Me encantan estos nuevos partidos políticos fantásticos; paridos y dirigidos por intelectuales pero con comportamientos -en algunos momentos decisivos- como de niño de teta. UPyD, y ahora Ciudadanos.

Pongamos la versión cínica, a ver si lo pillan. Imaginemos que ninguno de los cerebros de C’s cae en la tentación de pensar en algo diferente del interés del partido. O sea, nada de bien común, ni ética, ni leches. Navajeo y tira para adelante. E imaginemos también que no evitan las pulsiones más primarias y feas, como el odio. Y tendríamos que estarían condicionados por dos objetivos. Un odio fortísimo a Rajoy, que les ha hecho la puñeta con el canto del voto útil, y el amor desmesurado al poder de todos los animales que se dedican a la política. ¿Qué postura les convendría adoptar tras estas elecciones?

Parece clarísimo. ¡Apoyar la candidatura de Rajoy como presidente del gobierno! O sea, de momento un gran al lamelibranquio de plastilina, y antes incluso de que este abra la boca. Y las condiciones las dejas, de momento, en nebulosa. Regeneración blablabla. Hasta que el cuerpo electoral haya digerido que la formación de gobierno está a huevo y no hay ningún impedimento mayor para un pacto. Rajoy y Arriola encantados, porque ven que se van a comer a Ciudadanos — que su obsesión básica.

Y cuando llega el momento de la firma sacas la parida de la chistera. La primera medida del nuevo gobierno va a ser eliminar la inmunidad a todos los españoles, menos el Rey; eliminar la posibilidad de indulto a todo cargo público y a todo condenado por llevarse pasta pública; un agravante gordo a todos los delitos económicos cuando el dinero es público; y quitarle los indultos al gobierno, y dejarlos en manos de un organismo judicial independiente, elegido a sorteo entre los jueces.

Esto no quita el resto de medidas que Ciudadanos considere conveniente pactar. Jueces, educación, controles independientes, lo que sea. No sería más que un navajazo de última hora, por sorpresa. Pero se trata de un navajazo que le corta el cuello a Rajoy, sin quitarle la silla. Demostraría que el voto “inútil” era exactamente el voto más útil que había. Y dejaría a todo el choriceo del PP (y de PSOE) a los pies de los caballos. Y más espectacular; le dejaría a Rajoy completamente con el culo al aire. Como la esencia y compadre de toda la corrupción. Vaya, como lo que es. ¡Luis, sé fuerte!

con-el-culo-al-aire.png

El PP tendría imposible negarse a esa medida con una explicación razonable. También tendría imposible explicar por qué no la ha aplicado él por su cuenta, sin necesidad de los alicientes externos del voto inútil. Y es un mensaje que no necesita ninguna labor especial de venta, porque todo el mundo lo entiende a la primera. Riverita le habría metido un gol espectacular a los chorizos.

Por decirlo más claro. No hace ninguna falta llamarle chorizo, y hasta es contraproducente. Es mil veces mejor mostrarlo como tal sin usar el adjetivo.

Todos los objetivos quedarían cumplidos. Tanto los confesables como los inconfesables. Y después de la firma que Rajoy no podría evitar, la pregunta más impertinente: ¿Mariano, quién decías que ha ganado las elecciones?

Pero parece garantizado que se empeñarán en hacer las cosas al revés. No, no, y no; haciendo del compadre mayor del choriceo una víctima. Y sobre todo, haciendo de antisistema. Manda narices que no hayan aprendido la lección de Brexit.

Hace un tiempo que Girauta va tomando aspecto de Gorriarán. Esto es, no un simple cortador de cabezas al uso, sino un cortador de cabezas de chiste. Como el bombero torero es al torero.

eva-prats-y-giratuaran

Y parece que este campeón ha mejorado al maestro. Según dicen, va más allá. No se limita a bloquear a cualquier turista que ose criticar (o simplemente no adorar) a Su Ilustre Señoría. ¡Que va! El delito de lesa majestad es demasiado fuerte para castigarlo con un simple condón sanitario.  Hay que quitar la condición de ciudadanos a los díscolos. Y así, Girautarán “reporta” a los usuarios de Twitter que no bailan al son de su flauta, en vez de limitarse a “bloquearlos”. Se nota porque Twitter te exige dar unos pasos para recuperar el acceso a la cuenta, como cambiar la contraseña, confirmar el email, o proporcionar un número de teléfono.

girauta-reporta

Twitter tiene tres formas que permiten defenderse de alguien que le resulte molesto a un usuario.

  1. Silenciar. Sirve para que los “tuits” de alguien dejen de aparecer en tu cronología. Tú no los ves, pero él no se entera y sigue viendo los tuyos.
  2. Bloquear. Elimina toda interacción entre ambos. Como una barrera que hace que  cada uno desaparezca de Twitter para el otro. Y el otro se da cuenta de que no puede ver tus “tuits”. Como un caramelo para Gorriarán.
  3. Reportar. Es una denuncia de comportamiento abusivo. Está pensado para frenar a los que amenazan, acosan, o incitan a la violencia [–>]. También se puede denunciar por “spam”. Según algunos usuarios, Girautarán cree que está pensada para que Dios, o sea Girauta, pueda ahormar el mundo a su gusto.

Y aquí viene un experimento que se podría hacer a cuenta de este fenómeno de gatillo fácil y piel hipersensible. El abuso de denuncia es indudablemente un abuso de sistema. Y Twitter asegura que investiga los casos de denuncia de cuenta. Si lo han hecho bien, supongo que tendrán algún automatismo de respuesta ligera ante la denuncia, como ese de tener que recuperar la cuenta. Y que dejarán pasar el asunto si la cuenta no recibe más denuncias. O bien la cerrarán definitivamente si es algo muy recurrente. Tendría sentido que hicieran algo así.

Pero probablemente hayan pensado en el caso inverso. Que el abusador no sea el denunciado, sino el denunciante. Por ejemplo, que sea cierta la acusación de que Girauta se  dedica a denunciar cuentas simplemente porque le pregunten con educación lo que no le gusta que le pregunten.

girautaran-on-steroids

En ese caso en Twitter no verían una cuenta que recibe muchas denuncias, sino una cuenta que reporta demasiado alegremente. Abusando del sistema de denuncia, y usándolo para lo que no está pensado.

También puede que esto sea una exageración, y sólo se trate de unos cuantos casos anecdóticos que casualmente me han tocado de cerca. Mucha casualidad parece, porque no es nada normal denunciar una cuenta que no sea de “spam”. Yo creo que una vez bloqueé una cuenta de un filoetarra muy atascado conmigo, pero ni se me pasó por la cabeza denunciarla. Y esa es toda mi experiencia en este asunto.

También es verdad que Gatillo Fácil no me ha bloqueado ni denunciado a mi (¿todavía?), a pesar de haberle lanzado un anzuelo.

pm-giraurran

Pero por otra parte no parece muy normal un tío que se dedica a echarle rapapolvos a los abstencionistas (o sea, normalmente , yo).

girauta-y-abstencionistas.png

La próxima vez que me paren por la calle y me digan lo que tenemos que hacer yo preguntaré: ¿Usted fue a votar o no? Y si me dicen que no, me daré la vuelta y me marcharé

Lo mismo que en Twitter te bloquea. O te denuncia. ¿Denunciará también a los abstencionistas?

No seas animal, Girautarán. No ha muerto tanta gente por eso. Pero si lo hubieran hecho para que los playeros “pudieran” votar, no lo habrían hecho para que los playeros “tuvieran” que votar. Poder es la capacidad de hacer algo … o de no hacerlo. Y esa es la diferencia entre la libertad, y tú.

Hasta los cojones de los cafres en los partidos fantásticos.

Luis Bouza-Brey

El rol que va a desempeñar Ciudadanos es complicado: por una parte, parece probable que tenga que pactar, desde una primera, segunda o tercera posición, con otro u otros partidos para formar Gobierno.
Por otra parte, Ciudadanos tendrá que actuar de catalizador para iniciar el proceso de reforma constitucional e institucional necesario para Regenerar el sistema político. Una regeneración cuyo núcleo esencial debería ser la reforma del sistema electoral, a fin de dar autenticidad a la representación política y acabar con la oligarquía cleptocrática que nos domina.
A ello habría que añadir una reforma del Estado Autonómico y del Senado para impulsar la cooperación centrípeta y acabar con la centrifugación y el etnicismo antidemocrático y reaccionario de los nacionalismos.
Debido a la complejidad de su rol, Ciudadanos debe actuar con sumo cuidado, creo yo que sin poner vetos a Rajoy, si éste no se cierra en banda ante las necesidades de Regeneración y reforma, y también promoviendo cambios en el PSOE, a favor de dirigentes que impulsen el pacto de Estado por la Reforma y se dejen de cordones sanitarios contra el PP y alianzas hacia la extrema izquierda, con indios bolivarianos. Y no se me ocurre un cambio más positivo para conseguir este objetivo que la sustitución de Sánchez por Susana Díaz, después de una derrota bien merecida del PSOE y el PSC.
En fin, este comentario viene a cuento por la nueva información que nos proporciona hoy José Alejandro Vara en “Vozpópuli”:
Ciudadanos ya supera en escaños al PSOE, según la última encuesta del PP

Podría esperarse que un tío que está viviendo una segunda vida política, después de salvarse milagrosamente del abrazo con la mafia Libertas, tendría tendencia a andar con pies de plomo. Y con propuestas serias, para que nos olvidemos que sus anteriores socios bien podrían ser la radiografía de la corrupción política y moral. Su quintaesencia. Vaya, que para ir por el mundo de Blancanieves, es mejor que primero consigan que nos olvidemos de su reciente noviazgo con el Lobo Feroz.

ciuadanos-y-el-lobo-feroz

Por ejemplo, si quieren jugar la carta de la regeneración y la limpieza, podrían empezar por jugar limpio.Y hacer un pacto y plan serio con el partido cuyo gobierno vayan a facilitar. Pero no seguir con la política espectáculo de siempre. Lo chorrada sobre si los demás hacen o no hacen primarias — como si UPyD no hubiera hecho primarias y se hubiera deshecho de Sosa Wagner el minuto después. O como si las primarias en Ciudadanos fueran algo más que una grasienta crema cosmética.

Pero ya el colmo es forzar unas dimisiones que parecen de chichinabo, para vender que hemos conseguido cambiar España, y cosas así.

riverita-dimisiones

¿Cambiando en España? No parece que Luis Garicano, a primera vista la única cabeza seria y presentable en Ciudadanos, piense parecido:

garicano-dimisiones

Acojonante. Se han molestado en pedirle a Garicano un programa de actuación política que arregle las peores disfunciones de España en lo económico y lo educativo. Y ha producido un documento / estudio que puede gustar más o menos, dependiendo tus aficiones. Pero que nadie discute que es consistente, eficaz, y que mejoraría las cosas. Mucho. Pero en vez de basar los pactos en el documento serio que señala los problemas de verdad, y una forma muy válida de encararlos, el niñato Rivera prefiere el espectáculo facilón de conseguir la dimisión de alguien que muy probablemente no tiene el menor motivo para dimitir.

Claro, el camino fácil siempre tiene un precio. Si todo lo basas en dimisiones por imputación, ocurren dos cosas. Que no estás actuando sobre la corrrupción futura, y que estás poniendo en manos de los jueces una herramienta política que no les corresponde. Y aunque pienses muy bien de los jueces, por ejemplo porque eres un optimista patológico, deberías aceptar que siempre salen ranas en cualquier colectivo.

Imagina la jugada.

Partido A: ¡Vamos a limpiar España!

Partido B: ¡Vamos a limpiar España!

Llegan las elecciones, pactan, y cada uno obliga al otro a un par de dimisiones de imputados de risa. Conclusión:

Partidos A y B: ¡¡¡Hemos limpiado España!!!

¿De verdad?

Empieza a tener muy muy mala pinta Riverita. La prueba definitiva podría ser cuando Garicano dure lo que duró Pizarro en el PP. El problema es que la prueba te llegue *después* de haberles votado. Así que tal vez convendría estar un poco atento, y fijarse en si el tren está circulando por la vía del espectáculo y los fuegos artificiales, en lugar de por el planteamiento discutible, pero impecable, con el que te había convencido Garicano. O sea, si se trata de buenas cabezas presentando ideas de utilidad, que compiten, o sólo se trata de un niñato caradura y guapín. Y una demagogia tan barata como la de Rosa Díez. Cuidadito con Ciudadanos y Riverita

Seguirá …

Las condiciones de Ciudadanos para el pacto:

 

Me parecen correctas todas menos la de las elecciones primarias: se transforma una opción organizativa particular en requisito universal; se impone a otros lo que es una opción particular discutible.

Luis Bouza-Brey

Zarzalejos describe hoy en un artículo este fenómeno. Pero lo mismo sucede con UPyD, con el PP, y con el PSOE, caladeros desde donde afluyen intenciones de voto hacia Ciudadanos, según las encuestas.
Por ello, ya se va viendo como se desata una tormenta de rayos y truenos desde todas las direcciones, a fin de frenar este aumento constante de las intenciones de voto a Ciudadanos.
Lo que cabe preguntarse es si la tormenta tendrá un efecto relevante sobre este flujo actual y futuro. Y tambièn, sobre las consecuencias de un menor o mayor decrecimiento del aluvión hacia Ciudadanos.
Pero para detectar una respuesta es preciso indagar sobre las causas de este proceso:
La principal de ellas es que el régimen del 78 degeneró y agoniza, y a sus actores principales y secundarios se les considera responsables de la degeneración e incapaces de regenerarlo.
Veamos por qué:
En primer lugar, PSOE y PP llevan varios años enzarzados en luchas partidistas por alcanzar el poder a costa del sentido de Estado y del interés general, incapaces para alcanzar consensos en políticas de Estado y entregados a centrifugar éste para obtener apoyos del nacionalismo etnicista. Produciendo desgobierno y traicionando con ello los principios respublicanos y democráticos de libertad e igualdad, pervirtiendo y violando la Constitución y fomentando el fundamentalismo nacionalista y las propensiones a la desarticulación y balcanización del paìs.
En segundo lugar, IU-IC han jugado el papel de actores subordinados a estas políticas de PSOE, PP y nacionalistas, dejándose llevar por ellos a cambio de silencios y/o protestas retóricas intercambiables por pequeñas migajas de poder.
En tercer lugar, UPyD, que surgió como alternativa regeneracionista y tercerista ante este proceso degenerativo, se transformó en un engendro despótico y falsario, depurador de discrepancias internas y esterilizado para dar cabida e impulso a las fuerzas regeneracionistas existentes en el país. Su destino es la implosión e irrelevancia por arterioesclerosis y selección negativa de cuadros y afiliados.

El desarrollo de esta dinámica degenerativa del régimen del 78, bloqueado por efecto de mecanismos disfuncionales como un sistema electoral pseudorepresantativo, un modelo de Estado autonómico pervertido y destructivo, y una jurisdicción lenta, ineficaz y dependiente, ha llevado a la deslegitimación y desautorización del régimen y sus actores, y a la aparición de fuerzas emergentes como Podemos y Ciudadanos, para responder a la degeneración y el caos.
El movimiento del 15M, del que deriva Podemos, se desarrolló hace ya varios años, siendo dirigido por un sector de IU, descontento con su partido e influido por el socialismo bolivariano de Chávez y el castrismo. La orientación inicial de este movimiento fue revolucionaria, dirigida a acabar con el régimen del 78, y a modificar sus parámetros constitutivos, como el modelo económico, las alianzas internacionales de España, las relaciones con la Iglesia, y la Constitución.

Ciudadanos existe también desde hace años en el ámbito catalán, pero diversas contradicciones y conflictos internos le impidieron hasta 2014 adquirir el convencimiento de la necesidad de transformarse en un partido de ámbito nacional español y de difundir a este nivel su orientación reformista, laica, progresista y opuesta al etnicismo, por consiguiente. Por ello, su ascenso al àmbito político del conjunto del Estado se ha producido con un cierto retraso, ocasionando este desfase procesal de recién llegado que bebe de todos los actores, creciendo lenta pero inexorablemente, hasta límites todavía indeterminados, y causando graves preocupaciones a los demás.

Habrá que ver como evoluciona este proceso, pero no es descartable que la crisis del régimen y la desautorización de los demás actores lleve a Ciudadanos a transformarse en la Alternativa Democrática y Reformista al derrumbe del régimen y la desarticulación del Estado.
Si esto fuera así, como parece probable, Ciudadanos y España necesitan el máximo apoyo popular, para conseguir evitar los múltiples peligros que nos acechan.

Lean a Zarzalejos:

http://blogs.elconfidencial.com/espana/notebook/2015-04-28/podemos-se-desinfla-ante-ciudadanos_783614/

 

Luis Bouza-Brey

 

La agonía del régimen del 78 hace tiempo que se veía venir. Lo preocupante, ahora, es la descomposición del PP, que parece como si pudiera explotar lo mismo que un globo. Y eso no es nada bueno: si los dos grandes partidos del régimen constitucional revientan, el futuro del país puede caer en manos de locos y demagogos de uno y otro signo, al estilo de lo sucedido en Italia, lo que abriría una etapa larga de fragmentación e inestabilidad o propensión a la dictadura.

Y eso es lo que hay que evitar, el hundimiento del sistema político hacia la anarquía o la dictadura, a causa de que nadie sea capaz de coger el timón con liderazgo, fortaleza y seguridad.

Uno cree que Rivera y Ciudadanos podrían desempeñar el papel de pivote en el que asentar el cambio, abriendo una etapa de transición y catarsis del país que pemitiera hacer limpieza, regenerar los órganos gangrenados y refundar el consenso para realizar las reformas constitucionales, económicosociales y culturales que posibilitaran a España enderezar el rumbo.

Pero para poder seguir este camino no traumático es preciso evitar que la pérdida del poder que va a afligir al PP lo lleve a la autodestrucción.

Hay que poner la vista en el PP y estar alerta ante el peligro.

Lean como ven en “Vozpópuli” la situación, aunque, en mi esquema, intento ir algo más allá.

Agonía del régimen de 1978 y descomposición del Partido Popular