A menudo me preguntan, cuando muestro un gráfico de Calentamiento Global Acojonante medido por satélites, que cómo van las mediciones de superficie de termómetros, y qué diferencias hay. Se me ocurre que la forma más sencilla de presentarla es esta, donde se ve una medición de termómetros de superficie, una de satélites (que mide una capa de la troposfera baja centrada en unos 4Kms de altura), y una mixta del mar.

Esta última, la mixta del mar, en principio debería ser la mejor. Usa sobre todo satélites, pero midiendo la temperatura de la capa superficial del mar, no el aire. Y además lo contrastan / corrigen con temperaturas de termómetros in situ en el mar. Son instrumentos, métodos, y equipos humanos distintos que los de la troposfera. Las tres mediciones son totalmente independientes entre sí.

Y así tenemos:

  1. Termómetros de superficie, global, GISS
  2. Satélites para troposfera baja, global. UAH
  3. Mar global, mixto satélites termómetros. OI.v2.

Y lo comparamos con lo que dicen los modelos climáticos en cada uno de esos sitios. Vaya, la media de los modelos, porque individualmente dicen muchas cosas, y a menudo contardictorias. La columna de la derecha, que es la clave, señala el porcentaje de calentamiento que ven las observaciones respecto de lo que dicen los modelos (la media de los modelos) en ese lugar.

acojonante-calentamiento-global-distintas-mediciones

Empezamos en 1979 porque es cuando empiezan los satélites. Pero es perfecto, porque el Calentamiento Global Acojonante empieza apenas antes (como 1975 o 1977). Y llegamos hasta 2016, completo.

Hay que advertir que es un momento bastante malo para medirlo, justo con un El Niño fuerte al final de la serie. Por eso he añadido la serie del mar en su estado pre-Niño, para que se vea al diferencia. Pero con Niño y todo las observaciones miden:

  • Termómetros superficie: 81% del calentamiento predicho.
  • Satélites troposfera: 50% del calentamiento predicho.
  • Mar mixto: 63% del calentamiento predicho.

Y son 37 años, que no es ninguna broma. Aunque tampoco es suficiente para hacer un cálculo bueno de lo que calienta el CO2 extra.

Y esto explica muy bien por qué hay tanta discusión. Son películas muy distintas las de las ditintas series.

1) Los termómetros no son incompatibles con los modelos. Van más bajos que la media, estarán entre la media y la parte baja, pero por dentro del “desparrame” de los modelos. Que para eso es un desparrame tan generoso.

Bueno, son compatibles los termómetros con los modelos si miramos los últimos 37 años. En el largo plazo, los cálculos del calentamiento de las emisiones de CO2 medido con termómetros (que usan las series de temperatura desde 1880) no son compatibles con los modelos. Por eso el IPCC tuvo que ampliar el rango de calentamiento probable en su informe 2013. Ampliarlo por abajo, quiero decir. Para incluir “no problema” entre lo probable.

Sin enrollarnos, veremos dos gráficos de lo que calculan que calienta el CO2. En el primero, comparado con el “rango más probable” que daba el IPCC en su último informe (2013).

ecs-tiempo-lewis.png (600×361)

Pero ese “rango más probable” no viene de los modelos. Lo ampliaron por estos estudios. Los modelos dan este otro rango, que no es compatible con los cálculos recientes.

ecs-estudios-y-rango-modelos

2) Satélites y mixta. Esto, respecto a las temperaturas de termómetros de superficie. Pero mirando los satélites y la serie mixta del mar lo único que se puede hacer es tirar los modelos a la basura, y empezar de nuevo con la pizarra en blanco. Son incompatibles. También son incompatibles las mediciones de termómetros con estas otras dos; uno de los dos grupos tiene que estar mal.

3) Gráficos. Una nota antes de poner los gráficos. Este clásico de John Christy que hemos visto muchas veces no es la misma medida. Es troposfera media, no baja. A mayor altura. En principio más interesante, porque es donde más se tendría que ver el “efecto invernadero” y las realimentaciones necesarias para la alarma. Y todavía es mas incompatible con los modelos que las otras tres de las que hemos hablado, incluida la de la troposfera baja.

Y ahora los gráficos de las series cuyos números hemos puesto al principio. Están comparados entre sí, no con los modelos.

giss-y-oiv2

oiv2-y-uah

Es por esto que puedes oír que los modelos climáticos no tienen ningún problema, o que son una basura integral. Depende de dónde y lo que mires. Pero para decir que no tienen problemas hay que empeñarse en mirar sólo un sitio / medición, olvidarse de las demás, y olvidarse de los cálculos modernos sobre “sensibilidad climática”. Los estudios mencionados antes sobre lo que calienta el CO2.

Ya por curiosidad podemos mirar entre sí las dos series de saélites que hay sobre troposfera baja, ya que sólo hemos usado una. Por si alguien se pone quisquilloso porque le tengamos pelota a la serie UAH de Roy Spencer y John Christy. Da lo mismo, porque RSS es igual.

Con líneas de tendencia:

rss-y-uah-trend

No se pueden distinguir, ni se ve nada. Probemos medias móviles de cinco años, que suelen dar una idea clara.

rss-y-uah-mm5a

De hecho son tan calcadas que se hace hasta sospechoso. Afortunadamente no son muy amigos los dos equipos. RSS es “consenso” total, y UAH es “hinchapelotas”. ¡Pero dicen lo mismo! Y lo mismo es que los modelos van de culo:

uah-temperatura-global-2016-flecha

Sobre todo si tienes en cuenta qué parte de los modelos es un “tuneo” para acertar las temperaturas que los modelistas ya conocen, y qué parte es predicción propiamente dicha — sin red ni parachoques.

zona-tuneo-y-prediccion-en-modelos-climaticos

Fuentes añado, que me había olvidado.

UAH troposfera baja:

GISS termómetros superficie:

OI.v2 (Reynolds ( NOAA):

RSS troposferra baja