El otro día veíamos [–>] a nuestra amiga Mónica López haciendo la imaginaria sección del tiempo de un Telediario veraniego en 2050. Donde las máximas en la mitad de la península eran de unos 50 grados. Producto, claro, del Calentamiento Global Acojonante. La idea, según los “escenarios” y modelos de la gente del cambio climático, es que un calentamiento global aumenta las temperaturas máximas en España.

Es algo que a primera vista parece razonable. Salvo que te dé por sospechar la posibilidad, también razonable, de que el clima sea un sistema caótico con constricciones. Y el caso es que debería haber la posibilidad de verlo, porque ya ha habido Calentamiento Global Acojonate. La primera comprobación debería ser si el calentamiento que ya ha habido ha subido las temperaturas máximas. Intentaremos ir viéndolo poco a poco. Pero para empezar, nada mejor que mirar primero la capital de mundo. ¿Nos estamos achicharrando más con el Calentamiento Global Acojonante de lo que hacíamos antes de emitir tanto CO2? Veamos las temperaturas máximas de Bilbao, desde 1.947.

bilbao-temperaturas-maximas-anuales

No parece que el Calentamiento Global Acojonante esté subiendo las máximas en Bilbao, ni produciendo una tendencia en las mismas. Podría haber más días calientes; esto son sólo datos de la temperatura máxima alcanzada cada año. Intentaremos verlo más adelante. De momento nos quedamos con las máximas que se alcanzan.

Es verdad que 2016 ha alcanzado una máxima alta, pero sólo es el sexto año desde 1947. El campeonato queda así.

  1. 1947
  2. 2003
  3. 1988
  4. 1950
  5. 2011
  6. 2016

Si lo quisiéramos hacer por lustros, una idea rápida podría ser una media móvil de 5 años.

bilbao-temp-max-anuales-y-mm5a

El lustro campeón sería el de 1986 – 1990, seguido de cerca por el de 1981 – 1985, y los demás quedan muy lejos.

La gran pregunta sería. ¿Si el Calentamiento Global Acojonante, ese que dicen que ya estamos sufriendo, no sube las temperaturas máximas, por qué piensan que las subirá en el futuro — si es que llega a haberlo? Es verdad que podría ser una particularidad de Bilbao. No sería la primera. Así que en los próximos días lo miraremos con Sevilla, por ser capital del flamenco; y con Madrid, por capital del imperio.

De momento, relajados. Hace calor, pero no es nada raro.

Datos:

Javier Sevillano, que ha organizado los de AEMET anteriores a 2013 de forma fácilmente digerible:

AEMET, desde 2013: