Los celebrantes de los angelitos, ¿los tendrán por ex-asesinos, o por no-asesinos?

Es una duda interesante, a pesar de ser filosófica. Vasquilandia, esa cloaca moral, está literalmente plagada de celebrantes de asesinos. Pero los humanos somos bichos raros que nos contamos cuentos, y, sobre todo, ¡nos los creemos! Cuentos morales, mayormente. Y cuando queremos aplaudir asesinos, por ejemplo porque porque coincide con el guión, los convertimos en otra cosa. Y esa es la intriga; ¿cómo funciona el blanqueamiento de asesinos al que se está dedicando con tanto ardor el paisito? No me acabo de enterar, pero igual es porque lo dicen traduciendo del vascuence y no traducen muy bien.

En todo caso sólo hay dos posibilidades. No hay cuento que pueda ocultar la pistola, la bala, el agujero en la nuca, la sangre; o los cuerpos inocentes destrozados. Incluso las auto-trolas tienen un límite. ¿Se cuentan los celebrantes que no están aplaudiendo asesinos, porque que en realidad aplauden a ex-asesinos? En un plan como este: Sí asesinaban, y sí eran inocentes sus muertos; pero eran otros tiempos y el tiempo nuevo lo lava todo. Y más blanco.

tiempo-lava

El problema está en la frontera. ¿Por qué antes asesinar estaba bien, y ahora no? Que sí, vale; conocemos el cuento. El tiempo ha cambiado. Pero como no sabemos cómo ha cambiado, ni por qué, lo mismo puede volver a cambiar. ¿Dejarían de ser “ex”? ¿Y serían celebrados igual? Porque entonces habría que empezar a contemplar la siempre inquietante posibilidad de que en realidad seamos una canalla ética francamente impresentable. Sin frontera que explique cuándo asesinar inocentes está bien, o mal, no hay “ex” que valga. Que hagan un dibujito para entenderlo.

La otra posibilidad es que no sean “ex”, porque aunque asesinaban, y asesinaban inocentes y niños, no eran asesinos. Eran, por ejemplo, nobles “gudaris” que construían una nación. Y las naciones, como todo el mundo sabe, se construyen asesinando inocentes. Hmmm …, no arreglamos mucho. Otros también dicen que construyen naciones, y no lo hacen mediante bandas de asesinos de inocentes. Además, la conclusión de tal argumento sería que construir naciones es un ejercicio muy poco presentable moralmente. Cosa con la que la izquierda divina siempre había estado de acuerdo. Las naciones eran asquerosidades de los fachas. Yo también lo creía así, cuando era izquierda divina. Y ahora también, sin serlo. Debe ser que los tiempos cambian. O las lavadoras, ya no sé.

@rpr3z tiene una serie muy interesante sobre algunos de los angelitos esos, hoy  tan celebrados. En concreto, los de Galdácano.

Y nosotros vamos a aprovecharlo … para honrar a los asesinados. Señalando asesinos. Si de homenajes se trata, y si los asesinos merecen homenajes, mucho más los asesinados. Enlazamos. Un clic lleva a los merecimientos de cada angelito. Pero lo suyo es empezar con la introducción.

Los etarras de Galdácano

Y con ustedes, los angelitos. Una suerte poder enlazar directamente al servidor de @rpr3z, y no tener que ensuciar mi disco duro con estas caras.

1. Gorka Martínez Arkarazo

gma

 

2. Iñaki Krutxaga Elezkano

ike

3. Jon Bienzobas Arretxe

bienzobas

 

4. Kepa del Hoyo Hernández

kdh

 

5. Oier Goitia Abadia

oga

 

6. Txus Martin Hernando

tmh

 

7. Xabier Garcia Gaztelu

txp

8. Iker Lima Sagarna

ils

 

 

¿Alguien ve una raza especial o distinta ahí? Y tampoco. Pero el que tenga huevos de entrar en los enlaces sí verá algo especial. No racial, que imaginaba Arana, sino moral.