Destacando el comentario de imerida49 de ayer -para mí el de más enjundia, y convirtiéndolo en entrada de hoy:

Cuidado con el Golem!: articulillo de C.M.G. en la Página web del Partido; los expulsados, huidos y disidentes, no podemos influir en lo que se publica en la Pagina Web, pero los que vais a regenerar el Congreso, creo que tendriais algo que decir. Si a mi la Coordinadora, me prohibia expresarme libremente, creo que la misma censura debiera existir en la ÚNICA pagina de información del Partido. ¿ Porque este hombre puede vomitar por su teclado lo primero que se le viene a la cabeza y el resto no ? sus salidas de tono atentan contra el Partido y nadie ni le expedienta ni le pone freno, yo creo que los criticos que aún están el Partido debieran ponerle un bocado a este garañón ( caballo salvaje para los menos ilustrados ). No es de recibo que a puertas de un Congreso, se permitan desatino tamaños, ¿ no es espedientable una actuación tamaña ? si a unos por decir que no hay democracia interna los expulsan a otros por decir tamañas paridas debieran……………. borrarlos del Partido. Oiga no lo entiendo. Ignacio Mérida

Me permito añadir, sin añadir realmente nada: ¿Podría un afiliado de UpyD referirse a Gorriarán, en público y por escrito,  como un inmoral, estúpìdo, canalla y desleal -además de “ser descerebrado o entidad al servicio …”, sin resultar expedientado? ¿Y en el caso inverso, qué ocurre? ¿Era esta la nueva forma de hacer política? Aparentemente sí: el responsable de Comunicación y Programa de UPyD debería de saberlo. ¿O se ha equivocado?