Últimamente estoy bastante frío con Ciudadanos. Pero no me gustan nada los ataques injustos. Y Luis del Pino ha organizado un pequeño “terremoto tuitero” contra C’s, completamente injustificado.

Voy a mostrar la jugada. Nace aquí (clic para verlo entero):

del-pino-contra-cs

Esa es toda la tesis. Que el acuerdo PSOE/C’s “posibilita” (con mayúsculas) la convocatoria de un referéndum … ¡en la siguiente legislatura! Según Luis del Pino, mediante un procedimiento  que se le ha ocurrido a Chacón [–>]. Que está basado en:

  1. Impulsar una reforma de la Constitución.
  2. Si los catalanes votaran mayoritariamente en contra …
  3. … visto el “mensaje”, ponerse a trabajar en una solución, “probablemente por lo que hizo el Canadá”.

Lo que NO dice Chacón es que la reforma constitucional a proponer en primer lugar, que sólo habla de cerrar el modelo territorial y desarrollar concepto de Estado Federal [–>], y que los catalanes podrían votar mayoritariamente en contra … o no, incluya nada que permita un referéndum. Eso vendría después, en la parte de “ponerse a trabajar”. Si se da el caso.

Y lo que tampoco dice Chacón, pero sí lo debe saber, es que lo que hizo  Canadá, la Clarity Act, NO produjo ningún referéndum. Al contrario, lo que produjo, o al menos lo que ocurrió, es que desde la Clarity Act los separatas han dejado de plantear referéndums. Así que el “procedimiento para llegar a un referéndum” que dice Luis del Pino se basa en un precedente que no condujo a un referéndum. Chupi canela.

Pero es que la barbaridad es todavía mucho mayor. Porque Chacón puede sugerir esa idea suya, o cualquier otra, pero eso no significa que el pacto PSOE/C’s posibilite (con mayúsculas), ni “allane” el camino a los separatas. La idea de Chacón la posibilitaría cualquier cambio constitucional que se vote, del tipo que sea, y con el pacto que sea. O sin pacto. La posibilidad o allanamiento no está en el pacto, sino en el mero hecho de votar una reforma constitucional, y que en Cataluña el resultado fuera mayoritariamente en contra. Lo que según Chacón, pero nadie más, obligaría a “ponerse a trabajar”. Y entonces, el argumento de Luis del Pino debería ser que cualquiera que proponga una reforma de la constitución está “allando” el camino a los separatistas, porque Chacón ha tenido una idea brillante. Pero no es eso lo que dice, sino algo muy muy diferente.

Claro, Girauta se ha enfadado, ya ya tenemos cristo.

girauta-contra-de-pino

Y sí; ya lo siento. Lo de “miserable” puede que sea excesivo, pero lo de “falso” es niquelado. Mientras falso siga significando que algo no es cierto. Porque no es cierto. El pacto no “allana” nada. Y la idea de Chacón, si es a la canadiense, tampoco. Pero en todo caso sería Chacón (si puede) la que “allanaría el camino a los separatas”, pero no el pacto.

Pregunta retórica: ¿Cuál hubiera sido la forma de “no allanar el camino a los separatas”? Abocar a Sánchez a un pacto con Potemos … y con los separatas? Porque unir al pacto al PP creo que ya lo han intentado, con el resultado conocido. Y el PP por su cuenta no les ha propuesto nada. ¿Entonces? ¿Qué es lo que se le pide a C’s, exactamente? ¿Que se quite de en medio? Excesivo, ya parece.

Añadido posterior. Tal vez hay una fórmula que permita lo que pide del Pino. Un pacto, pero sin “allanar el camino” (según su idea de “allanar”). Quitar del pacto cualquier propuesta de reforma constitucional. Y así la idea de Chacón no sería posible. Pero esta fórmula lo que muestra es lo diabólico (por ser suaves, y como en prueba diabólica) de lo que exige Luis.

Añadido, 12 horas después. entra en la polémica. En modo abogado, como siempre. Tiene un resultado que pretende conseguir, y usa la parte de la realidad que le es útil, deformando o ignorando la parte que no le sirve.

El único problema es que eso es exactamente lo que hacen los nacionalistas, y el motivo por el que los nacionalistas son un coñazo impresentable.

Acojonante operación. Empieza criticando las respuestas de Girauta … ¡a otros asuntos diferentes! Y gasta en ello más de la mitad del artículo. Clara señal de que no tiene buenos argumentos directos. Luego dice que las palabras de Chacón son “perturbadoras”, e imagina una conspiración en la que el PSOE presentaría una reforma constitucional, pero en Cataluña pediría -o sugeriría sibilinamente- que se votara que no a su propia reforma.

Para rematar, exige a Ciudadanos que reclame al PSOE censura interna, y desautorice a Chacón. O sea, no basta que el PSOE firme que está en contra de un referéndum secesionista, sino que además tiene que prohibir que cualquiera de sus miembros contemple ¡para el futuro! una solución tipo Clarity Act.