otros


jennifer-smith-coral

Es un análisis que ha examinado todos los estudios de los diez últimos años sobre los arrecifes coralinos en el Pacífico Central, para evaluar su salud. Y para examinar la diferencia entre islas habitadas y deshabitadas. Ninguna broma; 450 arrecifes en 56 islas.

La autora princial, Jennifer Smith (foto superior) es la investigadora jefe del laboratorio de Ecología del Coral en la Scripps Institution. Su misión es encontrar estrategias de preservación del coral, y de recuperación de los que están mal. [–>]

En el San Diego Union-Tribune tienen declaraciones suyas [–>]:

There are still coral reefs on this planet that are incredibly healthy and probably look the way they did 1,000 years ago,” said Jennifer Smith, lead author of the study and a professor at Scripps’ Center for Marine Biodiversity and Conservation.

“The scientists were practically in tears when we saw some of these reefs,” she added. “We’ve never experienced anything like it in our lives. It was an almost religious experience.”

Sí me extraña que eso le cause sorpresa. Cualquiera que haya vagabundeado un poco por el Pacífico ha visto que es muy diferente el estado de los arrecifes de coral en función, no sólo de que la isla esté habitada o deshabitada, sino de la lejanía al humano más cercano. Y los más saludables son, con diferencia, los que ni siquiera tienen isla. Los que son sólo un arrecife en medio de la nada. Por ejemplo, Minerva [–>].

Importante pues la diferencia de mirar lo que pasa en islas no habitadas. Vaya, es clave. Es muy fácil decir –hay calentamiento global– y –hay un empeoramiento de los arrecifes de coral-, por lo tanto –¡el calentamiento global está acabando con los corales!-. Sí, puede ser. Pero también puede ser que otras guarradas humanas estén perjudicando los arrecifes coralinos. Y si pensamos que es por el Calentamiento Global Acojonante, nos olvidaremos de vigilar las otras posibles causas — entre ellas lo sucios que somos y lo que abusamos de la pesca si no nos controlamos. Los pescadores en general no son muy partidarios del budismo zen. No ven lo que hay debajo del agua y los estragos que causan. Y de la basura y la mierda química que tiramos, mejor ni empezamos a hablar.

También miran la diferencia por la latitud. Que sirve para tener perspectiva sobre esa idea implícita y grotesca de que al coral le va mal el calor. Sí, en realidad se refieren a calentamiento, y no calor. O sea, cambio. Pero con los cambios naturales de año a año, con El Niño y tal, lo del Calentamiento Global Acojonante como cambio de temperatura es de risa.

Podemos ver unos gráficos que vienen de la digitalización de su gráfico de resultados.  Por ver algunos detalles con mayor claridad. Por ejemplo, dejan claro que la salud del los arrecifes coralinos es significativamente superior en las islas deshabitadas que en las que gozan de antropoides. Pero aquí podemos ver cómo esa diferencia es muy variable según el archipiélago del que se trate. Los archipiélagos están ordenados de norte a sur, sin más.

arrecife-coralino-habitadas-deshabitadas-por-archipielagos

Lo mismo, presentando todos los resultados resulta más difícil de ver.

arrecifes-coralinos-habitadas-deshabitadas

Hay una clara diferencia de norte a sur. Pero está el ecuador por medio (las islas de la Línea están en ecuador, y Samoa queda al sur). Mejor si las ordenamos por latitud absoluta (sin distinguir norte y sur) y miramos la separación del ecuador. Suponiendo razonablemente que cuanta menor latitud, mayor calor.

arrecifes-coralinos-por-latitud-y-habitacion.png

Como suponíamos, el coral está más saludable cuanto más caliente.

Y respecto a la variación de temperatura, podemos ver lo que hace el Calentamiento Global Acojonante en las Islas de la Línea comparado con lo que hace la naturaleza. Son las más a la izquierda (menos latitud, más calor) del gráfico anterior.

el-nino34-T-linea

El gráfico representa la temperatura del agua en la zona rosa de este mapa, donde están las Line Islands.

line-islands-el-nino

Es un poco trampa, porque es una zona a la que no le afecta el “calentamiento global”. Por lo que sea (nadie lo sabe). Pero sirve para hacerse una idea. El mar, globalmente, y entre 60ºN y 60ºS, se ha calentado a una décima de grado por década en ese tiempo de la gráfica. Si la zona de Line Islands se hubiera calentado como la media global, se vería una línea de tendencia rosita como la que le añadimos al dibujo.

calentamiento-global-y-natural-nino34

Eso es lo que le asusta el Calentamiento Global Acojonante al coral, porque el pobre no tiene costumbre de que le cambien la temperatura. Tiene variaciones naturales de cuatro grados en un par de años, y se va a agobiar por tres décimas supuestamente antropogénicas en treinta años.

Se puede resumir el estudio que comentamos con una de sus frases:

The average per cent cover of active reef builders (figure 3e,f) across all islands was 39.18% (+3.30 s.e.; range 1.8–91.6) and was significantly greater (electronic supplementary material, table S2) on uninhabited islands than inhabited islands (45.18 versus 27.26% cover, respectively). Reef-builder cover was also negatively correlated with latitude,

Y su gráfico:

schmith-et-al-2016-fig-3

Las islas de los estudios que han usado son estas:

smith-et-al-2016-fig1a

Fuente. He visto el trabajo, que no conocía hasta ahora, en un artículo de Jim Steele en WUWT. Interesante, como es siempre Steele.

Más morbo. Puedes encontrar artículos de la misma temática en su sección en la plaza.

 

En Cádiz empezaron, pero no ha habido persistencia en la tarea.

Cádiz

LAS CORTES DE CÁDIZ

No vamos a meternos a explicar por qué ocurre El Niño. Sólo recordar que produce unas oscilaciones grandes de temperatura en el Pacífico ecuatorial, que tienen repercusión en el clima de muchas zonas distintas de la tierra. Y repercute en eso que está tan de moda: la “temperatura global”. Haremos unos gráficos para mostrar esto último.

Cuando miden El Niño, lo que miden son esas diferencias de temperatura mencionadas. Y dentro del gran área donde ocurre, usan la temperatura de una zona menor, porque la consideran más relevante. La que llaman niño 3.4. Mapa. La zona en rojo es la de El Niño 3.4.

el-nino-34-mapa

Y esta es la (anomalía de) temperatura media mensual de esa área en rojo desde que se mide en condiciones (1982)

el-nino34-T-barras

Se ve muy claro que a  veces hay lo que llaman un “súper-Niño”, en que la temperatura pasa de largo de los +2ºC, cuando las demás veces no llega. Y vemos que la temperatura no es muy distinta en los picos de los “súper-Niño”.

  • 1982: +2,79
  • 1998: +2,69
  • 2015: +2,95

Con una media de doce meses, en vez de mensual, las diferencias son algo distintas.

  • 1982: +1,62
  • 1997: +1,80
  • 2015: +1,89

El pico suele ser en diciembre, y por eso le llaman El Niño. Igual que a la lotería.

Otra curiosidad. La zona de El Niño 3.4, cuya temperatura es el principal índice climático del planeta, no está afectado por las emisiones de tu tubo de escape, ni por Calentamiento Global Acojonante alguno. Vaya; ni acojonante, ni no acojonante, ni nada. Ahora es un buen momento para verlo, porque justo hay dos El Niño versión súper al principio y al final de la serie, y se compensa su efecto.

el-nino34-T-linea

Y no es algo sólo de la zona 3,4. Pasa lo mismo si incluimos las zonas 3 y 4 enteras. O sea, el Pacífico ecuatorial entero  no tiene calentamiento global.

el-nino-3-y-4-T-linea

No se pretende que esa falta de calentamiento tenga un significado especial, pero es una curiosidad que no suele saberse.

Ahora veamos la relación entre la temperatura en esa zona de el Niño 3.4 y la temperatura global, con y sin calentamiento global. La serie de temperatura global será la de satélites medida por el equipo UAH (Christy, Sencer).

Queda un gráfico un poco guarro, pero es que son 413 puntos de datos por dos series.

el-nino-y-uah-desde-1982

Se ve muy claro que las oscilaciones mayores de temperatura global vienen precedidas por las oscilaciones de temperatura de esa zona de El Niño. Pero también se ve una diferencia clara entre la primera y la segunda mitad del gráfico. Las series iban separadas, con El Niño por arriba, y se han puesto a la par.

Vamos a hacer un gráfico experimental, rellenando de color las diferencias. Azul cuando es superior El Niño, rojo cuando es superior la temperatura global.

el-nino-y-uah-colorines

En la parte de la derecha, cuando van juntas las series, se ve azul cuando sube la temperatura y rojo cuando baja. Normal, es porque El Niño va adelantado a la temperatura global.

En la parte izquierda hay más azul, que se puede explicar porque las series no van juntas, sino que la temperatura global está por debajo. Pero pasan un par de cosas raras. En 1983 no sube la temperatura, como debiera. Y en 1992 pega un bajón cuando debería subir moderadamente. Son las mayores separaciones de las dos series. La explicación convencional se ve en este gráfico que muestra el “espesor” de la atmósfera (la menor transparencia cuando está espesa) debido a las erupciones volcánicas. La medida es de la atmósfera global, no donde estuviera el volcán de turno.

profundidad-optica-aerosoles.png

La subida del “espesor” en 1982 es por el volcán El Chichón. La de 1991 por el Pinatubo. Ese espesor (profundidad) atmosférico disminuye los rayos de sol que llegan a la superficie del globo.

Pinatubo:

erupcion-pinatubo

Y cerramos esta serie de curiosidades sobre el Niño, la temperatura global, y la pausa, con la pausa. Que nos faltaba. ¿Qué diablos pasa con la pausa? Zoom sobre ella.

el-nino-y-uah-desde-1997

No hay nada que sugiera un salto que vaya a separar las dos series. Al contrario, la bajada de este “súper-Niño” está siendo mucho más junta, con menor retardo del normal. Si suponemos que el índice El Niño 3.4 va a seguir sin calentamiento, y que las series siguen pegadas, ¿qué podemos suponer de la temperatura global medida por los satélites? ¡Que seguirá la pausa! Pero es verdad que el salto, la separación de las series, puede venir después de el Niño. Con La Niña, si hay. Pero también podría ser un salto hacia abajo, y la liamos.😉

Y este es el cuento de hoy.

Datos.

El Niño:

UAH:

Aerosoles:

 

 

Actualización: Hay un fallo gordo en el argumento, del que avisa Caray [–>]. He tomado las cifras de homicidios por mil de negros y blancos como si fueran sobre población total, y no sobre población de cada raza. Así que no vale la crítica a The Guardian.

black-lies-matter

Me acusarán de llevar la contraria. Pero es inevitable si cuando te dan una hoja para que mires el haz, le das la vuelta y miras también el envés. Estrategia que puede no ser tan peregrina como indicaría su impopularidad, porque todas las hojas están compuestas de dos caras.

El problema que nos ocupa, visto desde el haz, lo plantea muy claramente The Guardian. Ninguna sorpresa.

black-lies-matter-the-guardian

No contento con el titular, The Guardian insiste en el texto:

A pesar de representar un mero 2% de la población de EEUU, los afro-americanos hombres entre 15 y 34 años supusieron más del 15% de todas las muertes registradas este año en las investigaciones sobre uso de fuerza mortal por la policía. Su tasa de muertes policiales fue cinco veces superior que la de los blancos de la misma edad.

Bastante impresionante. Pero no por ser cinco veces superior, sino por la falta de perspectiva y contexto del periódico. Por el mismo argumento podrían decir que la policía mata muchísimos más hombres que mujeres, o muchísimos más jóvenes que niños o maduros. O, ya rizando el rizo, que mata muchos más urbanitas que pueblerinos. ¿Sugeriría The Guardian que la policía de EEUU odia a los hombres, a los jóvenes, y a los urbanitas? Pues esa es la imbecilidad que plantea con los negros, con el mismo argumento y sin el menor rubor.

A pesar de que a los periodistas de The Guardian no les resulta de ninguna utilidad, el Bureau of Justice Statistics da la información necesaria para entender si los polis están matando negros desproporcionadamente, o la cifra del periódico tiene exactamente la misma explicación que el hecho de que también maten más hombres que mujeres.

Primera “sorpresa”. No es necesariamente que la poli odie a los jóvenes, sino que los jóvenes matan más.

  • De 14 a 34 años: 48 por 100.000
  • De o a 14 años: 0 por 100.000
  • De 35 a 49 años: 5 por 100.000
  • De 50 para arriba: 2 por 100.00

bsj-homicidios-por-edad

O sea, el 87% de los homicidios culpables los producen los del rango de edad señalado con escándalo por el periódico. ¿Qué esperaban los periodistas; que los polis maten abuelitas, o maten a los que matan?

Y por el mismo procedimiento se puede examinar lo del odio a los negros.

In 2008, the offending rate for blacks (24.7 offenders per 100,000) was 7 times higher than the rate for whites (3.4 off enders per 100,000) (Figure 18).

bsj-homicidios-por-color

Como no son los mismos años (el BSJ acaba sus datos en 2008), no se puede afinar mucho. No podemos decir que los polis estén matando a menos negros (5×1) de lo que corresponde a su nivel criminal (7×1). Pero sí se puede decir que lo que esperarías si los polis hacen bien las cosas (sin sesgo) es una desproporción negros / blancos  en la línea de lo que se observa. No sólo no es ningún escándalo el dato que destacan en el titular y remachan en el texto, sino que es el dato que razonablemente esperas.

Y ya que estamos, ¿quién mata a quién — si jugamos  los colorines? Esta vez dan la cifra en porcentajes.

La inmensa mayor parte de los homicidios son intra-raciales. Pero cuando son entre razas, es el doble de veces el negro matando al blanco que al revés.

  • Negro mata negro: 43%
  • Blanco mata blanco: 40%
  • Negro mata blanco: 9%
  • Blanco mata negro: 5%

bsj-negros-blancos-matan

Yo no creo que los colorines tengan mucha relevancia en este asunto, y sí la situación socioeconómica. Los negros están proporcionalmente más colgados. Pero sería mejor que no nos cuenten cuentos. Entre otras cosas, porque algunos cuentos son incendiarios.

Añadido. De CSC en los comentarios:

En esta base de datos:

http://www.theguardian.com/us-news/ng-interactive/2015/jun/01/the-counted-police-killings-us-database

Dice en números generales, de muertos por la policía
13 nativos americanos (3.4 por millón de nativos)
138 negros (3.28 por millón de negros)
88 hispanos (1,59 por millón de hispanos)
281 blancos (1,42 por millón de blancos)
10 asiaticos (0,56 por millón de asiáticos)
41 otros, desconocido….

Para un total de 198 millones de blancos + 4 millones de nativos + 18 millones de asiaticos + 55 millones de blancos + 42 millones de negros = 317 millones de useños

si pasas la estadística relativa a millones de useños en lugar de discriminar por población queda

nativos americanos 0.04 por millón
negros 0.44 por millón
hispanos 0.27 por millón
asiaticos 0.03 por millón
blancos 0.88 por millón
otros 0.13 por millón

Ahora cambia bastante la cosa…. estadísticas para que os quiero.

Por cierto no encuentro la forma de hacer que la tasa de negros sea cinco veces la de blancos. Supongo que faltan fuentes de datos, o su estadística no es que sea “creativa” sino que es directamente “fantasiosa”

Esto es peor que las encuestas de voto en España.

Enlace de interés:

the study found that twice as many white men “…are killed in police use of force situations” than black men.

Enlace añadido. NYT:

junio-2016-tem-global-uah-y-modelos

Roy Spencer en su blog:

Con el rápido enfriamiento ahora en curso de la temperatura global media troposférica, mi anterior predicción de un año récord en las medidas de los satélites para 2016 parece … bueno … prematura.

Básicamente, si las anomalías (las temperaturas)  se mantienen por debajo del valor de 0,34ºC de junio, 2016 no será un año récord.

Significado. Si eso ocurre, la “pausa” en el calentamiento global según lo miden los satélites alcanzará casi seguro los 20 o 21 años. Porque el Pacífico se pondrá muy probablemente en modo La Niña. Y en ese caso quedarán dos opciones.

1) Los satélites miden mal.

2) Los satélites miden bien y los modelos climáticos son una caca. Lo que querría decir que el cuento del Calentamiento Global Acojonante es … ¡un cuento!

Actualización:

Aprovechando que ya están los datos de RSS, ponemos el mismo gráfico con la medición del otro equipo que usa satélites para medir la temperatura global.

junio-2016-rss-temp-global-y-modelos-climaticos

potemos-y-el-amor

Ya sabéis que yo soy mucho de amor y eso, pero no me resisto a añadir algo también necesario para este momento. Ante cualquier conflicto interno, desde la Secretaría de Organización se buscará en un primer momento la solución mediada, amorosa, consensuada y de sentido común. En caso de que la vía del amor y los cuidados se demuestre inútil, se actuará de manera contundente, decidida, concreta y grave contra quienes no comprendan (hablo en general; no de este órgano) que las guerras internas nos desangran, nos queman y nos hartan. Para que crezca el amor no sólo hay que regarlo sino también extirpar las malas hierbas de las violencias enquistadas. Sé que no hará falta, pero siempre es bueno tener un plan B cuando el amor no gana

Mensaje a los corintios de Pablo Echenique, Secretario de Organización, en el canal de Telegram del Consejo Ciudadano Estatal de Potemos. Según El Diario.es [–>].

Y al parecer, todo el problema del mensaje es que “en algunos sectores de Podemos se considera una amenaza”.

No tengo palabres.

El editorial de hoy de “ABC” es interesante, y me ha suscitado un comentario que introduzco como nueva entrada. Vedlo:

http://www.lbouza.net/ESPANA/lb24616.pdf

 

Página siguiente »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 1.008 seguidores