Luis Bouza-Brey, 5-1-16

Los padres constituyentes del 78 intentaron crear una fórmula para satisfacer a los nacionalismos periféricos, incorporándola con deficiencias y ambigüedades a la Constitución. Desde entonces, el cretinismo buenista ha seguido la pauta de la mutación constitucional para seguir intentando satisfacer al nacionalismo étnico, obteniendo también el desprecio de aquél y el fracaso de sus aparentes logros e intenciones. Ahora, con el etnonacionalismo transformado en separatismo sedicioso, los populistas intentan adaptarse a él abriendo la vía de agua de la supresión de la soberanía del pueblo español y el otorgamiento del privilegio decisorio al etnonacionalismo y a todo el que quiera reclamarlo.
El populismo continúa el camino de concesiones y retrocesos del espíritu democrático, igualitario y respublicano fundacional del régimen del 78. España habrá involucionado nuevamente frente a uno de sus problemas estructurales, malversando nuevamente su ascenso hacia la democracia y la libertad: se habrá introducido en el règimen, de manera definitiva y letal, el privilegio etnicista, antiigualitario e insolidario, que lo implosionará desde dentro.

Vean como analiza SEGUNDO SANZ, en “Vozpopuli” el proyecto de populismo etnicista de “Podemos”:

‘Operación Colau’ y reforma del artículo 92: la hoja de ruta de Podemos para el referéndum en Cataluña

SEGUNDO SANZ en “Vozpopuli” del 5-1-16

http://vozpopuli.com/actualidad/73903-operacion-colau-y-reforma-del-articulo-92-la-hoja-de-ruta-de-podemos-para-el-referendum-en-cataluna