noviembre 2018


Yo también tengo una chapa, porque ese es un juego en el que podemos participar todos.

Vascuence por saco

Ahora esán de nuevo en campaña. Otra vez más. Parece que se trata de “animar” al ganado a asumir uno de dos papeles. El rol A, o el rol B. Que viene a ser como el rol de dominante y el de sumiso en BDSM. El primero consiste en un grupo que se compromete a hablar vascuence con todos los que se dejen. Se supone que sin pedir permiso. Al punto que su primera palabra con desconocidos será siempre en esa lengua, que ni hablamos, ni nos importa. Y el segundo grupo lo forman otros que invitarán a sus interlocutores a que se dirijan a ellos en vernáculo. Sin conmiseración. Incluso sin entender. El objetivo es el de siempre. Ese que nunca ha funcionado. Cambiar los hábitos lingüísticos de la borregada.

Dicen que hay 190.000 majoquis que se han apuntado a la campaña. Que, aparentemente, empezó el día 23. Se les reconoce, no solo porque te intentan meter vascuence por saco, sino porque se ponen una chapita en la solapa. Como diciendo: no es nada personal, no te descojones; es un juego de la tribu que tienes que tragar sí o sí.

Las chapas van de esta guisa:

vascuence-pelmda-chapas

Y luego hay, como decíamos, la chapa del insumiso:

Vascuence por saco

Según cuenta 20minutos [–>], vía Europa Press, están muy satisfechos.  Una forma de vida como otra cualquiera.

Respecto a la evolución del euskera en Bilbao, por primera vez en muchas décadas, más de la mitad de la población bilbaína sabe euskera. En los últimos 30 años se ha multiplicado por cuatro el número de euskaldunes en la capital vizcaína y actualmente el 23% de los residentes en la ciudad son euskaldunes alfabetizados y un 28% más “sabe euskera aunque con distintos niveles de dominio del idioma”.

Según eso, Bilbao debería estar llena de chapas. Pero yo no he visto ni una todavía. Tal vez porque la mala (buena) noticia sea que tanto “euskaldún” produce muy muy poco hablar. Según Soziolinguistika [–>], ni papa.

vascuence-en-bilbao-2016

De ahí lo de las chapas y los once días de pelmada extra con el vascuence. Para cambiar esos números. ¿Pero, por qué diablos iba a haber que cambiarlos? Lo que hay son todos los motivos del mundo para reducirlos, no para aumentarlos. Si el vascuence hubiera desaparecido dulcemente hace unos siglos, o si jamás hubiera entrado en Vascongadas en la baja edad media, habría mucha menos etno-manía o identismo. Sería, si acaso, un problema de Navarra. La correlación entre esas fobias y los vernáculos es apabullante. Y la causación es clarísima, al menos para los separatas. La usan con todo descaro como herramienta principal en su propósito de crear un estadito – cárcel de chichinabo. Una especie de reserva india en el corazón de Europa, llena de chapitas y maravillas. Una puta pesadilla en la que el vernáculo es un componente fundamental. Lo que sugiere con fuerza que cuanto menos vascuence, menos pesadilla.

Sí, claro; está lo del “patrimonio cultural”, que se hinchan a proclamar. Pero una lengua no es cultura, solamente es un posible soporte … de cultura o de incultura. Si no te da nada, salvo gastos y disgustos, se parece mucho más a una carga que a un patrimonio. O sea que de lo que estamos hablando es de una tara social, no de un patrimonio cultural. Y si para algunos es un “patrimonio etno-onanista”, que esa pinta tiene es la que tiene, lo suyo sería que se lo pagaran ellos, y se dieran la tabarra entre sí.

Estas campañas vascuencistas solo son más o menos soportables porque todos sabemos que están destinadas al fracaso. ¡Es algo que siempre se cumple! Se podría alegar que mantienen entretenida a la chavalería. Pero sería miles de veces más barato si se masturbaran con el sexo en lugar de con la lengua. Además de que la masturbación propiamente dicha es cosa de uno, sin molestar al resto.

Menos vascuence, Caperucita.

payasos-erc

En el circo de los payasos, los que hacen las payasadas máximas se reafirman:

llamamos fascistas a los que nos dicen golpistas

Y mi perro se tira pedos. El problema es que no le puedo llamar fascista a mi perro sin quedar como un perfecto imbécil. Porque el fascimo no tiene nada que ver con las ventosidades caninas. Exactamente igual que no tiene nada que ver con ninguna de las propuestas políticas de C’s, o con llamarle golpista a alguien. Acusar a alguien de golpismo puede estar justificado, o no, pero no puede ser fascismo.

Si me llamas tonto, yo te llamaré gilipollas.

Chupi canela, nene. Pero que tú seas tonto depende de tu falta de inteligencia, y que yo sea gilipollas depende de lo que entiendas por tal. De lo  que no dependerá nunca será de tu pataleta infantil, ni de la mierda que escupas por la boca.

Pero tiene razón la institutriz del Congreso [Voz Populi ->].

“No voy a permitir que se repita”. La presidenta del Congreso, Ana Pastor, intentó poner orden en la sala. Una sesión de control sin apenas contenido pero incendiaria en las formas. “No voy a permitir los insultos”, dijo Pastor desde el púlpito del Hemiciclo. Y anunció que ordenará borrar las palabras ‘golpista’ o ‘fascista’ del diario de sesiones.

Y desde el peperío protestan [El Español ->]:

El PP considera un ejercicio de equidistancia la reprobación de uno y otro adjetivo. Varios dirigentes conservadores, a las puertas del hemiciclo, aseguraron que seguirán llamando “golpistas” a los políticos separatistas: “Octubre de 2017 fue un golpe contra el Estado de Derecho. Por tanto, decir ‘golpista’ responde a un hecho. Lo de ‘fascistas’ no se sostiene porque lo utilizan contra los demócratas”.

Pero aunque tienen razón los del PP, ni es práctico, ni es una buena estrategia. No puedes convertir las sesiones del congreso en una disquisición sobre la justificación de lo que se llaman los unos a los otros. Es mucho mejor no llamarle cosas a nadie, sin dejar de decir lo que hacen. Es un poquito más largo, no mucho; y a cambio es mucho menos Kindergarten. Y ya sabemos quién gana jugando a patio de colegio.

Por ejemplo, para sacarle los colores al dr. Tóntez, y tocarle los cataplines a ERC, en vez de decir:

… ustedes son socios de los golpistas.

muy bien pueden decir:

… ustedes son socios de los que acaban de intentar un golpe de estado, y presumiblemente siguen en ello.

Una forma muy eficaz de llamarle a alguien golpista, sin que nadie te pueda acusar de insultar. Y es una estrategia especialmente eficaz contra el Kindergarten: señala el “hacer”, no el “ser”.

Y si ya con la inercia pillamos la postura, se podría empezar a pensar en prohibir pancartas, carteles, banderas y disfraces en el parlamento. Como si fuera una democracia seria en lugar de una democracia circo.

 

 

Por Luis, desde Florida

Cada vez que veo en TVE un reportaje sobre EEUU, la presión arterial me sube al máximo. Y es que sólo dicen aquello que les conviene para la narrativa a la que se pegan como una lapa.

Hablaron menos de un minuto para describir la enorme tragedia del pueblo Paradise de California. Reportaron acertadamente sobre la enorme tragedia y sobre el hecho de que Trump echó la culpa al mal manejo forestal. Pero se apresuraron a mencionar el mamorro del momento, el Cambio Climático, como la causa primordial del problema. Y me recuerda a lo que dijo el asesor político de Obama, Rahm Emanuel: “No desaproveches una crisis seria… [para avanzar un fin político]”. Hoy día, si llueve mucho, o hay sequía, o hay días calurosos, o llegan olas de frío polar…. la culpa es del Cambio Climático. No fallan!

Si vamos a hablar del clima de California, deberíamos saber también de su geografía. Para empezar, hace frontera con Nevada que es muy desértico. Yo he dado la vuelta al lago Tahoe, cuya orilla del este es parte de Nevada y la del oeste de California. Se podría describir como un cráter enorme al estar rodeado casi en su totalidad por Sierra Nevada. Estuve un 6 de junio y en la carretera, cerca de las cimas se veía todavía algo de nieve. A una hora de camino, abajo, en una de las playas del lago la temperatura era veraniega. Reno (Nevada) queda cerca y está prácticamente en el mismo paralelo que Sacramento (así como Paradise, lugar del incendio). Pero su altitud sobre el nivel del mar es de 1.300 mts (al doble que Madrid) y la de Sacramento 7 mts. Por la parte sur de California, cerca de Los Angeles se halla el desierto de Mojave que es dos tercios del tamaño de Portugal y se extiende hasta Arizona, atravesando la zona sur de Nevada (Las Vegas).

luis-california

Las Vegas se halla a una altitud de casi 700 mts (como Madrid) y Los Angeles, obviamente también al nivel del mar.

El aire de la cuenca entre la cordillera Rocky Mountains y Sierra Nevada, que abarca los estados de Utah, Nevada y Arizona, comienza a enfriarse en otoño y ello inicia un movimiento hacia las zonas bajas de California. Llegan a su máxima intensidad en noviembre y diciembre, reduciéndose en la primavera. El aire entre las cordilleras es seco y por razones de termodinámica en su viaje hacia la costa y al bajar de altitud, aumenta en temperatura y desciende en humedad relativa hasta menos del 10%. Los vientos producidos alcanzan unos 65 kms/hr. Wikipedia nos describe así:

Los vientos catabáticos calientes se originan al atravesar una masa de aire un obstáculo geográfico, como una cordillera. Se produce, en ese caso, una serie de procesos dinámicos y adiabáticos que provocan aumentos en la velocidad, la temperatura y la sequedad del aire a sotavento del obstáculo. Estos procesos tienen su culminación en el denominado efecto Foehn, que se produce cuando parte del vapor de agua que contiene el aire se condensa a barlovento del obstáculo.

luis-catabaticoEn la zona sur de California, los vientos tienen el nombre de Diablo o Santa Ana. Hay varias teorías sobre el origen de los nombres que datan hasta los indios tongva y tatavian de hace 5.000 años, así como a los conquistadores, pero prefiero no especular sobre teorías, especialmente cuando hay varias. De lo que no cabe duda es que las cordilleras, la cuenca, la diferencia en alturas y las condiciones del aire en los diversos lugares han sido así por miles de años y no cuando se han puesto a rodar las camionetas y los SUV’s para causar el supuesto Cambio Climático.

También se sabe que, sobre los mencionados vientos se escribió nada más llegar el colono a California, en los primeros años de los 1800’s. Además de los incendios, la primera gran sequía se registró en el 1841. Después en los 1863-64. En los 1930’s, las llanuras de EEUU sufrieron el famoso “dust bowl” (cuenca del polvo) que hizo emigrar a las ciudades a multitudes. También hubo otra sequía importante en California en los 1947-50 y por fin, el estado inició el proyecto de canales y pantanos para administrar el agua. Creo que queda claro, que los incendios no son principalmente por el Cambio Climático, sino por la geografía y las condiciones atmosféricas y topográficas del estado. En el 2015, el gobernador Jerry Brown estuvo quejándose de la sequía, hasta que el 2016-17 le llegaron enormes aguaceros y los embalses quedaron saturados de agua.

No le falta razón al presidente Trump al criticar al gobernador Jerry Brown, un ecologista sin fronteras, que ha administrado desastrosamente su estado. Entre el estado de California y sus municipalidades tienen una deuda combinada de 1.3 billones (europeos). Ver link

Y el artículo indica que hay infraestructuras sin las reparaciones necesarias, nuevas que se necesitan y en lo referente a los bosques e incendios hay más de un millón de árboles muertos que no se han talado y retirado debido a regulaciones ecológicas estrictas. Por las sequías, muchos árboles son víctimas de plagas y mueren. Encima, la densidad de los bosques está a niveles inaceptables y las zarzas y el chaparral tampoco es reducido con fuegos controlados que evitarían estos monumentales incendios. En vez, esta vegetación es gasolina para el fuego iniciado por un poste de electricidad impactado por un rayo, por ejemplo. Las dos cámaras de California pasaron una ley UNANIMEMENTE para mantener las zonas del tendido eléctrico limpias de vegetación seca en conjunto con las compañías eléctricas, pero Jerry Brown les sorprendió con un veto. Alegó que era redundante, aunque parece más bien que está siendo insuficiente.

Claro que parece ser que ha recapacitado y el gobernador ha admitido en privado que Trump tiene razón y que va a relajar dichas restricciones estrictas del talado de los bosques. Ver link

Trump, con la excepción de la crítica inicial por twitter sobre el mantenimiento de los bosques, ha estado al nivel de la magnitud de la tragedia por las pérdidas de vidas humanas, mostrando mucha gratitud a los que han arriesgado su vida y ofreciendo cooperación al gobernador Brown, quien ha sido algo así como Torra con el Rey. Brown no perdió la oportunidad de atacarle por no firmar el acuerdo de Paris. Brown ha desafiado las leyes federales pasando una ley que hace a California un santuario para ilegales y a quienes les ha dado 500.000 carnets de conducir para que con ellos tengan la opción de votar en sus elecciones. Brown ha insinuado que “le debe ocurrir algo a este tío, porque si no nos deshacemos de él nos va a torpedear América y el mundo”. Y encima, Brown se ha posicionado con sus propias palabras en el centro de la “resistencia” anti-Trump. Hay que admitir, que en su viaje a la tragedia de Paradise, Trump no podía ser más decoroso, considerando su historial y el de Jerry Brown.

Y para los de TVE tengo lo siguiente: Los americanos no son los únicos que no saben de geografía.

sdut-ocean-warming

La historia tuvo mucho bombo de prensa, cómo no. Una nueva forma de averiguar el calentamiento de los océanos, a base de medir su degasificación. A mayor temperatura, pueden disolver menos gases. Y les resultaba que el calentamiento del mar era mucho mayor del que se pensaba.

princeton-ow

La idea de esta forma independiente de medirlo no era mala, aunque no la llevaron muy bien a cabo. El problema es que cuando impones consensos, todo el mundo aplaude los estudios que nos gustan, sin mirar mucho las entretelas. No vayamos a joder las “buenas” noticias. ¡Nos vamos a morir más rápido de lo que pensábamos! Así que ni los autores, ni los revisores de Nature,  ni ninguno de las docenas de científicos del “consenso” especialistas que leyeron el estudio, se dieron cuenta de los muy obvios errores que contenía. Tuvo que ser un muy vilipendiado “negacionista” el que llamara la atención sobre el asunto. Nic Lewis. Lo hizo en el blog de la no menos vilipendiada Judith Curry, pocos días después de la publicación.

De sus conclusiones:

Los hallazgos en el trabajo de Resplandy et al fueron publicados, con revisión por pares, en la principal revista científica del mundo. Con una gran cobertura de prensa. A pesar de esto, una rápida revisión de la primera página fue suficiente para levantar dudas sobre la exactitud de los resultados. Y bastaron unas pocas horas de análisis y cálculos, basadas sólo en la información publicada, para mostrar errores aparentemente serios (y con seguridad inadvertidos) en los cálculos subyacentes.

Nic Lewis es un científico amateur, y tardío. Amateur, en el sentido de que no cobra por los estudios que hace. Matemático, dedicaba a la estadística para el mundo de las finanzas hasta que, jubilado, se interesó el “cambio climático”. Especialmente en lo relativo a los cálculos de la “sensibilidad climática” (lo que calienta el CO2). Ya les había corregido algunas prácticas estadísticas a los profesionales del clima, y se había convertido en una especie de “grano en el culo”. Muy incómodo, porque nadie puede discutirle ni sus conocimientos matemáticos, en general muy superiores a los de los científicos académicos, ni el cuidado con el que trabaja. Ha publicado estudios con la flor y nata de los especialistas que se dedican al problema de la atribución del calentamiento al CO2. Y los últimos, mano a mano con Judith Curry. El efecto de su presencia en el mundillo del cambio climático ha sido rebajar notablemente los cálculos de lo que calienta el CO2. En los dos extremos del margen. Y eso es un fastidio enorme para los alarmistas.

En el caso de este estudio, Lewis señalaba dos problemas gordos. Que no se puede calcular la tasa de calentamiento como lo hacían. El uso de la estadística, no la parte física. Y que los márgenes de confianza que usaban eran totalmente irreales. De momento, los autores han reconocido esta segunda crítica.

Es un nuevo método prometedor, pero no hemos conseguido una buena precisión en el primer pase.

wapo-ow-2

sdut-ocean-warming

Los alarmistas están diciendo que todo es muy normal; que así es como la ciencia se va corrigiendo y avanzando. Y tienen toda la razón. Pero se olvidan de la parte en la que los “negacionistas” han sido necesarios para ese avance de la ciencia, porque ningún alarmista ha sido capaz de ver un problema que, según Lewis, era obvio en la primera lectura de la primera página del cacareado estudio. Ha sido necesario el prestigio de la “negacionista” Curry para llamar la atención, y el fino conocimiento del “negacionista” amateur Lewis para ver el problema.

¿Qué tal si aprendemos la lección, nos dejamos las floridas etiquetas y los insultos en casa, y reconocemos que la crítica no es una inmoralidad, sino algo necesario para un conocimiento de fuste?

Fuentes:

Resplandy et al 2018

Nota de prensa en Princeton University

Nic Lewis en ca’n Curry (1)

Nic Lewis en ca’n Curry (2)

San Diego Union-Tribune:

Washington Post:

 

 

 

 

 

Por Luis desde Florida

 

Como es natural, cada individuo ve las elecciones con su propio prisma y en la política y periodismo hay otro factor adicional: enfatizar u omitir lo que conviene. Los demócratas declararon hace meses que iba a haber una “oleada azul” favorable, palabras que fueron amenguadas ya que las proyecciones no eran tan halagüeñas. Al conocerse los resultados Trump y los demócratas han declarado victoria (?). Después de una crispación pre-electoral no conocida en mis 55 años en este país, se han oído palabras reconciliadoras y sensatas de la nueva líder del congreso Nancy Pelosi, así como de varios senadores republicanos elegidos. Curiosamente, también Trump ha declarado que quiere trabajar con el Congreso de forma bipartidista después de haberles acusado en la campaña de serios atropellos contra la integridad de la nación y sus ciudadanos. Que conste que tampoco se han quedado cortos los demócratas y su extensión histórica, los medios tradicionales, que no han parado de acusar a Trump de ser racista, nazi y llamarle Hitler con la ayuda de los de Hollywood, cuyos artistas han mostrado al mundo la cabeza decapitada y sangrante de Trump y más bajo aún, se han metido con su hijo menor de 12 años a quien le han deseado que se le encierre en una jaula con pederastas. Como ofrezco un servicio a la organización de Trump y le veo de cerca tres veces al año, lo comenté ayer a un amigo que no he visto por unos 30 años y sin ni siquiera saber cómo me siento, me sugiere: ¿Por qué no le matas a ese HP?. Como tengo más educación, decencia y tengo claro quiénes son los HP’s, dejé la respuesta escondida en el bolsillo. Todo esto deja claro que ambas partes vamos a tener que hacer un esfuerzo super-humano para cumplir con los deseos expresados. No digo que sea imposible, pero tampoco apostaré ni siquiera una gaseosa. Como estas elecciones han marcado a la vez el inicio de las campañas electorales del 2020, mi opinión es que todo volverá a como estábamos hace unas semanas o peor.

Los resultados no son todavía totalmente completos porque hay recuentos en varias elecciones muy cerradas. Hasta ahora, en la del senado de Florida, el republicano ha quedado por delante por un 0.4%. Por ley, todas aquellas con una diferencia de 0.5% o menos, requieren un recuento. En este caso son unos 32.000 votos de diferencia. En el Congreso, los demócratas ganarán cerca de 35 escaños (hay 30 seguros) quedando con una mayoría aproximada de 230-205. Los republicanos han perdido 6 gobernadores también, pero el senado ha quedado por lo menos igual y quizás gane 3 escaños al estar por delante en las que van al recuento. Si resultara así, el Senado quedaría en 54-26 dando una mayoría cómoda a los republicanos, cosa que es muy importante para la reducción adicional de regulaciones, la confirmación de jueces y otros cargos importantes. Además, los senadores republicanos críticos de Trump han sido reemplazados por senadores que están más en línea con él, por lo que facilitará considerablemente ciertas actividades de gobierno.

Para poner en perspectiva histórica estos resultados, en el 2010, Obama perdió 63 congresistas, 6 gobernadores, 6 senadores y 680 legisladores estatales. En el 1994, Clinton perdió 54 congresistas y 9 senadores. También se debe apuntar que 45 congresistas republicanos decidieron retirarse este año, complicando la situación, ya que se han postulado candidatos nuevos sin tanto reconocimiento popular, y estadísticamente el político en funciones gana el 90-95% de las veces. Es curioso que todo el mundo detesta el Congreso, pero reeligen casi siempre a su representante. Otro dato es que desde 1914, en las 26 elecciones intermedias, solo 3 veces el presidente ha mantenido la mayoría en el Congreso. No he leído un razonamiento claro y sencillo del por qué.

Yo no me atrevo a calificar con un par de frases simplistas estas elecciones porque cada estado y hasta cada distrito es un mundo. Y se han visto cosas extrañas que desafían la lógica a mi entender. Pero antes de entrar en detalles, quiero daros un par de muestras para ilustrar la importancia de la inmigración ilegal, que tantas acusaciones de racismo nos causan al presidente y a los republicanos. Que conste que ya tenemos 22 millones según un estudio de la Universidad de Yale. Y en este video se puede escuchar a la candidata demócrata para gobernadora del estado de Georgia diciendo que la “oleada azul” incluye entre otros a los indocumentados.

Y luego está esta foto del abogado multimillonario Steve Phillips (autoproclamado maoista) con la nueva (y antigua) lٌíder del Congreso Nancy Pelosi promocionando un libro que se titula Marrón es el Nuevo Blanco: Cómo la revolución demográfica ha dado una Nueva Mayoría a EEUU. Sin duda es cierto en California donde la población blanca es de 14.6 millones, la latina de 15.5 millones y la afro-americana de 2.1 millones. Sumando estas dos últimas es normal que California produzca 38 congresistas demócratas y sólo 15 republicanos. Y por cada 750.000 “votantes” latinos adicionales, hay un congresista adicional. Creo que queda claro que las fronteras abiertas promocionadas por Soros, las 500 poblaciones que dan “santuario” a los ilegales, las declaraciones de Abrams y el libro de abajo, que son sólo las muestras que permite el espacio, no constituyen una teoría conspiranoica del hombre blanco “racista” de EEUU. Creo más bien que los racistas son claramente ellos por el mero hecho de que quieren cambiar EEUU por mediación de las razas ¿O no?

Por el ambiente de crispación, estas elecciones han sido de una movilización histórica por ambos lados. En las elecciones intermedias del 2010 y 2014, la participación fue del 41% y 37% respectivamente. Y la presente del 49%.

Hablando de esa “ola azul” que nunca llegó, me trae a la “ola verde”. La cantidad de billetes verdes que han invertido los billonarios izquierdistas Bloomberg, Soros, Sussman, Steyer y el mismo Phillips, ha sido incalculable. Para la campaña en Texas  (estado rojo) contra en prominente senador Ted Cruz, el demócrata Robert “Beto” O’Rourke, descendiente de irlandeses, ha usado ese apodo latino aún teniendo dificultades para leer en español y ha recibido $70 millones de dichas fuentes. Con ese enorme capital y los medios apoyando a esta nueva revelación tejana, lograron acercarse al 3% del verdadero latino, hijo de cubanos, Ted Cruz. Pero perdió y los demócratas consideran un triunfo dicha hazaña. A las campañas de los demócratas también han acudido bastantes personalidades de Hollywood: Opra Winfrey, Spilberg, Jimmy Kimmel, George Clooney… Y desde hace un siglo por lo menos, ningún ex-presidente se ha puesto a hacer campaña para los suyos como Obama lo ha hecho en esta ocasión. Hasta se ha quedado ronco por los discursos. No hemos visto tanta potencia bélica desde el desembarco de Normandía para obtener un resultado tan anímico. Por el otro lado, Trump, que solo duerme tres o cuatro horas, ha estado incansable y ha logrado defender el senado contra viento y marea, incluyendo los interminables ataques de todos los medios tradicionales y locales. Las probabilidades indican que los republicanos incrementarán dos o tres escaños en el senado. Lo sabremos en unos días.

A Trump le han ayudado también los mismos demócratas del senado al armar un circo en la confirmación de Kavanaugh. Se pasaron de la raya y de los cinco senadores que residían en estados donde Trump ganó, los cuatro que votaron en contra han perdido las elecciones. El demócrata que votó a favor Munchin, ganó la suya. Parece ser la venganza de Kavanaugh desde la Corte Suprema.

Esta foto de abajo nos da una idea de cómo podría ser el diálogo con la izquierda. Son los New Black Panther que es un grupo con ideas marxistas/maoistas, anti-capitalistas, anti-zionistas y adheridos al Islam. Están apoyando a la candidata a gobernadora, Stacey Abrams de Georgia, en el profundo sur. Ese profundo sur del que no tengo duda que hoy día éstos dejan pequeños al KKK en peligrosidad, pero seguro que alguno de Podemos me dice que estoy equivocado. Como se puede ver, están participando en la democracia norte-americana apoyando al partido demócrata. Este tipo de actitud ya se vio en el 2010 y el 2014, pero parece no molestar ni a Obama, ni a Nanci Pelosi, ni a los medios porque no han levantado la voz, ni han hecho ninguna denuncia contra ellos. Una verdadera pena e injusticia que estos personajes no salgan en la CNN donde pueden exhibir esas dotes democráticas ¿no?.

Una de las elecciones que no tiene una lógica que yo pueda comprender, es la del gobernador de Wisconsin Walker (R) vs Evers (D). El slogan convencional según el asesor de Clinton, James Carville, dice: “It is the economy stupid”. Pues en Wisconsin hay un 3% de paro. Trump logró atraer a FOXCONN a este estado para construir una planta de $10.000 millones. Trump logró arañar de los canadienses un tratado que favorecía a los productos lácteos que producen en cantidad. Y el gobernador Walker pierde las elecciones contra uno no muy conocido, pero apoyado fuertemente por la uniones.

Si fuera por la economía, los republicanos hubiesen mantenido el control fácilmente. Si hubiese sido por los cortes de impuestos, lo mismo. Pero es que la mitad de las familias aquí no pagan impuestos, por lo que el mensaje de los demócratas, de que los cortes han sido para los del 1% de arriba ha calado más de la cuenta. Y los medios han preferido hablar hasta hace muy poco de la colusión con los rusos, de lo cual no hay ninguna evidencia después de dos años de investigación, en vez de dar crédito a lo que ha logrado Trump para el país. Según los medios, Trump es racista, islamofobo, nazi, Hitler…. y los del New Black Panther son un grupo posando para hacer una película en Hollywood. Sí, claro!

Estamos en una situación, pero que muy delicada y no veo que ni el diálogo ni la negociación puedan solucionarlo. Mi opinión es que el agua ha pasado por encima de la presa y toca decir aquello de: No hay substituto para la victoria. Aclaro que no me refiero a una victoria con armas, sino ideológica. No será fácil ni pronto.