La prensa


No se puede saber si es porque son ávidos lectores de la plaza (deberían); porque algún lector les ha avisado en los comentarios; porque han investigdo el “pingback”; por los nesvios con Panamá; o por casualidad. No importa. No se trata de darse el pegote, sino de darles en la cocorota a estos miserables que tratan de hacer una línea de negocio con el más formidable cuento chino de la historia de la humanidad. Engañando a los incautos, ¡y con la excusa de “la ciencia”! — sea eso lo que sea. Y encima un periódico tan limpio, tan limpio, que en toda su historia sólo ha perjudicado la libertad de expresión de Nachett Scholar. Total, por quítame allá unos papelitos en Colón. O en Balboa, no recuerdo. Vaya, en un despacho “especializado”. O no. Como sea, Juanli está muy mosca. Mucho. Que le pregunten a Scholar.

Al grano. Ayer era un periódico intoxicado y tóxico. Lo explicábamos aquí:

el-pais-tierra-mas-verde-toxica

Apuntábamos:

¡Joooder con el País! Tóxico es lo que contiene veneno, o produce envenenamiento. Pero si David García Vázquez cree que el CO2 es tóxico, deberá reconocer que él mismo es venenoso. Vaya, una fábrica que produce amplias cantidades de veneno cada vez que respira. Y lleva una intoxicación encima que ni te cuento.

Y hoy nos comenta Daniel Rodríguez Herrera, de Libertad Digital (tiene un buen artículo sobre el asunto –>), que ha desaparacido del artículo la referencia a la imaginaria toxicidad del CO2. Pero sin avisar, ni cantar, ni vainas. Vergonzantemente.

drh-twitter

¡¡Es verdad!!! Hoy es un periódico tóxico y vergonzante. Clic.

el-pais-toxico-y-vergonzante

¡Serán canallas estos pegajosos zampaburus! ¡Amarillos! ¡Panameños!

Ya explicábamos esta mañana que los alarmistas de clima, y los vivecuentos, se comportan como troglos. Por una necesidad de la dinámica de ventas. Cuanto más informados están sus “clientes” (pacientes), menos se tragan la historia que les quieren endilgar. Kahan et al 2012, y Arvai et al 2016. [–>]

kahan-2012

Y los troglos, ya se sabe, sólo mencionan las erratas y cambios que les interesa. Siempre hay que ir por detrás, completando su labor.

toxicos-el-pais

 

Añadido posterior. Genial viñeta de Josh a cuanta del reverdecimiento del planeta por el Calentamiento Global Acojonante (¿hmmm?),  el CO2, y la actitud de la prensa en general. Pillado en WUWT [–>].

Earth_interview_scr

Hace años que se están publicando mediciones del aumento de la masa vegetal en la tierra. Y nadie ha puesto en duda que ese crecimiento se debe al ligero Calentamieno Global Acojonante, y -sobre todo- al generoso aumento del CO2. Pero este conocimiento, que es de un nivel como de Primero de los Forestales Juveniles, estaba completamente velado -como oculto- por el contubernio que tienen entre la prensa y “la ciencia”. Están empeñados en encalomarte un cuento de terror con el clima. Hasta ayer, que Nature publicó el enésimo estudio al respecto.

La novedad es que esta vez le ha dado por contarlo a la prensa. ¿Por salir en Nature, que es más difícil de ignorar?

Tal vez lo más interesante es el gráfico en el que se compara lo que han medido, con lo que predecían los modelos. Bueno, la “media de los modelos”, que es un concepto más metafísico que otra cosa. Indica claramente que ese reverdecer de la tierra -por el CO2 y el calentamiento- no se  trata de ninguna sorpresa. La diferencia está en que en las relativamente pocas zonas donde predecían una disminución de la vegetación, el efecto ha sido mucho menor. En algún caso, como el oeste de USA, ha habido aumento en vez de disminución. Y en todos ellos, muy lejos de los extremos (rojos) que pintan los modelos en el mapa.

Por el otro lado, en el de los aumentos fuertes de vegetación (morado), ha ocurrido en zonas más amplias de las previstas. Y el aumento general es sensiblemente mayor en la realidad que en los modelos esos.

A la izquierda las mediciones, a la derecha la “media de los modelos”:

reverdecer-tierra-realidad-modelos

En la prensa, algunos lo reflejan con una ingenuidad enternecedora:

la-tierra-mas-verde-oh-oh

¿Aunque parezca mentira? ¿Y por qué diablos iba a parecer mentira? ¿Porque tenemos un mandamiento que dice que el bienestar y el desarrollo, siempre, siempre, siempre van en contra de la naturaleza — y especialmente de los arbolitos?

Otros periódicos no lo hacen de una forma ingenua, sino francamente venenosa.

el-pais-tierra-mas-verde-toxica

¡Joooder con el País! Tóxico es lo que contiene veneno, o produce envenenamiento. Pero si David García Vázquez cree que el CO2 es tóxico, deberá reconocer que él mismo es venenoso. Vaya, una fábrica que produce amplias cantidades de veneno cada vez que respira. Y lleva una intoxicación encima que ni te cuento.

Intoxicación, por otra parte, muy creativa. Para esta gente lo blanco es negro, y lo bueno es pecado.

Pero no todo lo que es bueno para las plantas lo es para el resto del planeta. Los científicos ya han advertido extensamente sobre los efectos de emitir CO2 a la atmósfera. Uno de ellos, el cambio climático, lo que comporta el aumento de la temperatura global, el incremento del nivel del mar, el deshielo o la radicalización de las tormentas tropicales. Efectos que ya estamos sufriendo y que, según Pañuelas, no remitirán si no dejamos de usar combustibles fósiles.

¿Estamos “sufriendo”? ¿Y en qué consiste exactamente el “sufrimiento” producido por el ligero calentamiento? ¿Acaso en que resulta preferible? Clic.

preferable-climate-change

¿Y a quién ha ahogado el incremento del nivel del mar, a esa velocidad de tortuga que lleva de unos 2 milímetros al año? Añadimos un regalo para David. La relación entre los “gases tóxicos” y el nivel del mar.

https://plazamoyua.files.wordpress.com/2014/10/nivel-del-mar-jevrejeva-y-co2-en-vatios.png?w=510&h=384

Y la relación entre el deshielo y el mismo “gas tóxico”.

Lo del deshielo es gracioso. Si cuando los glaciares disminuyen, eso significa que “estamos sufriendo”; será que cuando crecen “estamos gozando”. O sea, cuando Julio César (Óptimo Climático Medieval Romano) estábamos sufriendo. Y en los Años Oscuros estábamos gozando. Debe ser por su decadencia demográfica general, que es lo que le gusta a esta gente.

Respecto a la “radicalización de las tormentas tropicales” se podría sugerir que la prensa intoxicada consulte el IPCC.

Tropical and Extratropical Cyclones There is low confidence in long-term (centennial) changes in tropical cyclone activity, after accounting for past changes in observing capabilities. However over the satellite era, increases in the frequency and intensity of the strongest storms in the North Atlantic are robust (very high confidence). However, the cause of this increase is debated and there is low confidence in attribution of changes in tropical cyclone activity to human influence owing to insufficient observational evidence, lack of physical understanding of the links between anthropogenic drivers of climate and tropical cyclone activity and the low level of agreement between studies as to the relative importance of internal variability, and anthropogenic and natural forcings.

Y tienen otro argumento terrorífico para que no pienses que lo bueno es bueno.

Y es que el crecimiento de la biomasa vegetal debido al fertilizante carbónico tiene un techo. “El efecto del dióxido de carbono cada vez es menor a medida que las plantas van aclimatándose a este aumento”, asegura el experto

Es cierto, aunque no es que se “aclimaten”. Aclimatadas están ahora, que tienen menos CO2 del que les gustaría. Si les das más, se van poniendo contentas. Hasta que llegan a la cantidad de CO2 que les gusta, y ese efecto de “fertilización” por el aumento del CO2 va disminuyendo. Lo mismo que cuando te sacan de un campo de concentración nazi y te van dando más comida. Engordas, pero no estallas. La cuestión es cuándo llega ese techo. En los invernaderos enriquecidos con CO2 suelen calcular que a partir de 1.200 ppm de CO2 (en vez de las 400 que tiene al aire ahora) es cuando empieza a disminuir la mejoría.

Aquí los “escenarios” de futuro del IPCC. El morado (RCP8.5) todo el mundo sabe que es un absurdo completamente irrealista. Han recreado algo como la peor pesadilla imaginable, inventada para asustar a la chiquillería. Pero imaginable no quiere decir realizable, ni mucho menos presumible [–>].

O sea que sí, que el beneficio del aumento del CO2 para la vegetación tiene algo parecido a un “techo”, pero ese techo no lo vamos a alcanzar ni aunque nos empeñemos en una carrera para conseguirlo.

Enlaces de presunto interés (no los he podido leer todavía):

Curry:

WUWT:

Añadido posterior. Genial viñeta de Josh a cuanta del reverdecimiento del planeta por el Calentamiento Global Acojonante (¿hmmm?),  el CO2, y la actitud de la prensa en general. Pillado en WUWT [–>].

Earth_interview_scr

 

marioneta

Cristina Losada explica muy bien la similitud que hay en la simbiosis entre la prensa y Donald Trump, y la de la prensa con Pablemos.

El bruto y el farsante

Ambos le regalan titulares a la prensa, y crítica contra ellos mismos. Que los medios recogen como agua de mayo. Y a cambio reciben esos titulares que les hacen publicidad, con una crítica que está muy bien pensada para que llegue a sus posibles votantes como el mensaje que quieren oír. Los dos son, además, eficaces manipuladores de masas. Hacen de la prensa una manada, y así la guían. Los periodistas no son tontos; muchos se dan cuenta perfectamente de la estrategia. Pero al hacer que reaccionen como colectivo desaparece cualquier posibilidad de respuesta inteligente. No es más que la aplicación del truco de la asamblea universitaria y la vieja ley de Schiller:

Cualquiera, tomado como individuo, es tolerablemente sensato y razonable; como miembro de una masa se convierte al momento en un cenutrio.

(Cita de Bernard Baruch en su prólogo al Extraordinary Popular Delusions and the Madness of the Crowds, de Charles McKay) [–>].

Y ahora tenemos a toda la prensa reaccionando en masa, supuestamente contra Pablo Iglesias. Pero en realidad sólo están propagando con mil altavoces el mensaje que quiere Pablemos. Que, por supuesto, no es ningún error ni improvisación. Nadie repite seis veces el nombre y apellido de un periodista, y su periódico, por despiste. Es un artilugio muy bien pensado para provocar la respuesta en masa de los chicos de la prensa, en solidaridad con su compañero. No le conozco de nada, pero apuesto a que Álvaro Carvajal es especialmente “buena gente” y popular entre la tropa. Un resorte para que salten a una. Y una vez han saltado, la crítica genérica. La evidente memez de la dependencia de los periodistas respecto de sus empresas, el maldito capital.

¿Hay alguna novedad en la cantinflesca diatriba de Pablemos? No será porque un político ataque a un periodista concreto con su nombre. ¿No nos acordamos del muy repetido Jiménez Losdemonios que usaba Felipe González? ¿Y el Sindicato del Crimen? ¿Y el perder aceite de Corcuera (ministro de Interior) a Pablo Sebastián? ¿Cuántas veces le recordaron a Haro Tecglen su pasado franquista? No; el ataque de un político a un periodista es cualquier cosa menos una novedad. Sin que por ello salte la prensa ni ocurra nada especial. Es parte del juego.

Pero el juego de Potemos no es ese, aunque lo aparente. Álvaro Carvajal sólo es el disparadero del mecanismo que produce el mensaje real. Y que la prensa repite mil veces, como estaba previsto: Los periodistas son buenos chicos, pero sólo pueden repetir como loros las mentiras que sus empresas quieren lanzar contra Potemos.

Mensaje que se vuelve a repetir, ampliado, en las aparentes -y falsas- disculpas de toda la potemidad.

Bescansa: la gente sabe que no se trata a Podemos de la misma manera que al resto de formaciones políticas

Echenique titula: Podemos, los periodistas, y sus circunstancias.

Iglesias: Está bien que yo pueda manifestar mi opinión sobre los propietarios de medios de comunicación que condicionan líneas editoriales, eso es justo, pero no está bien que yo diga eso y personalice con un redactor al que además tengo aprecio.

No sé si estará bien que personalice en un redactor, no es nada nuevo ni raro; pero la estrategia se basa precisamente en eso. Es eso. Sin la personalización,  nunca hubiera funcionado. Si Potemos quisiera que toda la prensa repita su mensaje, y su mensaje fuera que todo lo malo que dice la prensa sobre Potemos es mentira, y mentira capitalista, no hubiera conseguido ningún efecto. Si acaso, alguna carcajada. Pero la misma payasada, disfrazada del ataque (personalización) a un miembro inocente de un colectivo, consigue que es colectivo repita infinitamente el mensaje que querían colar. Y de una forma que lo hace (1) verosímil, y (2) conviertiendo al agresor en víctima. Acojonante. Un falso ataque y paripé se convierte en: pobrecito Potemos, que la prensa lo maltrata. Y sale en todos los medios, dos o tres días seguidos. ¡¡¡Gratis!!!

Tampoco es que sean unos genios. Pero saben un rato sobre cómo convertir a individuos razonablemente sensatos en una masa descerebrada y teledirigida. Exactamente lo mismo que Donlad Trump, como explica Cristina Losada.

 

Tal cual:

preferable-climate-change

Nota: No se nos acuse de aceptar su terminología. Como sabemos que el clima siempre cambia, sabemos muy bien que “este” cambio climático no es “él” (único) cambio climático. Pero como no se puede estar repitiendo siempre lo mismo, esperamos del sufrido lector que mentalmente cambie la expresión cada vez que se la tropiece:

Donde dice “el cambio climático”, léase “este cambio climático”, o “el cambio climático reciente”.

El caso es que ocurre lo que ya ha predicho todo el que entiende mínimamente del clima:

Según el análisis de las Universidades de Duke University y Nueva York, el 99% de los americanos vive en lugares en los que la temperatura media de enero se ha incrementado, mientras que sólo el 60% vive en sitios donde las temperaturas de julio han subido. Los cambios en la lluvia y la humedad también han sido, mayoritariamente, en un sentido favorable.

En números todavía tiene peor pinta. Promediando los más de 3.000 condados de los USA contiguos, las temperaturas de invierno han subido en un promedio de 0,58ºC por década, y las de verano sólo a 0,07ºC. Desde 1974 — antes de eso había enfriamiento global.

EL frío mata notablemente más que el calor. ¿Qué ocurrirá si disminuyes con generosidad el frío, y aumentas con mucha tacañería el calor? Ocurre lo obvio:

Las temperaturas en ascenso han sido, hasta ahora, una “pobre fuente de motivación” para que el público exija respuestas políticas al cambio climático.

“Los legisladores no pueden contar con las experiencias de los americanos con el clima para catalizar el cambio”, explica Egan. “Van a tener que buscar en otro sitio para convencerles de que es un problema grave.

Traducido: Si quieres convencer a la gente de que el Calentamiento Global Acojonante es un problema, mejor que no mires el calentamiento real. ¡¡¡Porque no es un problema!!!

Y todo esto es sin que los americanos sepan, en general, que el cambio climático reciente, y sobre todo las emisiones de CO2, están haciendo aumentar la vegetación y la vida toda. Lo que también incluye los cultivos de los que viven los humanos. Con el detalle añadido de que, al crecer más los cultivos, se usa menos tierra para producir los mismos alimentos. Vaya, que libera tierra para que crezcan más árboles.

The Guardian, como era de esperar, tiene que convertir las buenas noticias en malas. Por dos vías.

Con la imaginación: aunque lo que vemos ahora (la evidencia) es que “el cambio climático” es preferible, en el futuro (la imaginación) será horrible. Y ya sólo se trata de convencer a los niños de que lo imaginario es real — con un procedimiento que, aunque llaman “ciencia”, se parece mucho más a lo que antes se llamaba fe que a lo que antes se llamaba ciencia.

Con la mentira. Y para eso nadie mejor que Michel Mann, autor de fama mundial por su invento del “truco para ocultar el declive”. Afirma que aunque lo que notamos de clima es una mejoría, el problema está en lo que no notamos en el día a día. Como los “impactos de las sequías cada vez más devastadoras, las riadas, los incendios, y las inundaciones costeras”. A The Guardian no le preocupa que Mann esté en directa contradicción con el último informe del IPCC (AR5 – 2013) [–>].

En resumen, sigue habiendo una falta de evidencia y por tanto una baja confianza respecto del signo y la tendencia en la magnitud y/o frecuencia de las riadas e inundaciones a escala global.

En resumen, este informe concluye que no hay evidencia suficiente en este momento para sugerir más de una confianza baja en la tendencia a nivel global de la sequía o pluviosidad desde la mitad de mediados del siglo XX, debido a la falta de observaciones directas, inconsistencias geográficas en las tendencias, y dependencias de las tendencias inferidas en los índices que se elijan.

Resumiendo. Un brillante estudio recién publicado acaba de descubrir lo que sabía todo el mundo. Que lo que llaman “el cambio climático” es beneficioso si se juzga con lo que se puede sentir y con lo que se mide. Pero que es un problema mayúsculo si se juzga con lo que lo que puede imaginar el que quiere producir una alarma, o con lo que se puede mentir.

Nada nuevo bajo el sol.

Enlaces.

The Guardian:

En WUWT:

Lo cuenta PowerLine:

A pesar de haber tenido noticias de primera, como el Clean Power Plan de Obama, el acuerdo de París, o la encíclica del Papa sobre cambio climático, en promedio la NBC, CBS y la ABC dedicaron menos tiempo a cubrir el calentamiento global, según Media Matters for America, que lo ha estado monitorizando desde 2009.

… / …

Esto esto sorprendente, dice Seifert, dado que se puede decir que 2015 ha sido el año más noticioso para el cambio climático de la historia.

El estudio del que sale es:

Y el resumen gráfico más rápido es este:

calentamiento-global-prensa

Destacan cinco hallazgos:

* 2015 ha sido un año con más acciones señeras hacia el cambio climático que nunca antes, y sin embargo ha sido cubierto un 5% menos que en 2014 por las principales cadenas
 
* Además del declive cubriéndolo, las cadenas raramente han mencionado el impacto del cambio climático en la seguridad nacional, la economía, o la salud pública.
 
* También han ignorado sustancialmente el Clean Power Plan, que es la política climática más significativa en USA, así como las implicaciones climáticas del oleoducto Keystone XL, la investigación del fiscal general de Nueva York sobre ExxonMobil, y la plan de reducción de metano de la EPA.
 
* Y las cadenas continuaron dando cancha a las plataformas “negacionsitas”. Las principales telebasuras del doming dedicaron más segmentos al negacionismo de la ciencia que en 2014, And the networks continued to give climate denial a platform: the top Sunday shows aired more segments with climate science denial than they did in 2014, mientras traían a menos científicos.

 

Lo de la cancha a los “negacionistas”, en gráfico:

calentamiento-global-prensa-negacionistas

Es interesante. Pero están midiendo el interés de esas cadenas; no el inerés de los espectadores de las mismas. Google podría dar una pista, y tiene una serie más larga.

calentamiento-global-google-trends

Rojo es “gobal warming” y azul es “climate change”. En español la diferencia es todavía más acusada. Los mismos colores, pero con las expresiones en cristiano:

calentamiento-global-busca-google

Los dos asuntos están aburriendo a la peña. Pero “cambio climático” (azul) es muchísimo más peñazo todavía que “calentamiento global” (rojo). No les ha salido muy bien el cambio de caballo.

Y ya por seguir jugando, se ve que cada nuevo caballo más tristón les sale. “Extremos climáticos” (amarillo) ni se despega de la línea del cero.extremos-climaticos-google-busca

La mayor campaña publicitaria de la historia de la humanidad, tú.

Está muy relacionado lo del otro día:

¿Sobredosis de trola? Da la impresión de que hay que relativizar el impacto de los medios. O igual es cosa mía, por no usar.

 

Yo diría que conviene establecer una diferencia, nada difícil, entre no tener complejos y circular sin frenos. Es relativamente aceptable que alguien quiera imaginar unas intenciones conspirativas en quien sea, y decida combatir eso que imagina. Pero si es periodista -o ejerce- debería intentar plasmar que lo que imagina es … imaginario. Vaya, no fáctico. Que se trata de algo que podría ocurrir -si su imaginación acierta- pero que no ha ocurrido. Porque cuando se propone como ocurrido lo que sólo se ha imaginado, en lo que estamos es en inventar la realidad. Que puede estar muy bien en la literatura, pero no debería ser una función de la prensa.

Luis del Pino lleva una campaña curiosa contra Ciudadanos. Una campaña basada en una realidad descaradamente imaginaria.

ldp-contra-cs

 

 

El artículo del que Luis del Pino saca que Sánchez habló de cómo “colarnos” un referéndum, es este de El Periódico:

El problema es que Puigdemont dice claramente que no hablaron de cómo “colarnos un referéndum”. ¿De dónde lo saca Luis Del Pino? De aquí:

Pregunta: “Dentro de la Constitución y de la ley se puede hablar de todo”. ¿Cómo interpreta esta afirmación del líder del PSOE?

Respuesta: …/… Por lo tanto, si Sánchez lo dice porque entiende que cabe una consulta en la Constitución, coincidimos.

Pregunta: ¿De la conversación usted extrajo esta conclusión?

Respuesta: Es muy prematuro extraer de una primera conversación una conclusión como esta. Sánchez siempre ha sido rotundo en su negativa a que en Catalunya haya una consulta.

O sea, queda meridianamente claro que en la conversación en la que Luis del Pino dice que hablaron de “cómo colarnos un referéndum”, no sólo no mencionaron colar ningún referéndum, sino que Puigdemont concluye que ni siquiera se puede extraer implícitamente un referéndum. Lo que presenta Luis como un hecho, se trata de una realidad imaginaria.

Tiene más guasa la cosa. En su programa de esta mañana, del Pino ha explicado cómo se crea esa realidad. Viene de unas declaraciones / ideas de Carmen Chacón, que propone que si en una eventual reforma constitucional el voto fuera negativo en Cataluña, entonces ella, Carmen Chacón, opina que sería oportuno plantearse “lo que hizo Canadá”. Que quiere decir algo como una Clarity Act. Que, por cierto, no produjo ningún referéndum, sino el abandono de los referéndum en Quebec. De momento, y ya llevan 20 años.

Y a partir de Chacón, del Pino establece que como Sánchez y Ciudadanos plantean una reforma constitucional en el sentido de “completar el funcionamiento federal de la organización territorial de nuestro Estado”, eso significa que lo que pretenden es que haya un voto negativo en Cataluña, y de ahí tener la disculpa para proponer un nueva reforma que incluya una Clarity Act en la Consti. De lo que se deduce que si Sánchez quiere eso, no hay duda que ha hablado con Puigdemont de cómo colarnos un referéndum sin que nos demos cuenta. Aunque no haya hablado de eso. Y claro, Rivera es culpable. A pesar de que el pacto PSOE – Ciudadanos [–>] diga expresamente lo contrario:

oponerse a todo intento de convocar un referéndum con el objetivo de impulsar la autodeterminación de cualquier territorio de España

¿Para qué vamos a fijarnos en la literalidad de les palabres, cuando podemos tirar de la inigualable belleza de lo imaginado?

Problema. Cualquiera que quiera reformar la constitución sería igualmente culpable de querer “colarnos un referéndum”, porque podría producir el mismo efecto que Carmen Chacón opina que induciría una Clarity Act. Pero no vamos a dejar que esa minucia nos fastidie el constructo.

El periodista tiene, además, otro argumento. Asegura que ha ofrecido a Ciudadanos que se expliquen en su programa, en una entrevista.  Y que no han aceptado — o no han contestado (no recuerdo exactamente lo que ha dicho). Y queda la impresión de  que tienen algo que ocultar. Cierto; es posible que se pueda deducir eso. Lo que pasa es que también se pueden deducir otras cosas. Por ejemplo, pereza de interactuar con quien inventa la realidad. Es un cante jugar al fútbol sin unas normas -previamente aceptadas- que limiten las patadas a la espinilla.

¿Hay motivos para pensar que Ciudadanos quiere una Clarity Act? Yo creo que al menos sí hay motivos para suponer que parte de la gente en la línea de C’s lo contemple. Porque algunos lo contemplaron, aunque fue muy rápidamente rechazado:

Y menos mal que algunos lo contemplan, porque es mucho mejor poder hablar con naturalidad de los problemas en lugar de crear tabúes. La estrategia de Luis del Pino es acojonante. No es ya que no pueda haber un referéndum en Cataluña, sino que no puede haberlo en España … porque podría manifestarse una negativa en Cataluña, y eso darle razones a Chacón. No sería la primera vez que un tabú crea un monstruo. Y con el tabú “no se puede preguntar” tienen el monstruo perfecto.

 

Esto, obvio, no se suele recalcar:

pensamiento-critico-de-chichinabo

Traducido. Definas como definas “pensamiento crítico”, siempre se refiere a una forma o sistema de razonamientos y juicios. Pero los que usan la expresión aplicada a sí mismos, que suelen coincidir con los cazadores de “magufos”, y de “anti-ciencia”, nunca proporcionan nada más que un listado de contenidos. Estas materias, X, Y, Z, son magufas y anti-ciencia porque salen en las listas de maguferías y anti-ciencia. Y el asunto de las listas debe ser tan importante, un pecado tan gordo, que nuestros sedicentes pensadores críticos basan toda su actividad en conseguir callar la magufería. Literalmente, cerrarles la boca e impedir su acceso al público. Con generoso entusiasmo. Y de una forma nada diferente que Pablito impidiendo que Rosa Díez dé una charla en su universidad.

rocio-p-benavente

Y lo consiguen.

El mérito es en su mayor parte de la propia comunidad universitaria: profesores y alumnos suelen reaccionar con contundencia cuando se encuentran con que sus facultades acogen un curso o una conferencia de contenido pseudocientífico. Ocurrió en 2014 en la Universidad de Zaragoza, obligando a la institución a desligarse de la cátedra Boiron de Homeopatía, y más recientemente en la Universidad de Barcelona, que suprimió el máster en Homeopatía que impartía y cuyos actuales alumnos serán los últimos en cursarlo. [–>]

La paradoja tiene mérito. Están hablando de universidades, no del casino de Villafría del Tarugal. Pero nuestros críticos pensadores, y egregios divulgadores de ciencia, piden que se apliquen listas negras de materias. No piden que la universidad proporcione la educación suficiente como para que sus alumnos sepan comprender, por sí mismos, el valor (negativo) de la homeopatía. O de cualquier otro “conocimiento” que no esté soportado por alguna comprobación empírica.

El problema es fácil de entender. No se consigue nada eliminando un máster de homeopatía en la universidad, porque los mismos alumnos se pueden apuntar a cualquier otra melonada que -sin duda- va a surgir. O que ya está. El pensamiento mágico es parte de la estructura humana. Podría ser conveniente ayudar a los alumnos a reconocer la magia. El éxito dependerá del nivel de la universidad, y las perspectivas no son muy buenas. Por ejemplo, se puede poner la mano en el fuego porque Rocío, o El Confidencial, nunca van a incluir en la lista magufa materias como la glaciología feminista. Bello prodigio que recientemente hemos tenido oportunidad de disfrutar [–>]. Y tantas y tantas maravillas que no están en la lista magufa, pero que gozan de patente de corso.

Hay más paradojas en este “pensamiento crítico”. Generalmente coinciden con los que abominan del uso de la memoria -y los exámenes- en la educación. Pero lo que proponen es un puro ejercicio de memoria. Aprenderse una lista; como quien memoriza el catecismo.¿En qué quedamos? ¿En que vamos a eliminar la memoria porque lo guay es el pensamiento, o en que vamos a eliminar el pensamiento porque a cambio proporcionamos una lista muy conveniente?

Ya que “pensamiento crítico” debería ser un ejercicio relacionado de alguna forma con “pensar”, y ya que les encantan expresiones como “pseudociencia”, podrían contemplar si un pensamiento que consiste en no pensar, y en callar a los que figuran en una lista, no será un “pseudopensamiento”.

Queda, finalmente, la parte cafre del asunto. Cuando “pensamiento crítico” era un sistema, y no una lista, ningún defensor del pensamiento crítico proponía silenciar opiniones, o materias. Proponían criticarlas; que no es un tipo de “escrache”, sino un tipo de razonamiento. En un plano intelectual en vez de físico, Rocío, El Confidencial, Teknautas, y la alegre patulea que se imagina “pensamiento crítico”, no se distinguen en nada de Potemos y de Pablito. Son cazadores; no pensadores.

Página siguiente »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 963 seguidores