Nigel Calder es un veterano periodista científico con varios libros de gran calado en su haber, aparte de grandes documentales.

Hace unos días ha abierto un blog excelente:

Noticias y muy buenas explicaciones sobre ciencia y cambio climático en general. Pero con gran conocimiento y capacidad didáctica, no solo de la ciencia misma, sino de su historia, y de los personajes que la hacen. Tiende a “novelar” lo cuenta, pero sin abusar. Lo que hace mucho más apetecible la lectura. De lo más recomendable para gente interesada, pero que quiera que se lo cuenten bien.

Aprovecho su último artículo para presentaros el blog de Calder .

Nos cuenta la historia de la confirmación de los ciclos de Milanckowitz como causantes de las glaciaciones, a través de uno de sus protagonistas. George Kukla, al que llama el profeta de la próxima glaciación.

No lo voy a traducir, así que en inglés [–>]. Solo destacaré, para hacer boca, un par de comentarios recientes que cita de Kukla, ya retirado.

La última glaciación fue acompañada por un aumento de la temperatura media realmente global, alias calentamiento global. … Pero también estaba aumentando la diferencia entre los océanos y los polos, la condición básica para el aumento del hielo polar. Lo creas o no, la última glaciación comenzó con “calentamiento global”.

As perihelion moved from winter solstice toward spring equinox, the solar beam in astronomic winter and spring became stronger than in summer and autumn. This orbital configuration under climate conditions like today would lead to warming of tropical oceans but cooling of the polar regions. The areally weighted global mean surface temperature, which is dominated by the low latitudes, would increase. Consequently, during the first millennia, the early glacial ice build-up was most likely accompanied by global warming. It was the associated increase of meridional insolation and temperature gradients, which were instrumental in the transition to a glacial.

Los cambos en la órbita solar hoy son dos o tres veces más débiles que en la última glaciación, o que en los últimos 400.000 años. … Sin duda tenemos 10.000 o tal vez 20.000 años por delante antes de que empiece un nuevo gran avance del hielo.

Antes creía que el hombre podía estar contribuyendo al calentamiento global, al menos un poco, pero hoy ni siquiera estoy muy seguro de eso.