Mahomalandia


bolardos

Cuando contestan tonterías demasiado espectaculares, suele haber gato encerrado.

Las respuestas, tipo LSD, vienen de La Vanguardia

“Cuando hay actos concretos muy concurridos se ponen los New Jersey (barreras de hormigón). Estas medidas siempre se han hecho. Pero no cada día. Técnicamente se descartó, desde el punto de vista de accesos, emergencias, cargas y descargas”, ha explicado Turull.

¿Técnicamente hay algún problema en bolardos como los de arriba, que se pueden bajar cuando es necesario?

Lo de Colau ya es como para ponerlo con violines:

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha descartado este sábado llenar Barcelona de barreras, ya que supondría que los terroristas habrían conseguido su objetivo, y ha remarcado que la capital catalana quiere ser “una ciudad en libertad”.

““Es imposible llenar la ciudad de barreras porque sería impracticable”. “Y eso es justo lo que quieren los terroristas, que vivamos repletos de barreras”, ha declarado la alcaldesa.

Fuerte. Ahora resulta que a los posmo-comunistas les preocupa la libertad. O que hay alguna incompatibilidad entre lo que quieren conseguir los islamistas con su industria de asesinatos, y lo que quieren Colau y Cía. por otros procedimientos. Y la financiación, y el apoyo político – cultural mutuo constante, son por lotería. Casualidad. Pero lo que sí es obvio es que tienen algo de mucho peso contra los bolardos. Si no, nadie en sus cabales se embarca en una gimnasia argumental cómica de ese calibre.

¿Y por qué les molesta tanto? No vamos a pensar que lo que quieren es facilitar los atropellos islamistas; no somos salvajes. Pero tal vez sí se puede pensar que son muy sensibles -y en general muy competentes- con la publicidad.

Imagina una ciudad con todas sus zonas peatonales, o las más transitadas, protegidas por bolardos voladizos. Que, al ser novedad, llaman mucho la atención. A diario. Y cuando ya no son novedad, aun así hay que explicárselo a los niños en sus primeros pasos. O imagina -aun peor- que a la plebe le diera por llamarles de una forma descriptiva y natural; algo como barreras anti-islamistas. O barreras mahometanas. O palos Alá; ya se entiende la idea. El efecto psicológico – publicitario de algo así podría ser sobrecogedor. Algo que te recuerda, varias veces al día, que siempre cabe que haya un musulmán por los alrededores con ganas de atropellarte. Mensaje inevitable; no hay forma humana de edulcorarlo. Por mucho que pienses en radical, eso ya va de suyo con asesinato. Es innecesario. Y hay un montón de radicales de todo tipo de fantasías que no requieren bolardos. Así que el mensaje es el que es. No hay otro.

Parece una línea de pensamiento verosímil. Los atentados, muy impactantes, se olvidan rápido. Para cuando llega la votación ya no piensas en ellos. Y además, precisamente por impactantes, propician la reacción instantánea -y efímera- pero no el pensamiento. Los bolardos son justo lo contrario.

Lentejitas tiene un artículo muy bueno desde el punto de vista de la seguridad. No entra en psicologías y publicidades, pero examina muy bien lo de las “cuestiones técnicas”.

Fuente, La Vanguardia:

 

No se trata de creerse lo que diga Ayaan Hirsi Ali solamente porque tiene la experiencia personal, la dedicación y los estudios necesarios, sino porque nadie ha desmontado su enfoque, y porque lo que lleva diciendo desde siempre se corresponde con lo que estamos viendo. Al 100%.

Tesis. El islam es una religión, pero no es sólo -ni principalmente- una religión. Mucho más relevantemente es una filosofía política (la dawa). Uno puede estar en desacuerdo con la religión, por ejemplo desde el ateísmo, pero no tiene sentido combatir una religión.  Y no encajaría hacerlo desde nuestra filosofía de democracia liberal. Sin embargo, combatir una filosofía política incompatible con la democracia liberal es un deber de la democracia liberal.

Lo expone detalladamente en un libro reciente.

Para los que prefieren audiovisual, les puede servir este vídeo de 3/4 de hora:

Añadido al día siguiente. Estamos majaras.

Imagina que ves esta noticia. El Huffington Post, alabando que una conocida presentadora de TV haya encontrado la paz interior al hacerse monja.

huffpost-religion-1

Pensarías que es el día de los Santos Inocentes. O que el editor del periódico se ha pasado de vueltas con lo que sea que fume o beba. O que tal vez eres tú el que está perdidamente borracho, y no entiendes lo que lees. Pensarías cualquier cosas menos que se trata de una noticia real en un día real.

Sin embargo, si cambiamos un mínimo detalle en el titular, ni siquiera levantarías una ceja. ¡Ah, el Kindergarten Post! -pensarías.

huffpost-religion-2

Y acertarías; es una noticia real de ese medio [clic –>]

Pongamos ejemplos. Esto sería un pecado laico:

Leí un montón de libros, y lo que descubrí fue emocionante. Era como todo un univeroso nuevo. Comprendí … que hay un Dios … y que somos responsables de nuestros actos.

También aprendí cómo los versículos de la Biblia pueden ayudarme en la vida diaria. Me convenció. Me convertí porque quería traer a Dios a mi vida, y quería purificarme y saborear los frutos espirituales sobre los que estaba leyendo.

Y ahora estoy aprendiendo el concepto de modestia. Ya sabes, cómo es más dignificante para la mujer cubrir sus valores y no enseñárselos a todo el mundo.

Un pecado gordísimo. Expulsarían del Huffington Post a cualquier periodista indocumentado que presentara algo así. Vaya, del periódico, y del kindergarten entero.  Por propagandista de la religión, y por cerdo machista. Le perseguirían por apóstata laico.

Pero si cambias Biblia por Corán, dejando todo el resto del texto tal cual, se convierte en completamente digno del Mester de Progresía. Nihil Obstat. A los altares asciende si se trata del Corán y del Alá inventados por los follacabras del desierto que impulsaron su religión a golpe de cimitarra.

Ahora la neo-maometana tiene como objetivo cambiar la visión torcida que se da desde la prensa europea de la realidad del islam. Y no me refiero a las noticias del tipo de: “camión arrolla a viandantes durante kilómetros, por un motivo desconocido, conducido por un fulano de cuya etnicidad no hablaremos, y cantando unas consignas que nos negamos a especificar”. No, ella asegura que:

La mayoría de los musulmanes de hecho son normales, miembros sanos y productivos de su sociedad.

Mantra kindergarten por excelencia, que a pesar de ser completamente cierto no deja de tener algún problema:

– La mayoría de los alemanes de los años 30 de hecho eran normales, miembros sanos y productivos de su sociedad.

– La mayoría de los vascos de las últimas décadas eran de hecho normales, miembros sanos y productivos de su sociedad.

Que hay ideologías sociopáticas y aberrantes no lo puede discutir nadie que esté dispuesto a aborrecer el nazismo. Y en Alemania, que es la tierra de la neo-musulmana, está prohibido.

Es cierto que la existencia de ideologías aberrantes no hace automáticamente que el islam sea una de ellas. Pero sí hace que no valga el argumento “la mayoría son normales”. Las mayoría son normales en todas las sociedades, pero no en todas las sociedades pasan los mismos horrores. Y si quieres explicar la diferencia, o aceptas que la diferencia está en las personas, o aceptas que está en la ideología.

Tiene coña. Si la diferencia está en las personas, ¿cómo ha llegado allí? ¿Herencia genética? ¿En serio? Pero si no es herencia, será ambiente, ¿no es cierto? ¿Y cuál es el ambiente común de toda la geografía musulmana?

Pero todavía es mayor la payasada. El kindergarten está embarcado en una prohibición industrial de pensamiento. Todos esos cuentos de los discursos de odio, el sexismo, el machismo, la islamofobia, el privilegio blanco, la masculinidad tóxica, el heteropatriarcado, la transobia, y lo que se me escape. Berkeley prohibiendo conferencias como pasatiempo favorito. El kidnergarten tiene todo un zoco completo lleno de ideas prohibidas. Pero dos de las ideas más notablemente asesinas, subyugadoras, feminicidas  y liberticidas que se conocen -el comunismo y el islam- están exentas de toda posibilidad de que se examine su perniciosidad social. Vaya, hacerlo es una fobia, un pecado laico.

Aquí solo caben dos salidas. O nos hacemos todos subnormales, o abandonamos todos el kindergarten. Si no, nos vamos a volver locos.

Fuente, Huffington Post:

Orígenes

La siempre recomendable Quillete:

Lo del kindergarten con el islam es digno de estudio. Yo no consigo digerirlo, y tampoco he visto ningún intento de explicación por ahí con una pinta medio decente. Pero esta vuelta de tuerca ya es como para marear. Richard Dawkins estaba invitado a dar una conferencia en Berkeley sobre su nuevo libro, Science in the Soul: Selected Writings of a Passionate Atheist. Lo organizaba una radio conocida de la zona, de estilo kindergarten completamente convencional. Pero lo ha cancelado, porque ha recibido protestas por llevar a Berkeley a un islamófobo que hace discurso de odio contra el islam. En Twitter.

Explican:

Queridos compradores de tickets para el evento de Richard Dawkins.

Lamentamos informaros que la KPFA ha cancelado nuestro evento con Richard Dawkins. Lo habíamos preparado basados enteramente en su excelente libro sobre ciencia. No sabíamos que ha ofendido y herido a tanta gente en su “tuits” y otros comentarios sobre el islam.

La KPFA no respalda el discuro de odio. Aunque la KPFA apoya enfáticamente una seria libertad de expresión, no apoyamos el discurso abusivo. Pedimos perdón por no haber tenido un conocimiento más amplio de la visión de Richard Dawkins antes. También pedimos perdón por todos los inconvenientes causados por esta cancelación. Vuestros tickets serán automáticamente refundados cambiados por Brown Paper Tickets.

Sinceramente,
KPFA Radio 94.1 FM

La pera. Richard Dawkins es la figura internacional más relevante y conocida del ateísmo militante. Muchos ateos pensamos que su crítica furibunda del cristianismo actual es exageradamente violenta. Porque, no sé, nadie anda cortando cabezas ni clítoris, ni fostiando mujeres o asesinando arco iris en nombre del cristianismo. Pero eso nos lleva a criticar a Dawkins; nunca se nos pasaría por la cabeza sugerir que no deba hablar y exponer cuanto quiera respecto del cristianismo. O de cualquier religión. O de lo que le dé la gana. ¿En serio que el kindergarten piensa que un ateo militante (apasionado dice el título de su libro) debe criticar todas las religiones … con excepción de la única religión que sistemáticamente subyuga a la mujer, practica el terrorismo al por mayor, y encarcela -cuando no ejecuta- a sus ateos? ¿Pero a quién diablos se le puede ocurrir algo así; quién necesita leer el Twitter de Dawkins para calcular sin ningún problema su opinión sobre el islam? ¿Dicen en serio que no sabían que ha ofendido y herido a tanta gente? ¡Pero si no hace otra cosa! Esa es la definición de ateo militante. Alguien que ofende creyentes, e inevitablemente les hiere.

O puede que su explicación sea trola, y han tenido miedo de una muy presumible campaña denunciando su “islamofobia”. Con posibles pollos en la entrada del acto, etcétera. Y a su proclamada defensa de la libertad de expresión, que le den.

Saco del Twitter de Dawkins los “tuits” que mencionan el islam del último mes. Por curiosidad y por confirmar la crítica. ¿Cómo podría ser de otra forma? Pero al mismo tiempo también critica con gran dureza las políticas xenófobas de inmigración, que afectan bastante especialmente a musulmanes, o gente de algunos países musulmanes.

¿El kindergarten no puede, o no quiere comprender que nuestra cultura libre y amante de la ciencia viene de un ataque intelectual feroz a una religión? Que por supuesto hirió, y aun puede herir a muchos de sus creyentes. No hay nada en la Ilustración y nuestro mundo posterior que no pueda llamarse discurso de odio (a la kindergarten), pero que sí se pueda aplicar a la crítica del islam a la Dawkins. ¿De qué cojones va el kindergarten?

Los “tuits” críticos con el islam de Dawkins, de los últimos 30 días.

Añadido (de Luis en los comentarios)

i-dont-believe-that-women-have-any-rights

Fuente, Jerry Coyne, de The Evolution is True:

Mira este mapa. Viene de Wikipedia, menos los puntos rojos. Ver la cita abajo. Los países en blanco son los que tienen menos de un 1% de población musulmana. Los distintos verdes son: 1-2%; 2-4%; 4-5%; 5-10%. Los grises no cuentan, porque no son Europa. Los puntos rojos representan el número de atentados en los distintos países de Europa desde 2001, según el diámetro del punto. Un píxel de diámetro por cada atentado. En los que cabe, se pone la cifra.

atentados-islamistas-europa-por-paises

Los datos sugieren que es muy posible que los atentados islamistas no tengan nada que ver con los musulmanes, si queremos ser felices; pero tienen toda la pinta de tener mucho que ver con la proporción de musulmanes que vive en el lugar. Tanto como que no hay ningún atentado en los países de color blanco (menos del 1% de musulmanes), y prácticamente no hay países de color verde sin atentados. Grecia y ex Yugoslavia nada más.

Si contamos víctimas (asesinados + heridos, sin contar los terroristas) hay mucha más desproporción. Los círculos tienen un tamaño proporcional al número de víctimas del país desde 2001. La proporción es píxels de diámetro = víctimas / 17. Algunos círculos son de un solo píxel y no se ven.

atentados-islamistas-europas-victimas-por-paises

Es difícil no comentar el caso muy especial de España. No hay ningún país Europeo que haya tenido un atentado por encima de 50 víctimas, que no haya tenido además un montón de atentados mucho menores. Por ejemplo, contando todos los atentados de más de 50 víctimas:

– El Reino Unido ha tenido dos atentados de más de 50 víctimas, entre 50 atentados.

– Francia ha tenido dos atentados de más de 50 víctimas, entre 53 atentados en total.

– Bélgica ha tenido dos atentados de más de 50 víctimas, entre 14.

– Rusia ha tenido 10 atentados de más de 50 víctimas, entre 100.

– Alemania ha tenido un atentado de más de 50 víctimas, entre 30 atentados en total.

Pero España consigue el atentado récord, sin el menor “ambiente”. De la nada al infinito, en un clic. Y como único y exclusivo caso del continente. Eso es la definición de lo anormal. (Nota: no cambia nada porque se elija otra cifra para “atentado descomunal”. Pasa lo mismo si eliges 25 o 100 víctimas como frontera).

Resumiendo. Queda muy claro que aunque no tengan nada que ver los atentados allahu akbar con el islam, sí tienen todo que ver con la proporción de los seguidores de la fe que tengas la (mala) suerte de gozar a tu alrededor. Los números cantan, y los polacos son los que saben los que hacen. Sí, se puede alegar que no son números tan grandes para la población total, y que en la carretera muere muchísima más gente. Es cierto. Pero la carretera no tiene pinta de ser capaz de hacernos cambiar de forma de vida, ni de vestimenta, ni de libertad de expresión. Y tampoco vota.

Añadido algo posterior:

Más añadido:

Fuentes

Los mapas, de Wikipedia (sin los puntos rojos).

By File:Blank map of Europe – Atelier graphique colors with Kosovo.svg: MichaelBueker and othersFile:Islam in Europe-2.png: Giornorosso and othersderivative work: Visite fortuitement prolongéeFile:Blank map of Europe – Atelier graphique colors with Kosovo.svgFile:Islam in Europe-2.pngw:en:List of countries by Muslim populationhttp://features.pewforum.org/muslim-population/ at 2011-07-25, CC BY-SA 3.0, Link

Los atentados, de esta lista:

Esta es de las secciones coger con pinzas, y curiosidades sabatinas. Es un análisis crítico de uno de las vídeos que supuestamente prueban el uso de gas sarin en Siria. Por supuesto no probarían de quién era el gas; solamente que era sarin. Es de un doctor en Farmacia, creo que inglés. Y está lleno de tecnicismos que sólo los pueden juzgar los que entienden la materia. No es para humanos. Pero también se fija en detalles más mundanos, y hay uno que me ha sorprendido.

El vídeo que analiza creo que es el segundo que salió. Había uno anterior, breve, donde se ven heridos tumbados en la calle, donde los van juntando. Y la crítica principal de ese primero, verosímil, es que los que manipulan los heridos la mitad va sin guantes. Mucho traje y mucha máscara de gas, pero sin guantes. Y el sarin entra también por contacto con la piel.

En el que traigo hoy, la crítica principal es sobre los síntomas que se ven. Que el único síntoma que mencionan y muestran es en las pupilas de los ojos, pero que eso es muy común a muchas drogas y venenos. Mientras que -dice- faltan muchos síntomas imprescindibles para diagnosticar sarin, que se deberían ver. Yo, ni idea.

De los detalles “mundanos” da unos cuantos. Se pueden leer en el enlace. La pega evidente es que una vez metidos en toboganes conspiranóicos, siempre aparecen cosas que no debieran, o que no tienen explicación. Y la contra-pega, no menos evidente, es que todas estas pruebas vienen de fulanos de Al Qaeda, no precisamente de confianza. Por ejemplo, el médico que presenta el vídeo tuvo un juicio por pertenencia al terrorismo islámico en Inglaterra. No le condenaron, pero sí quedó clara su relación muy fluida con los corta-cabezas.

dr-islam

Todas los vídeos, y todos los que estaban allí, son de los corta-cabeza. Y yo creo que merece la pena leer la crítica, que está muy bien minutada para ir en cada caso a lo que va señalando. Me ha parecido interesante.

Pero vamos a la que me ha parecido más llamativa. Un gordito que andaba por allí.

Aparece en el arranque del vídeo, detrás del médico que lo presenta. Creo que supone que está forzando aire en los pulmones de un herido. Pero en todas las tomas en las que aparece se le ve mucho mas interesado en la cámara que en el herido, al que nunca le hace ni puto caso. Aquí está de paisano, y pasando del herido. El de la izquierda, al fondo.

gordi-gas-1Este si lleva guantes, pero nada más.

Al cabo del tiempo ya se pone los arreos de combate. Y una mascarilla, que dicen que para el sarin no sirve. Hace falta una máscara de gas de verdad. Pero además tiene una idea un tanto tosca; parece que quiere taparse la boca, ¡pero no la nariz! Y siempre sin mirar el enfermo.

gordi-gas-2

¡Coño, era verdad! Cree que la mascarilla es para tapar sólo la boca. Por ejemplo, para no tirarle mal aliento al enfermo al que sigue sin hacer maldito el caso.

gordi-gas-3

No saquemos las cosas de quicio. Puede ser cierto. Puede no ser sanitario, sino un espontáneo recogido al paso por la calle. Y no vamos a criticar su buena voluntad y su riesgo. Pero queda rarísimo.

El análisis conspiranóico, que no me parece para creer sino para considerar:

Por si acaso. Mi postura no es que el gas no fuera sarin, ni que lo pusieran los “rebeldes”. Mi postura es que hasta el momento no he visto pruebas. Y la comparte gente no muy rara, como el embajador Peter Ford, diplomático británico de carrera que llevó la embajada de Damasco de 2003 a 2006. Dice que ni ve pruebas, ni le ve sentido a que haya sido Assad:

Añadido 12 horas después (sábado 8, 09:30). Jimmy Dore hace buen resumen de la teoría conspirativa.

Nota: Dore no es precisamente un Alt-Right, sino registrado demócrata hasta 2016 e independiente desde entonces.

Hay un argumento bastante terrible que también hace Dore. Según el kindergarten, Trump es un nazi, un loco peligroso que no debería tener el botón nuclear en sus manos. Bueno, pueden estar en lo cierto o puede que no. Lo que no parece que puede ser es que el mismo kindergarten esté ahora entusiasmado con un acto de guerra del mismo psicópata peligroso, ¡y contra el aliado más cercano de Rusia! No parece un gran síntoma de cordura del kindergarten.

Imagina que antes del bombardeo de payaso de la Casa Blanca recopilas lo que se puede saber al desnudo. A pelo; sin extras.

Sabemos seguro:

Hubo un ataque aéreo de los aviones del gobierno Sirio sobre un almacén de armamento de los rebeldes. El almacén estaba excavado en rocas en una zona montañosa. Parece indiscutible que sí hubo un ataque aéreo (como tantísimos): aviones soltando bombas.

Tras el ataque, los rebeldes muestran unas docenas de muertos con claros síntomas de gas sarin. Los rebeldes pertenecen esa hidra con cabezas como Al Qaeda o ISIS.

hidra

Y no sabes más. Ni se puede saber. Decidir que el gas venía en las bombas de los aviones puede parecer enteramente “lógico”, lo mismo que puede ser pura prestidigitación. O hasta casualidad. Si quieres contemplar todo lo posible, no se puede descartar nada de esto:

– El Assad ha decidido una escalada, con un crimen de guerra de libro y con publicidad.

– El almacén de armas tenía gas sarin, hubo una fuga, y contaminados.

– Los rebeldes habían preparado unas camionetas con el gas para desplazarlas rápidamente a la zona en la que hubiera un bombardeo y producir ellos mismos la contaminación.

Las tres versiones son perfectamente posibles. Los dos bandos en liza tenían una oportunidad similar. Lo que no parece muy similar son los motivos. La esperanza previa de sacarle ventaja a una acción como esa.

La “moralidad” podemos considerarla igualmente ausente entre los dos combatientes. Que el-Assad tenga problemas morales no parece una apuesta sensata; pero sobre Al Qaeda / ISIS no creo que quepa la menor duda. En cambio, la apuesta sí parece diferente.

El-Assad estaba por primera vez ganando la guerra. Después de llevar años con el gobierno (y la vida) en vilo, las circunstancias empezaban a serle francamente favorables. Estaba ganando batallas y terreno a manta, con la ayuda de Rusia. Y sus enemigos estaban perdiendo su mayor apoyo: EEUU. Trump, que siempre había manifestado su preferencia por no involucrarse en Siria, acababa de declarar que expulsar a el-Assad había dejado de ser un objetivo de su política exterior. El gobierno sirio no podía soñar con una situación más favorable.

¿Qué apuesta podían hacer usando el gas? ¿El suicidio? Ni siquiera estamos hablando de un objetivo militar de primer orden, del que ni remotamente se pudieran esperar unas ventajas que justificaran los riesgos. Ni estamos hablando de la locura que te puede entrar cuando ya lo tienes todo perdido, y te ves en una situación comparable a la del final de Gaddafi. La situación era exactamente la contraria. Esperanza.

Los rebeldes. Recordemos que son los cortadores de cabezas;  icineradores de prisioneros vivos; esclavizadores sexuales de las mujeres de sus enemigos; y ya puestos son también destructores de antigüedades inigualables. Su preocupación sobre la opinión del resto del mudo ha sido siempre literalmente ninguna. ¿Qué podrían esperar los rebeldes de una acción así?

Parece que podrían esperar justo lo que ha pasado. Los europeos no nos vamos a parar a pensar sutilezas sobre motivos y oportunidad. Es nuestra última carta en una guerra en la que nos jugamos quitarnos de encima el monopolio del gas ruso, para lo que es necesario hacer desaparecer el gobierno de el-Assad. Aunque detrás dejes un cristo como el que quedó en Irak. Así que se puede esperar una reacción europea de rápida acuasción “moral” a el-Assad. Lo que hizo Trusk de inmediato.

¿Y USA? Trump iba  a tener con seguridad la reacción de la izquierda a favor de la guerra con Siria. Por ejemplo, Hillary:

Assad has an air force, and that air force is the cause of most of these civilian deaths as we have seen over the years and as we saw again in the last few days. And I really believe that we should have and still should take out his air fields and prevent him from being able to use them to bomb innocent people and drop sarin gas on them.

Y la prensa, toda contra Trump, se podía apostar que se iba poner a tocar los tambores bélicos. Como ha hecho. Además tienes la campaña, desde el mismo inicio de la presidencia, sobre los intereses de Trump a favor de Putin.  ¿Qué puedes esperar de Trump? Lo tiene a huevo, y es casi obligado. Yo soy más macho que nadie, y de paso desactivo la campaña de la izquierda con unos cuantos misiles que sólo cuestan dinero. Contemporizar era tener más presión, y ya tenía mucha. Y era darle la razón a la campaña de que es una marioneta de Putin. Con esto ha desactivado la “cuestión rusa”. Acaba de desaparecer como parte de la lucha política en Washington.

Todo esto no demuestra nada, claro. Puede haber sido el-Assad, aunque no haya forma de entender por qué. Puede haber sido cualquier cosa. Pero sea el motivo que sea, es un chollo para el ISIS, es un chollo para los militaristas en Washington (el Deep State), es un chollo para lo que sea que quieren Hillary y compañía, es un chollo para los europeos, y es un chollo para Trump. Todos los gobernantes en apuros adoran una guerra externa, lejana, y sin bajas.

Para los sirios parece la promesa de algo tan poco recomendable como lo de Irak. Que tampoco suele ser recomendable para el mundo en general. Ninguna de las destrucciones de estados musulmanes, tan de moda últimamente, ha resultado bien. Siempre salen, o no estados (y guerra civil de mayor o menor intensidad), o estados peores. Que es la pinta de Siria. El-Assad no es menos bestia que Sadam Hussein o Gaddafi. Tampoco hay motivos para pensar que su exterminio vaya a resultar mejor. Los que llegan son igual de bestias, o aun más; pero el desorden es mucho mayor.

Y no hay que olvidar que probablemente la guerra es esto:

gaseoducto-siria

Añadido posterior (17:00). Trudeau no lo tenía claro antes de la respuesta de Trump:

Página siguiente »