que da es libertad.

rose-gente-cosas

Y la libertad es el obvio estorbo para el kindergarten. La guasa es que el feminismo quiere cambiar lo que prefieren las mujeres cuando son más libres para elegir. Con las políticas de igualdad han intentado que quieran lo mismo que quieren los hombres, pero han conseguido lo contrario. Así que ahora lo intentan por la vía del dinero. Imposible explicarle al kindergarten que siempre existe la posibilidad de que haya un problema con las asunciones. Y luego gana Trump … también entre las mujeres.

Lectura recomendada (y origen de la entrada):

En el que citan otro estudio de diferencias distinto. No por preferencias sino por características psicológicas clave.

With improved national wealth and equality of the sexes, it seems differences between men and women in personality traits do not diminish. On the contrary, the differences become conspicuously larger. 

In this study, a collection of eight different gender equality indicators provided a comprehensive set of measures that assess disparity between male and female roles in society. In every case, significant findings suggest that greater nation-level gender equality leads to psychological dissimilarity in men’s and women’s personality traits.

Con la Iglesia hemos topado. De nuevo.

Añadido posterior (12h +). Para el que tenga curiosidad del efecto de la riqueza (en lugar del índice de igualdad de género) sobre la diferencia de apetencias por sexos.

diferencia-mujeres-por-pib

Fuentes

Quillette / Aaron Neil:

Canada Research Chairs:

The Globe and Mail:

Huffington Post:

Guardian:

En la plaza (el gráfico):

The Rose Project (fuente de lo anterior):

Índice de Igualdad de Género (para el gráfico que lo usa):

Agradecimiento

Hay un ejercicio que se enseña muy poco, y se practica casi nada. Pero es la base de la racionalidad. Trasladar tu esquema favorito del momento a otras circunstancias comparables, para ver si tiene una validez general o es un capricho para un caso. Pongamos un ejemplo. El cuento del clima lo tiene todo.

Los alarmistas se hartan de decir que se trata de leyes físicas elementales, conocidas desde el siglo XIX. Y es verdad, nadie lo niega. Arrhenius planteó correctamente el efecto de calentamiento del CO2 en la atmósfera en 1894. Su fórmula y su idea se sigue usando, aunque no el factor multiplicador (la cantidad precisa que calienta el CO2). Pero ya desde entonces prácticamente ningún científico dudaba del asunto. Un consenso como el de ahora. En ese sentido la circunstancia es la misma; se sabe que el CO2 calienta; no se sabe cuánto.

Arrhenius pensaba que la temperatura del aire aumentaría unos 5 ó 6 grados por doblar la cantidad de CO2. En 1938, Callendar hizo unas mediciones y cálculos mucho más finos, y llegó a la conclusión de que la temperatura aumentaría en unos 1,7ºC en la misma circunstancia de doblar el CO2. Y pensaba que era un efecto muy bueno, y que hacíamos muy bien tirando CO2 al aire. Porque las plantas (y la vida entera) lo agradecen; y porque un poco más de calor es mejor que un poco más de frío. Siempre hay el mosqueo de la glaciación pendiente, o de otra Pequeña Edad de Hielo como la que hubo entre (más o menos) 1600 y 1850.

patinando-tamesis

Támesis, hacia los años citados de Arrhenius.

¿Sorprendido? ¡La discusión no ha cambiado nada en cien años! Los alarmistas piensan que es posible la cifra de Arrhenius (aunque no la más probable), y los llamados “negacionistas” creen que la cifra de Callendar era la razonablemente correcta.

Hagamos la operación propuesta; el ejercicio racional saludable. Imaginemos que el kindergarten posmoderno imperara en la época de Arrhenius tal como lo hace hoy. ¿Qué ocurriría? Habría un consenso en que el CO2 calienta, y un disenso sobre cuánto calienta. ¡Como hoy! Y la eterna infancia diría que el principio de precaución obliga a dejar de emitir CO2 urgentemente. Calentamiento es pecado, como todo el mundo puede comprender.

La relación entre el CO2 y la temperatura es muy debatible, pero su relación con la riqueza no lo es en absoluto. Y no por esta correlación que se muestra, sino porque entendemos el efecto de la disponibilidad y el precio de la energía en la riqueza.

gdp-co2-arrhenius

Si en la época entre Arrhenius y Callendar hubiera habido una mentalidad de kindergarten posmoderno, hubieran montado un IPCC y un cuento aterrador, pretendiendo cortar las emisiones de CO2 lo más rápidamente posible. Podrían decir exactamente las mismas cosas que dicen ahora.

  • ¡Nunca ha habido tanto CO2 durante la existencia de la humanidad!
  • ¡Tiene un crecimiento absolutamente sin precedentes!
  • ¡El calentamiento es inevitable, y así lo dice el formidable consenso científico que tenemos!
  • ¡El nivel del mar va a subir!
  • ¡Es necesario dejar de emitir CO2 de inmediato!
  • ¡Llega el fin del mundo!

Todo eso se podía pensar con tanta propiedad entonces como ahora. La diferencia es que ahora hay más kindergarten, y  por tanto menos gente que se atreva a soltar una carcajada.

Si hubieran tenido éxito -y es muy dudoso que incluso ahora lo vayan a tener- hubiera ocurrido lo de este gráfico. Imaginemos que hubieran empezado la campaña cuando Arrhenius, y lograran cortar las emisiones cuando Callendar.

gdp-co2-arrhenius-2

¿Qué le hubiera pasado a la riqueza per capita (la línea azul)? Pues que hoy, en vez de una riqueza de siete mil, tendríamos una pobreza de dos mil. Y nos hubiéramos ahorrado medio o tres cuartos de grado — y en el caso de que el calentamiento sea todo por el CO2, y nada por causas naturales. Pero lo de ahorrase esas décimas de grado es una idea absurda. Porque el clima es mejor hoy, con un poquito más de calor, y porque el CO2 está haciendo mucho bien. El que no se haya enterado, clic en la imagen.

reverdecimiento-del-planeta-2.png

No; no sería empobrecerse para evitar algo malo, sino para evitar algo bueno. El colmo.

¿Y el nivel del mar? Sí, ha subido. A una tasa como la actual, desde entonces. ¿Cuántos se han ahogado? ¿Cuántas islas han desparecido?

callendar-nivel-del-mar

islas-pacifico-desaparecen-absoluto

(Clic en el gráfico para fuentes, etc.)

Nota obvia. Un kindergarten igual que el de ahora, en 1890 hubiera asegurado que todo cambio producido por el hombre pecador en la naturaleza ha de ser necesariamente malo. Y seguro que hoy hay menos rinocerontes. Pero tú, querido alarmista, ¿quieres cambiarte por la España de 1890 para que haya más rinocerontes? No contestes, es una pregunta retórica. Porque lo de tres veces más pobre es una media global. En el caso de España u otros países europeos debe andar cerca de diez veces más pobre.

Cierto; aunque los casos son comparables en sus parámetros generales, nadie puede saber que lo que ocurrió en el pasado se vaya a repetir en el futuro. Ni de forma igual, ni siquiera parecida. Pero la comparación sí nos muestra perfectamente que las niñerías tienen consecuencias, y precio. Y si nos ponemos a largar principios de precaución a discreción, espero que valga tanto la precaución por los humanos como la precaución por los osos polares. A los que por otra parte les va de cine.

entre-macron-y-trump

Tengo que transcribirlo porque todavía estoy anonadado. Quiero decir que este tío no es Zapatero; es, aparentemente, lo mejor que produce Europa para frenar los trumpismos efervescentes. Y los trumpismos europeos (lo que llaman populismos) son bastante peor que el mismísimo impresentable original.

Hay que joderse con el Manolo:

No podemos pretender que estamos combatiendo el terrorismo eficazmente si no tenemos una acción decidida contra el calentamiento global. O tenemos que explicarle a la gente que vive en Chad, en Níger, y en otros sitos, que el clima no es un problema. El terrorismo de hoy, los enormes desequilibrios de nuestro mundo que estamos viviendo ahora mismo, están unidos a los desequilibrios del clima generados por nuestra forma internacional de industria.

Por tanto tenemos que responder, porque todo está relacionado. Así que si queremos tratar los problemas de África, de desarrollo, de industria, y el clima, de formas separadas, muy bien; pero yo creo que no tiene sentido en absoluto. Como la agenda está enlazada, nuestra responsabilidad es responder a esos retos de una manera coherente.

No cabe ningun asomo de duda de que este Cantinflas sea subnormal. Imposible. Y ni idea de si cree que su público lo es, o realmente cree lo que dice. La gente inteligente y preparada puede creer cosas realmente extraordinarias, mágicas. Especialmente si le conviene creerlas y le proporcionan una identidad guay.

O tenemos que explicarle a la gente que vive en Chad, en Níger, y en otros sitos, que el clima no es un problema.

Bueno … no. Bastaría con explicar (saber) que son problemas distintos, y que uno de ellos es un problema del futuro, si quieres creerlo, pero no del presente. Cita Macron Niger y Chad. Los resalto en este mapa del último estudio que ha medido el cambio de vegetación leñosa (árboles y arbustos) en África. En verde donde ha aumentado. El verde oscuro es aumento relacionado con la lluvia, y el verde claro no está relacionado con ella (es sólo por el efecto de fertilización del CO2).

vegetacion-niger-chad-para-macron.png

Ninguna persona medianamente culta puede ignorar a estas alturas que las emisiones de CO2 están reverdeciendo el planeta, y aumentando la producción de los cultivos. Y que ese fenómeno, muy general en todo el mundo, ocurre llamativamente en el Sahel. No solo porque sea entre los sitios que lo hace en mayor medida,  sino también porque es donde más beneficios crea; donde más falta hace.

Otro dibujito para Macron, de otro estudio anterior. Miden también la variación de la vegetación, pero en este caso de todo lo que tenga hojas, no sólo lo leñoso. Y se ve el Sahel entre las zonas de mayor aumento (color morado).

zhuetal2016b

Macron no puede ser una persona medianamente informada; tiene que ser excelentemente informada. Y entonces, o está mintiendo como un zorraputa, o sólo procesa la información que le conviene al cuento que lleva en la cabeza. Y en cualquiera de los dos casos sería un peligro público estremecedor. Si miente, porque significa que el terrorismo no le importa una mierda, y lo usa para otros propósitos. Y la gente acabará en Le Pen. Y si se lo cree sería un peligro del estilo de ZP; Peter Pan en el mundo de Alicia.

Y claro, el kindergarten empeñado en que las fake news, las mentiras rampantes, y las payasadas colosales son cosa de Trump y otros populistas. ¿En serio? Yo diría que Trump, que es cierto que dice unas chorradas de órdago y que tiene una relación francamente conflictiva (creativa) con la realidad, es culpa del kindergarten. Cuyas chorradas y payasadas no son en absoluto inferiores, aunque las diga de buenos modos un guapito con cara de niño de primera comunión. Y los adultos que ponen cara de niños buenos siempre son los más peligrosos al final.

Trump ha estado muy listo con lo de Polonia. No toda Europa es kindergarten, y ha dado en la diana. Pongo un bonus: un interesante artículo sobre las diferencias dentro de Europa y su posible explicación.

Entre nacionalismos trumpianos y el kindergarten de Alicia, me parece a mi que lo llevamos crudo. ¿Hacerse chino sería una opción? Van de líderes de lo del clima ahora, los héroes de la película, con Trump, siendo el malo. Y mira:

emisiones-co2-4magnificos

Nota: 4eu son la suma de Alemania, Francia, Italia y UK.

Fuentes de los gráficos para Macron.

Nature, ecology & evolution:

Nature Climate Change:

 

 

La gente manda cosas …

El punto de vista, o de partida, del lingüista kinderarten:

Una lengua minorizada sería la que, compartiendo espacio geográfico con otra, sufre una acción coercitiva que lleva a un recorte en su utilización. No es una cuestión de número de hablantes sino de lo que conocemos en lingüística como “prestigio”.

Por ejemplo, el francés en la zona francófona de Canadá es una lengua minorizada, porque hay presiones desde el poder para que el inglés se utilice más.

Y el punto de vista de la realidad, desde Wikipedia sin ir más lejos:

– La única lengua oficial de Quebec es el francés.

– El 78% de la población de Quebec es francófona.

– El 94% de la población de Quebec sabe habar francés, y sólo el 47% sabe hablar inglés.

No tengo ni idea de quién es “el poder” en este caso, ni de lo que hace respecto de las lenguas, pero la situación normal durante toda la historia de la humanidad es que las lenguas difieran en “prestigio”. Y el inglés, hoy, tiene más que el francés, por su uso como lengua de ciencia, cultura, y viaje. Pero al lingüista minorizado nunca le costará imaginar una coerción que explique lo que su cerebro no puede explicar. La dinámica natural de las lenguas.

Más chorradas.

El español en EEUU es una lengua minorizada, porque la lengua “oficial” para mucha gente es el inglés.

Bueno, mucha “coerción” no parece que haya si es -de lejos- la primera lengua que estudian como segunda lengua los chavales en USA. Y siempre que haya una lengua oficial, sea legal o sea en la práctica, las demás serían minorizadas. ¿Qué quieren estos; que todas sean oficiales y despierten el mismo interés?

Las cuatro primeras que aprenden en EEUU son:

lenguas-aprendidas-en-usa

Y aquí tenemos otro detalle que el lingüista kindergarten no parece querer contemplar. En EEU sólo un 20 de los alumnos estudian una lengua extranjera, mientras que en España o Francia -o Quebec- serán el 100%. ¡Porque las lenguas no son igual de útiles, y las más útiles tienen más partidarios!

Pero vamos al grano. Las definiciones no nos han servido de nada. Veamos las leyes, que saca de un tal Guillem Calaforra. Debe ser un catalán minorizado, a juzgar su nombre.

  1. Existen unas normas que restringen socialmente el uso de la lengua propia frente a la dominante.

Supongo que pueden ser una normas matemáticas. Si el 100% de la población habla A con comodidad, pero sólo el 50% habla B con comodidad, ¿qué futuro crees que tienen A y B? Y puede haber normas por medio, o no. Las normas buenas suelen limitarse a facilitar lo que en todo caso va a pasar, porque es bueno que pase.

¿Y dónde están esas normas en Cataluña o en Quebec?

2. Bilingüación unilateral sólo de la lengua minorizada.

Los hablantes de minor son bilingües, por la cuenta que les tiene, y los de la lengua general no. ¡Porque no lo necesitan!

También es una norma perfectamente matemática si de entenderse se trata. Sólo cabe eso hasta que los minoritarios se aburran. Bueno, también cabe el formidable porculo del kindergarten manteniendo lenguas minoritaria en la UVI.

3. La comunidad de la lengua minorizada acaba convirtiéndose en un subconjunto de la dominante.

No, no acaba; empieza por ahí. Y subconjunto es -una vez más- matemáticas. No es un término ofensivo. Las mujeres son un subconjunto de la humanidad, y mira lo estupendas que son. Etcétera. Pero en la dinámica de lenguas, las que crean población subconjunto pierden utilidad. Y eso normalmente lleva a perder hablantes. Vaya, en un mundo normal.

Y este es todo el drama de @vanfunfun con las lenguas minorizadas. Que tienden a perderse. ¿Y qué? Las lenguas se pierden. Y también nacen. Si nacieran y no se perdieran, ocuparían todo el espacio de todos los cerebros y no podríamos pensar. Más lenguas es menos comunicación, o menos espacio en el cerebro para otras cosas. Salvo que sean muchas lenguas de andar por casa, una para cada uno; y pocas lenguas de amplio espectro. O idealmente sólo una. Así se limita la okupación total de la neurona, y es lo que hacemos naturalmente.

Por cierto, si en toda la verborrea del nota, y la del catalán minorizado, sustituyes minorizada por minoritaria, estás diciendo lo mismo pero sin la estúpida carga lacrimógena. Minorizada es un término completamente idiota, posmo. No aparece en el Oxford Dictionary ni en el de la RAE. Y es exclusiva de la época idiota:

minoritized-ngram

Se puede hacer la virguería de decir que una lengua puede ser mayoritaria y estar restringida en ciertos campos — por ejemplo administrativos, o académicos. Y le llamarían minorizada. Pero es una chorrada, porque la raíz minor no pinta nada ahí, y puedes usar cualquier término normal. Como marginada, restringida, excluida; según el caso. Minorizada es una chorrada. Para eso, el castellano y el catalán hubieran sido lenguas minorizadas en la alta Edad Media, porque se seguía usando el latín en muchos menesteres. Y en la iglesia, hasta anteayer.

Resumiendo. La tontería sociolingüística de turno. Muy kindergarten: intentar crear realidades inexistentes a base de inventar palabras retorcidas.

 

 

La última vuelta de tuerca, desde Alemania. Nada raro (y esto es un delito de odio).

nyt-alemania-delito-de-odio

Una lógica teutónica (ojo, “delito de odio”) aplastante. Parece que hay un incremento de comentarios racistas y anti-inmigración desde 2015, después de la llegada de más de un millón de inmigrantes, predominantemente desde países musulmanes. O sea, de inmigrantes predominantemente musulmanes — por expresarlo en la forma de antes de las leyes de los delitos de odio. Y Heiko Maas, ministro alemán de Justicia, alega que se trata de que las leyes en curso para fuera de internet se cumplan también en internet.

El pequeño detalle de que las leyes alemanas no nos afectan a los que vivimos fuera del Merkelgarten queda más allá del alcance de la lógica teutónica (delito de odio). Y también el detalle no menos secundario de que las leyes las aplican los jueces, pero la censura teutónica va a cargo de las denuncias snowflake y de la reacción obligadamante inmediata de un becario de Twitter.

La ley, que entrará en vigor en octubre, requiere a compañías como Facebook, Twitter y Google a eliminar todo contenido que sea ilegal en Alemania -como símbolos nazis y negacionismo del holocausto- dentro de las 24 de que se les haya señalado.

La ley permite hasta siete días para decidir sobre el contenido que que ha sido denunciado como ofensivo, pero que puede no ser claramente difamatorio o incitador de violencia.

Agarra esta mosca por el rabo, y ponte en el lugar de Twitter y su becario. Ni siquiera aunque fuera un eminente abogado internacional podría saber qué es ilegal en algún país del mundo. Y mucho menos distinguir qué no es claramente difamatorio, ni incitador de la violencia, pero que aun así puede no parecerle bien al Merkelgarten – tú ya me entiendes. Solución becario: si me suena remotamente mal, borrar.

¿Y qué es lo que le suena mal al becario? A huevo: lo que la moribunda prensa de papel dice que está mal. O sea, lo que digan Hillary Clinton o Bernie Sanders que está mal. O sea, Trump y sus deplorables. Merkel quiere erigir internet en un safe space kindergarten de escala universal.

Nota: su fuera al revés (imponer a Trump y silenciar a Hillary) sería lo mismo. Pero hoy es como es.

safe-space

Sigue explicando Seiko Maas:

Con esta ley ponemos fin a la ley de la jungla verbal en internet, y protejemos la libertad de expresión de todos.

No, querido lógica teutónica (delito de odio); con esta ley protejes la capacidad de eliminar la liberad de expresión a los que no te gustan. Libertad de expresión no es que no se diga lo que no quieres; sino, precisamente, que se diga lo que no quieres.

Estamos protegiendo que cualquiera pueda expresar su opinión libremente, sin ser insultado ni amenazado.

Y yo te llamo tontolculo por lo que acabas de decir (¿delito de odio?). Porque tu maldita ley no habla de insultos ni de amenazas, para los que ya hay otras leyes, sino de algo muy distinto. Silenciar la opinión que te parezca “de odio”. Por ejemplo, los que critiquen la política migratoria de tu jefa. O los que critiquen el islam, como los que en su día criticaron el cristianismo y crearon la Europa civilizada que conocemos hoy. Y que pronto dejaremos de conocer.

Esto no es una limitación, sino un pre-requisito para la libertad de opinión.

Tontolculo, no; lo siguente (delito de odio superlativo). Cree que cambiando la palabra cambia la cosa.

En realidad habría una solución. Pero Tontolculo (delito de odio reincidente) no la quiere, y por eso no la propone. Pedir a las redes sociales que dejen claro a la entrada si funcionan en modo kindergarten (safe space) o en modo adulto (la gente dice cosas que no te gustan). Y que empresa y cada usuario elijan su sitio. O que pongan dos secciones; como lo vean mejor. Pero se puede apostar con total seguridad que una propuesta en esa línea sería rechazada sin siquiera contemplarla. Porque estamos hablando de imponer una moral. La moral kindergarten en concreto.

Nota: Marod, no seas vago. Esta es como para ti.

Fuente, New York Times:

 

 

 

pollo-kindergarten

Me encuentro con este “tuit”:

Y lo primero que me sale es contarle mi solución cuando he estado en situaciones similares. Doy por supuesto que no se refiere darle un estacazo y tirarlo a la basura; o empujarlo suavemente hacia fuera de la casa, hacia su mundo. Para eso no suele hacer falta preguntar.

Vale; le puedo sugerir que, si es tan joven que ni medio vuela, le haga una papilla con agua, huevo crudo, y miga de pan; la meta en una jeringa sin la punta, y use eso para darle de comer. Probablemente sea bueno meter el pollo en una caja de cartón abierta, para que se sienta más seguro y se relaje. Yo tenía esa impresión. Y en cuanto le das en el pico unas pocas veces con la jeringa, en seguida lo abre pidiendo la comida. ¡Todo para adentro! Fácil.

Esto es una solución genérica, que yo he comprobado con pollos de gorrión y mirlo – pero sin plumas. Funciona muy bien. Y ya después puede buscar en internet algo más especializado para gaviotas. ¿Bonito o sardinas de lata en la papilla? Lo que sea. Seguro que las gaviotas son lo más omnívoro que existe. No creo que le hagan ascos a nada.

Pero pensando un poco, he descartado contestar algo tan obvio. Es una chica lista y que piensa con claridad. Seguro que está buscando el consejo del especialista, más allá de lo facilón. Y en todo caso siempre hay gente que contesta lo evidente. Eso no le va a faltar. No contestamos.

Pero queda la curiosidad. ¿Habrá alguna buena respuesta específica? Podría tener detalles interesantes. No es que vaya por el mundo buscando pollos de gaviota, ni que le tenga ninguna afición a las gaviotas de cerca, pero a un clic de distancia es un conocimiento no menos barato que inútil.  Sale a cuenta. Miremos.

Pues no. ¡Nada que ver! Ninguna respuesta va por ahí. Ninguna solución implica que la chica haga ella misma nada por el pollo. Y es torpeza mía, porque la pregunta era rara de cojones.

¿Debo hacer algo con este polluelo de gaviota?

¡¡¡Debo!!! ¿Eso qué es; un deber legal, moral, o qué? Y por ahí van los tiros, al parecer. Los animales nos producen deberes morales, cuando no los comemos. Y el deber moral despierta sentimientos y preocupación. Y para eso tenemos a Papá Estado para resolver la crisis.  A pesar de ser sentimental, es una relación completamente indirecta con la naturaleza — a través del presupuesto. Y con la inevitable participación de Twitter y la peña, que nos dirá cuál es el mejor camino para llegar a algún organismo oficial que se dedica a salvar los pollos en apuros.

Y es fenomenal, porque en el mundo kindergarten hay instrucciones para todas las situaciones. Esta venía en una de las respuestas.

pollo-en-el-suelo

La pregunta era ¿debo hacer algo?; y la respuesta es lo que debe hacer. Niquelado. Viven en el mismo mundo.

Y yo en la higuera, salvando a los pollos por mi cuenta. El último se llamaba Chiapucci, por el ciclista italiano – un gran escalador. Era gorrión, y superó todas las fases. Le tuve que ayudar a aprender a volar, por supuesto. Y a escaparse de los gatos. Los perros entendieron la jugada, y eran amigos. Y una vez ya joven independiente, se lanzaba desde los árboles cuando me veía llegar. Se posaba en el hombro, y me mordía la oreja. Luego se hizo adulto. Y me piaba desde el árbol de turno, entre sus compis, pero sin venir. Es muy estimulante saber que tienes un amigo entre los árboles, allí arriba. Amplía el mundo. Perspectivas.

chiapucci

Digamos que se trata de una forma distinta -y ahora tal vez extravagante- de cumplir la misma misión y la misma moralidad, pero sin presupuesto público. Vaya, con “skin in the game”. No en el sentido de dinero, que no es nada, sino de inversión sentimental. Si se muere después de toda esa dedicación te da mucha pena. Y te enteras, porque no lo has dejado en manos de una institución, y te olvidas. Pero Chiapucci salió muy bien, y nunca le olvidaré. Tampoco fue el único, pero fue más especial. Llegó en una fase más temprana, que parecía imposible. Rescatado de la boca de un perro.

Y aquí puede haber una lección interesante, además de la extraña relación del kindergarten con la naturaleza. Tan sentimental, pero tan distante y mediada. Y es que yo no sé si en España hay una crisis social provocada por el PP y la asquerosa derecha (no se puede uno creer sin más lo que diga Pablito); pero si fuera cierto, sería con ganas. Porque hay que ser un país rico de cojones para dedicar recursos públicos a atender los pollos ¡de gaviota! La rata voladora. Y no es sólo que se dediquen recursos, sino que todo el mundo, todo el kindergarten entero, da por supuesto que eso es lo suyo.  Lo suyo del estado, quiero decir; a mi no me líes con que me busque mis propias soluciones para mis sentimientos franciscanos.

Cierto; es muy limpio, muy cómodo, y muy bien. Yo prefiero Chiapucci. Más listo que el hambre desde ese cerebrín.