kelly-2016

Traduzco:

Abstract

Es ampliamente afirmado y creído que el calentamiento causado por el hombre viene con incrementos, tanto en la intensidad como en la frecuencia de los eventos meteorológicos extremos. Un examen de sitios meteorológicos oficiales y de la literatura científica proporciona una fuerte evidencia de que la primera parte del siglo XX tuvo más extremos climáticos que la segunda mitad, cuando se dice que el calentamiento global antropogénico ha sido el responsabe principal del cambio climático.  Esta desconexión entre los datos reales del mundo de los últimos 100 años y las predicciones en curso proporciona un auténtico acertijo cuando un ingeniero trata de hacer una estimación profesional del valor real futuro de un proyecto de infraestructura  con intención de adaptarse al cambio climático. ¿Cuál es la base acertada para realizar juicios cuando la teoría y los datos están tan en desacuerdo?

Kelly [1] examina primero lo que dice la “ciencia del cambio climático” respecto al Calentamiento Global Acojonante y los extremos climáticos. Y muestra que en efecto, los chicos del cambo climático aseguran en sus predicciones que el calentamiento exacerbará los extremos meteorológicos. El problema es que Calentamiento Global Acojonante ya ha ocurrido, ya nos afecta -según aseguran-; pero la realidad no hace caso de la teoría. Los extremos climáticos no han aumentado. Kelly, si ve algún cambio, es una ligera … ¡disminución!

El PDF es de muy poca resolución; de ahí la mala calidad de la imagen (disculpas).

kelly

Pone multitud de datos de muchos sitios, que recomiendo leer, y acaba así:

Las consecuencias

La cuestión 17 del informe conjunto Royal Society / National Academy of Sciences  [2] pregunta si unos pocos grados de aumento de temperatura importan. La respuesta de 220 palabras se enfoca enteramente en los posibles inconvenientes de un aumento de temperatura, con una retorcia frase final: “Incluso aunque ciertas regiones podrían tener beneficios del calentamiento, las consecuencias de largo plazo serán disruptivas”. De hecho, la mayor parte de la investigación se ha centrado en los inconvenientes, pero la lista de ventajas se va acumulando.

La comida por persona ha aumentado un 25% mientras la población crecía un 140% desde 1960. Incluso desde 1998 se produce más comida en menos superficie cada año (Figure 5) [25].

Las imágenes de satélites muestran como el mundo está reverdeciendo en general respecto a como era hace 20 años, con la mayor parte del reverdecer en áreas en las que más importa, como el Sahel [26].

Más gente muere de frío que de calor, y el rápido declive de muertes debidas al clima (last panel of Figure 1) es evidencia de que el business-as-usual ha producido una mayor resistencia al clima extremo a lo largo del siglo pasado [17].

Nota: La mente alarmista es muy particular, y hace el siguiente razonamiento (disimulado tras mucha farragosidad). Si el Calentamento Global Acojonante aumenta los extremos climáticos (porque lo dice la teoría / modelos), aunque no podemos relacionar un extremo concreto (por ejemplo el último huracán dañino) con el calentamiento, sí podemos decir que el calentamiento ha hecho ese evento más dañino de lo que hubiera sido sin el hombre pecador. La mente basada en la evidencia empírica podría hacer perfectamente el razonamiento contrario, y concluir que el huracán X ha sido menos dañino porque en general el calentamiento está disminuyendo los extremos climáticos, según la realidad. Pero no lo hará, porque la mente basada en la evidencia empírica es siempre reacia a los alegres juegos florales a los que se dedica la cabeza propia del kindergarten.

Disfruta del suave y beneficioso calentamiento, y del generoso CO2 que fertiliza toda la vegetación. Mientras duren. Y olvida esa alucinación colectiva llamada Calentamiento Global Acojonante.

Añadido. Hay un cantamañanas en Twitter que critica el estudio:

Problema: Sólo hay una cita de WattsUpWithThat, que se limita a copiar una referencia de la Queensland University of Technology, hablando de los resultados de este estudio publicado en la revista Environmental Research:

Pero el cantamañanas da lecciones. 😉

Más añadido. Un poco pesaditos los que critican en Twitter, sin sustanciar, y sin hacerlo aquí también — explicando lo que quieren decir.

A ver si conseguimos que este Louis se explique. Puede tener sustancia lo de la ESA esa, y sería interesante. El estudio plantea un problema curioso. ¿De dónde sale esa idea de los “extremos climáticos”? El IPCC no lo defiende, y no es por falta de ganas [2]. Sí hay algunos estudios defendiéndolo: básicamente “prodigios” estadísticos. Y otros mucho más obvios defendiendo lo contrario. Por ejemplo, los de Roger Pielke jr. El de esta entrada es bastante simple, pero por eso mismo resulta convincente. Y si hay una crítica válida sobre el estudio, también sería muy bueno saberlo.

Actualización. No; Water Mellon también es de la sección cantamañanas. [–>]

louis-water-mellon-4

El cantamañanas de Parte Nones, en cambio, no tiene interés. Es una cuenta basura abierta hace un mes con el único objetivo de enmerdar la discusión desde Twitter. Nunca contesta a las críticas porque le da igual que se vea que miente. Lo que quiere es tirar mierda en general, a ver si alguna le mancha  los críticos de su religión, sin importarle ensuciar esa cuenta basura. Un truco muy viejo.

Añadido 3. Al final, tras muchas vueltas y mucha charlatanería, el cantamañanas sustancia su crítica. Muchas referencias son de artículos en blogs, y según él eso hace “infundado” el estudio. Es mentira; cita los blogs para acreditar a los autores de los gráficos, y en los enlaces pinchables figura la fuente de los datos de los gráficos, siempre muy “oficial”. Agencias meteorológicas tipo BOM, NASA, Met Office, u organismos tipo FAO.

Si fuera una persona normal habría hecho la crítica en un comentario, y lo hubiéramos mirado con mucho interés.

Pongo el gráfico que manda, donde señala BLOG, con horror, y yo CORRIJO con lo que significa.

cantamananas

Donde digo datos de fuente desconocida (3 casos de 16) quiere decir que el blog no lo pone de forma que se pueda llegar a ella. Y al menos uno de ellos se confirma con otra cita de un artículo científico. Todo ello es chapucilla, pero en absoluto “infundado”. Ni siquiera es sustancialmente diferente de lo que el mismo IPCC dice [2].

Pongamos un ejemplo. Kelly pone un gráfico de Hansen 1980, y lo cita mediante un enlace a un blog [referencia 24] donde sale la figura de Hansen 1980. Y el cantamañanas le llama infundado a eso. Pero resulta que en Hansen 1980 [–>] sí está la misma figura (3) que se representa en este estudio (figura 4 a). Y así con todo. Un cantamañanas.

Fuentes:

Journal of Geography & Natural Disasters [1]

Roger Pielke jr. [2]