La opinión pesimista sobre el animal humano no solo es la más extendida, sino que parece la más razonable. Aquella que dice la ética no avanza, no se traslada entre generaciones, y cada una empieza de cero. Esto es, que las tendencias menos presentables de los angelitos de dos patas -por ejemplo las tendencias asesinas- se mantienen inalterables en el espacio y en el tiempo. No es menos asesino vocacional un vasco que se cree una raza superior y semidivina, que alguien de Negrilandia o de Mahomalandia. O que alguien de la Edad Media. Y no hay más que pasear por cualquier pueblo de Vasquilandia para ver cómo se ensalza, aplaude y adora, a fulanos que solo son conocidos por haberse dedicado a liquidar al que presuntamente opina de forma diferente.

Pero la crisis de Ucrania, con todo lo que entristece la gratuita inmoralidad de los que la están impulsando desde fuera (básicamente nosotros, o nuestros gobiernos), nos está demostrando que no todo bípedo es vascopiteco.

Mita con atención, son 3 minutos. Es de ayer, en la ciudad portuaria de Mariupol. 500.000 habitantes. Tipo Bilbao, se podría decir.

 

mariupol-tanque-y-gente

¿Acaso podría nadie pretender parar a los tanques de -por ejemplo- nacionalistas etarroides, por el acojonante expediente de ponerse delante con los brazos abiertos? Ni de broma. Todo el mundo da por supuesto (sabe) que el vascopiteco pasaría el tanque por encima. La única duda sería si lo haría disparando antes, o se ahorraría la bala. ¿Y si el tanque fuera en Irán (u otra multitud de sitios en la que puedes pensar)? O simplemente, también en Europa, pero hace 50 años.  Es inconcebible.

Mira este otro. Una versión diferente del mismo fenómeno, pero con la gente enfrentándose a rifles de asalto (Kalashnikov AK47, supongo) con las manos vacías.

mariupol-soldados-y-gente

Sólo parece haber dos tesis posibles. O los ucranianos tienen los huevos de acero y un desprecio por la vida propia rayano en la tendencia suicida, o las aficiones asesinas del animal humano están cambiando. Disminuyeno notablemente. Al menos un Ucrania, ya que no en Vasquilandia – y otros sitios igualmente anclados en el pasado más salvaje de la especie.

Sob balas de verdad, por si hay dudas.

mariupol-balas-y-gente

Foto de

Ojo, que sí hubo muertos ayer en Mariupol. Parece que 4 -a juzgar por las noticias de los hospitales- y no los 20 que dicen desde Kiev. Pero es que la gente parece dar por supuesto que no debería de haber ninguno, en un maravilloso avance ético completamente desconocido para el vascopiteco. Y es cierto que ese avance no es tanto como el que ha soñado la gente en Mariupol, pero imagina los muertos que hubiera habido en las mismas circunstancias en Ruanda. O en Pekin. O en Bildulandia – en cuanto tengan a las fuerzas de “orden” a su disposición.

Seguro que internet hace mucho. Esa inmediatez del vídeo colgado en Youtube, que le saca los colores … al que tiene vergüenza. En lo de Ucrania solo hace falta un pequeño pasito más. Que los gobiernos de la UE desarrollen el sentido de la vergüenza adecuado a los tiempos que tal vez están queriendo llegar. Y eso sí serían “nuevos tiempos”, y no los de los etarras (y sus amigos). Los tiempos en el que los bestias se cortan de apretar el gatillo, porque va a haber un vídeo en Youtube que les perseguirá el resto de su vida.

Por ejemplo este, que además demuestra que hay bestias en los dos bandos.

mariupol-gente-tambien-dispara

Más vídeos, donde Principia Marsupia [–>]:

Info inmediata, en la lista de la plaza en Twitter: