Poco a poco se va resolviendo el caso, aparentemente de la forma más previsible. Resumamos la historia.

Chris Turney, un científico / activista del cambio climático, conocido sobre todo por su actividad extra académica, organizó una expedición de ciencia-aventura para llamar la atención del mundo sobre el efecto del calentamiento global en la Antártida. Principalmente -y como es natural- la desaparición de su hielo.

hielo-marino-antartica

Que los datos [–>] que hay desde que lo miden los satélites digan claramente lo contrario nunca es un problema para un activista. Ni para las universidades que le financian con dinero del contribuyente. En el mundo de la publicidad, si los modelos dicen que el hielo desaparece, es que ya no hay hielo.

Pero hielo, hay. Y lo encontraron.

akademik-shokalskiy-en-el-hieloLa idea es que mucho hielo en el sur solo significa “tiempo” (meteorología). Algo variable y fortuito, impredecible. Cosa de la naturaleza. Y poco hielo en el norte significa “clima”, que como todo el mundo sabe es culpa del hombre pecador. Cosa de las emisiones de CO2. O de lo que esté de moda.

Así lo explica Turney. De repente, una ventisca de nieve trajo sorprendentemente el hielo, no se sabe de dónde, y rodeó y atrapó el barco. Pero no solo estamos en la época de las campañas de prensa, sino también el la de Twitter y los blogs, y cualquier cosa que hagas tiene demasiado testigos que dejan rastros inconvenientes. Shub Niggurath ha hecho una buena recopilación de lo que ocurrió antes de que quedaran atrapados. [Recomiendo –>]. Pero la sustancia es que sabían perfectamente que estaban en una zona con una relativa densidad de hielo viejo, grueso, disperso por el mar, y que un temporal perfectamente previsto lo podía concentrar contra la costa, en la zona del barco, y suponer un problema.

Because of the Argo mishap we got off late, and had one less vehicle to ferry people to and fro. I’m told the Captain was becoming rather definite late in the afternoon that we needed to get everyone back on board ASAP because of the coming weather and the ice closing in.

I’m sure the Captain would have been much happier if we had got away a few hours earlier. Maybe we would have made it through the worst before it consolidated

¿Por qué se retrasaron? Tuvieron un problema con uno de los vehículos todo-terreno y anfibios que llevan, y eso hizo más lento un paseo por tierra en el que querían “estudiar” los pingüinos y las focas. Estudiar en una excursión de un día, esto es. Después de todo, los turistas disfrazados de científicos-ayudantes habían pagado un pastón por ello.

El resto ya era conocido. El Akademic Shokalskiy queda atrapado en el hielo, y los turistas piden socorro (la tripulación, no) para salir de allí por piernas, en un ataque aventurero del Espíritu de Mawson. La llamada llega al centro de rescate marítimo de Australia (AMSE), que moviliza a los remolcadores que estaban más o menos cercanos. Xule Long, chino, L’Astrolabe (francés), y Aurora Australis (australiano). El chino llegó primero, pero también se quedó atrancado en el hielo al acercarse. Después lo intentó el australiano, que tampoco pudo. Aunque, sensatamente, no llegó a quedar encerrado. Y llamaron a un cuarto rompehielos, americano. El Polar Star, el mayor del mundo. Que estaba en Seatle, al otro lado del globo. Solo llegó hasta Hawaii, porque mientras tanto, consiguieron sacar a los turistas usando el helicóptero del barco chino, para llevarlos al barco australiano, que no estaba atascado del todo.

Y una vez que los científicos turistas estaban liberados del hielo, ya no hace falta que el rompehielos americano atraviese todo el Pacífico de norte a sur, y se dio la vuelta. Tampoco hace falta que nadie se preocupe por las tripulaciones (completas) del Akademik Shokalskiy ni del Xue Long, que siguen perfectamente inmovilizados en el hielo. A la espera de que el mismo viento que lo ha empaquetado, lo separe lo suficiente como para poder navegar. Es el último comunicado de AMSA:

9.3 0a m AEDT Saturday 04 January 2014

El Aurora Australis liberado de su tarea en la Antártida

El intento del  Xue Long de maniobrar a través del hielo esta mañana no ha tenido éxito. El barco ha confirmado a la Australian Maritime Safety Authority (AMSA) que está encerrado en el hielo.

El capitán del Xue Long ha confirmado a AMSA que el barco está a salvo, que no corre peligro y que no requiere asistencia en este momento.

No hay peligro inmediato para las personas a bordo. El Xue Long has informado a AMSA que tiene comida para varias semanas.

El Aurora Australis había sido puesto a la espera por AMSA, en aguas abiertas cercanas, como medida de precaución.

Los capitanes de ambos barcos, Akademik S hokalskiy y Xue Long , están de acuerdo en que no necesitan más ayuda del Aurora Australis, y que podrán prestarse socorro uno a otro.

El Aurora Australis ha sido liberado de asistencia y continúa su ruta hacia la base Casey, donde completará las operaciones de abastecimiento. Después seguirá hacia Hobart. La AMSA mantendrá contacto regular con Xue Long y Akademik Shokalskiy .

Por favor, mantén un ojo en el Twitter de AMSA @AMSA_News para actualizaciones.

http://www.amsa.gov.au/media/documents/040114_MediaRelease_AuroraAustralisreleasedfromtasking.pdf

Había que gastarse lo que no está escrito para llevar a los turistas del Espíritu de Mawson a sus casas. Pero una vez que los aguerridos aventureros ya no tienen que padecer la claustrofobia de que el hielo no les deje moverse durante unos días, nadie piensa que los barcos tengan problemas. Ni el suyo, ni el que está atascado por culpa de rescatarles.

Actualización.

El director del Instituto Polar Francés está que echa chispas. Doce que se trata de una expedición turística, sin el menor interés científico. Que le parece muy bien el turismo en la Antártida, pero que debieran viajar con el control y la seguridad propia de turistas. Y que les han hecho la puñeta a los científicos de verdad en las bases antárticas. Tanto franceses, como chinos y australianos, van a tener que recortar sus programas de esta campaña (el verano es corto), al haber tenido que interrumpir las labores de sus barcos de de apoyo. Por ejemplo,  el rompehilos francés, Astrolabe, estaba inmerso en una campaña ocaenográfica de dos semanas, y ha perdido una entera a base de tener que estar parado en la zona por si hacía falta. Y más:

The Chinese have had to cancel all their scientific programme, and my counterpart in Australia is spitting tacks with anger, because their entire summer has been wiped out

Un primor:

En inglés (Sky News):

Y en francés (Le Monde):

Colère des scientifiques contre la croisière piégée dans l’Antarctique