Ayer vi The Railway Man. No puede dejar de acordarme de nuestra actual situación “post-bélica” (es una manera edulcorada de mentir). Y de los amables reconciliadores y verificadores internacionales, Madinas, y otras gentes peculiares. Y como es un ejemplo de la vida real, tal vez haya por ahí algún subni o canalla al que le sea útil visualizar que solo cabe reconciliación a partir del reconocimiento de la realidad. Llamada, víctima y verdugo. Y ni siquiera el mero reconocimiento -sin contricción- es suficiente para obrar milagros. El final de The Railway Man lo muestra bien claro. Pero al menos le da una oportunidad, y a veces ocurre.

Dicen que es necesaria la “reconciliación”. Los reconciliadores, los etarras, sus amigos, y sus futuros amigos. Y parecen hablar de una reconciliación por decreto. Ya se la pueden ir metiendo por donde les quepa. Reconciliar es algo que solo puede ocurrir entre personas, y de una en una. Lo suyo recuerda a los bautismos colectivos de moros tras la reconquista. Pero no está mal mostrarles una reconciliación de la vida real, para que -como primera medida- empiecen a contemplar la posibilidad de dejar de torcer las palabras.

Por supuesto recomiendo la película entera, y no sólo su “spoiler”. Porque lo que importa es lo que conduce al final. Básicamente, desnudar la verdad. Sin eso, nunca habrá tal final.

Yo he conocido algunos hijos de los prisioneros guerra que cayeron en Singapur. Ingleses y holandeses. Sus padres ya habían muerto – mucho después de acabada la guerra. Y los hijos podían convivir con el pasado. ¡Qué remedio! Lo que no podían es sentarse a comer en una mesa con un japonés. Precisamente porque reconciliación no casa con decreto.

Este breve video tutorial apunta cómo se evita. La explicación al completo, en The Railway Man [-->].

 

Siento no haber encontrado una versión en vascuence. Por si alguien tiene problemas con las lenguas “imperialistas”. Para el que no tenga manías con esos idiomas tan poco “propios”, pero le cueste entenderlo, pongo la transcripción. Y los traductores habituales en línea lo dejan más o menos bien.

J- I am sorry.

So sorry.

I don’t want to live that day anymore.

I- Neither do I.

Dear Mr. Nagase, the war has been over for many years. I have suffered much.

But I know you have suffered too. And you have been most courageous and brave in working for reconciliation.

J- Sorry.

I- While I cannot forget what happened in Kanchanaburi, I assure you of my total forgiveness.

Sometime the hating has to stop.

Y la clave viene de una frase, anterior, que no sale en este corto:

J- They lied to us.

No es imposible, y esta peli lo demuestra. Aunque nadie espera algo así de los muy satisfechos verdugos vascos. Pero mientras tanto, aunque  cabe -más o menos- una fría y educada convivencia de vecindario , lo que no cabe es la fantasmagórica reconciliación de la que hablan sus portavoces políticos.

La opinión pesimista sobre el animal humano no solo es la más extendida, sino que parece la más razonable. Aquella que dice la ética no avanza, no se traslada entre generaciones, y cada una empieza de cero. Esto es, que las tendencias menos presentables de los angelitos de dos patas -por ejemplo las tendencias asesinas- se mantienen inalterables en el espacio y en el tiempo. No es menos asesino vocacional un vasco que se cree una raza superior y semidivina, que alguien de Negrilandia o de Mahomalandia. O que alguien de la Edad Media. Y no hay más que pasear por cualquier pueblo de Vasquilandia para ver cómo se ensalza, aplaude y adora, a fulanos que solo son conocidos por haberse dedicado a liquidar al que presuntamente opina de forma diferente.

Pero la crisis de Ucrania, con todo lo que entristece la gratuita inmoralidad de los que la están impulsando desde fuera (básicamente nosotros, o nuestros gobiernos), nos está demostrando que no todo bípedo es vascopiteco.

Mita con atención, son 3 minutos. Es de ayer, en la ciudad portuaria de Mariupol. 500.000 habitantes. Tipo Bilbao, se podría decir.

 

mariupol-tanque-y-gente

¿Acaso podría nadie pretender parar a los tanques de -por ejemplo- nacionalistas etarroides, por el acojonante expediente de ponerse delante con los brazos abiertos? Ni de broma. Todo el mundo da por supuesto (sabe) que el vascopiteco pasaría el tanque por encima. La única duda sería si lo haría disparando antes, o se ahorraría la bala. ¿Y si el tanque fuera en Irán (u otra multitud de sitios en la que puedes pensar)? O simplemente, también en Europa, pero hace 50 años.  Es inconcebible.

Mira este otro. Una versión diferente del mismo fenómeno, pero con la gente enfrentándose a rifles de asalto (Kalashnikov AK47, supongo) con las manos vacías.

mariupol-soldados-y-gente

Sólo parece haber dos tesis posibles. O los ucranianos tienen los huevos de acero y un desprecio por la vida propia rayano en la tendencia suicida, o las aficiones asesinas del animal humano están cambiando. Disminuyeno notablemente. Al menos un Ucrania, ya que no en Vasquilandia – y otros sitios igualmente anclados en el pasado más salvaje de la especie.

Sob balas de verdad, por si hay dudas.

mariupol-balas-y-gente

Foto de

Ojo, que sí hubo muertos ayer en Mariupol. Parece que 4 -a juzgar por las noticias de los hospitales- y no los 20 que dicen desde Kiev. Pero es que la gente parece dar por supuesto que no debería de haber ninguno, en un maravilloso avance ético completamente desconocido para el vascopiteco. Y es cierto que ese avance no es tanto como el que ha soñado la gente en Mariupol, pero imagina los muertos que hubiera habido en las mismas circunstancias en Ruanda. O en Pekin. O en Bildulandia – en cuanto tengan a las fuerzas de “orden” a su disposición.

Seguro que internet hace mucho. Esa inmediatez del vídeo colgado en Youtube, que le saca los colores … al que tiene vergüenza. En lo de Ucrania solo hace falta un pequeño pasito más. Que los gobiernos de la UE desarrollen el sentido de la vergüenza adecuado a los tiempos que tal vez están queriendo llegar. Y eso sí serían “nuevos tiempos”, y no los de los etarras (y sus amigos). Los tiempos en el que los bestias se cortan de apretar el gatillo, porque va a haber un vídeo en Youtube que les perseguirá el resto de su vida.

Por ejemplo este, que además demuestra que hay bestias en los dos bandos.

mariupol-gente-tambien-dispara

Más vídeos, donde Principia Marsupia [-->]:

Info inmediata, en la lista de la plaza en Twitter:

 

 

Al

Otro nuevo obstáculo al proceso de paz;

Como curioso detalle en la detención del etarra que la policía efectúa de madrugada, como suele, para evitar que haya gente en la calle y posibles riesgos, se reúne como siempre en estos casos la cofradía etasuna de los alrededores para animar a sus feligreses detenidos e insultar un poco a las fuerzas represoras.

–Gudari, los picolos están en Zabalbide de redada, están buscando a alguien, un montón de cipayos y picolos, hay que avisar a todos, a toda ostia

En este caso al frente de la tropa estaban Tasio Erquicia, batasuno con pedigri, y Mariví Ugarteburu, la portavoz de Sortu, que como todo el mundo sabe no tiene nada que ver con batasuna ni con Eta. Debía estar paseando por allí por casualidad.

Hoy el Gara refleja el nuevo “sabotaje al proceso de paz”;

Solo cabe reseñar que en el hipotético Eskurdistán libre que esta gente quiere crear y manejar, lo último que habría es prensa como la suya, aquí y ahora, contraria no ya al gobierno, si no al país donde vive.

zpazzz

A ver, queridas florecillas de campo. Estamos todos suspirado porque los etarras se hagan de repente “buenos”. Sin ninguna necesidad de que comprendan que para eso, para ser buenos ahora, hace falta reconocer que vienes de ser malo. No, pol dió; ¿acaso no quieres que dejen de asesinar? Pues sí, pero no a cambio de definir la bestia como ser normal. Porque si la bestia es normal, entonces esto es normal.

la-bestia-bilbaoY para que esto sea normal, y la bestia no se sienta señalada (como si alguien pudiera pensar mal), la policía tiene que recibir órdenes de no intervenir. De esperar el permiso de las alturas para hacerlo. Y las alturas, recogenueces que ven el cesto cada vez más vacío, tardan tanto en dar la orden como para que carezca de sentido una vez llega.

Un montón de gente pasó verdadero miedo. Temor físico directo. Y no fue el rey, ni los capistostes de la “troika”. No se trata de ellos. Ni se han enterado. Esa es la disculpa, y siempre hay alguna. Se trata de dejar claro quién mada. La bestia etarra. Que si ahora no conviene el asesinato por la espalda, estrategia desfasada, tiene que buscar otros recursos de acojonar al rebaño. Y este puede ser un buen ejemplo para que las florecillas del campo empiecen a oler el hedor del futuro.

No, Bilbao ya no es de recibo. Ni de recibir, claro. Una provincia donde el Diputado General asegura que es mejor no recibir al Euro 2020 (campeonato europeo de fútbol) si no es en las extravagantes condiciones que él desea. Con España de equipo extranjero [-->]. Es que no puede garantizar la seguridad y eso. Y ayer quedó muy muy claro en qué consiste no poder garantizar la seguridad. Alfombra roja para la tribu del cafre, y órdenes de no actuar. Y va a seguir así, porque los recogedores de nueces no pueden permitirse quedar mal ante los movedores de árboles. Imagina un cafre con una herida, y no digamos detenido. ¡Españolazos, traidores! Huy, huy, los votos; las nueces.

Esto es lo que hay. Esto es lo que hemos querido. Donde “hemos” no quiere decir Vasquiladia. El Prostitucional no es Vasquilandia. Los emocionados suspiros por la ETA en las instituciones se oían en Madrid. Perfume de futuros aliados. Los tratos especiales para los Bolinagas se deciden en Madrid. Dar carnaza al tigre no es la estrategia ideal para que se haga vegetariano. Tampoco lo es ponerlo en situación de que te dé miedo. Pero lo hacemos entre todos.

Parecería mejor saber lo que hacemos. Y no disimular. Que luego es un papelón cuado llegan los invitados. Hay que tener un poco de imaginación – si no la valentía de mirar las cosas como son. No sé, por ejemplo, ¿por qué no proponemos Crimea como sustituto razonable cuando le toque a Bilbao? A orillas de un bello mar también, y ahora está de plena moda. Seguro que Putin les pone una dacha estupenda a todos. Y tiene unas fuerzas locales de autodefensa que no veas. Ni medio problema. Ni rozar un escaparate.

fuerzas-locales-de-autodefensaY si no es en Balaclava, o en Sebastopol, da igual. Solo era una idea. Hay literalmente cientos de ciudades en el mundo que no son la Villa del Cafre. Nadie hace una tenida internacional -por ejemplo- en Colón, Panamá. Ni en Port Moresby, Nueva Guinea Papúa. Ciudades apasionantes, con cantidad de morbo y emoción, pero que no son de recibo. Solo es cuestión de reconocer lo que nos hemos empeñado en crear. Y de no insistir con caneladas, ni invitaciones que no podemos honrar. Chalapartas, y parrilladas populares de pollo grasiento, las que quieras. Y hasta ahí.

Ponerse después a llorar no vale.

Yo creo que el primero que usó el término genocidio aplicado a la actividad de ETA -y su entorno- fue Garzón. Lo cual ya apunta, por sí solo, a que problemente sea una idea brillante, sugestiva, útil … y contraria a la ley. La la ley legal, quiero decir; no la ley de los que le salga de los cojones a Garzón. Y seguro que ya no opina igual. Las opiniones de Garzón son opiniones Kleenex. Acabado el moco, se cambian. Criaturita.

Pero entre Garzón y COVITE hay una diferencia esencial. Garzón era juez, cuando aquello. Y COVITE, damnificada por el horror. En primer grado. Tiene derecho a intentarlo. Porque intentarlo, además, es un gesto y un mensaje. A los mismos etarras, primero. Y desués, al Prosti, al puto gobierno, a la puta oposición, y a los malditos recogedores de nueces.

No hay manto de silencio ni de reconciliación que valga, para que los asesinos recojan, orgullosos, el fruto de los asesinatos. Y no porque se los manguen a los recogenueces, sino porque el genocidio no puede tener frutos. Vaya, el terrorismo y el asesinato tampoco, pero es que la palabra terrorismo se ha quedado hueca. Se encogen de hombros. Como Mandela -me suelen decir. Y vete a explicarle al vascopiteco la diferencia entre al apartheid y la democracia. No brilla por su desarrollo cerebral. Ni moral, ya puestos.

Es por eso que lo de COVITE tiene gran valor. Esa guerra de las palabras que nos hemos empeñado en perder frente a los terroristas (perdón, genocidas), con tanta ayuda, y de tantos, que se dicen muy alejados de los genocidas. Repitamos.

G.E.N.O.C.I.D.A.S

Y que quede claro. Más todos esos prodigios que practican, y que solo llaman así cuando es cosa de los demás: identicidas, humanicidas, lingüicidas, etnicidas, etc.

Mensaje también imprescindible ante tanta lavandería gratuita, de sangre, que florece últimamente.

Ayer pedía sopitas a los abogados de cabecera de la Plaza. Zip y Zape. Perdón, Octavio y Marod. Muy dispuestos, como siempre, han accedido. Lo ven chungo. Su parte, el derecho; lo mío solo va sobre las palabras.

Marod ha disparado primero, que ya se sabe que hace más daño:

  • Marod

No le veo mucho fuste a esto. Os cuento un poco más sobre lo que he estado leyendo sobre el particular, y decide tú si puede resultar interesante abrir nuevo hilo.

El delito de lesa humanidad se configura históricamente a principios del siglo XX, en la Declaración del 28 de mayo de 1915 dada por los gobiernos de Francia, Gran Bretaña y Rusia, en la que se hizo alusión a las masacres de la población armenia en Turquía. En esta declaración, las atrocidades cometidas fueron descritas como “crímenes contra la humanidad por los cuales todos los miembros del Gobierno turco serán declarados responsables junto a sus agentes implicados en las masacres”.

Se ha definido también como un delito perseguido dentro del concepto alemán de “derecho penal del enemigo” http://es.wikipedia.org/wiki/Derecho_penal_del_enemigo . Es un tipo de política penal de prevención, que tanto gustan los alemanes y los americanos (Guantánamo) y que tan poco les gusta a los progres buenistas. Es decir, si ya son conductas tipificadas, ¿Qué sentido tiene configurar un delito de lesa humanidad? En cierto modo prevenir e imponer un plus de castigo a aquellas organizaciones políticas que atenten contra el orden internacional (DDHH, ONU, los valores democráticos en suma).

Porque es un delito que tipifica diversas conductas (ya delictivas como homicidios, detenciones ilegales, violaciones, esclavitud, etc) en un CONTEXTO político. Es decir que se aplique por una organización política. Aquí viene uno de los puntos “oscuros” de este delito. Se refiere al sujeto activo. En principio, se configuraba antes de su regulación expresa como delitos cometidos por Estados u organizaciones cuasi-estatales que controlaban una población. En este sentido, la Corte Penal Argentina definió el elemento subjetivo del delito como:

“El alto grado de depravación por sí mismo, no distingue a los crímenes de lesa humanidad de los hechos más crueles que los sistemas locales criminalizan. Más bien, lo que distingue a los crímenes de lesa humanidad radica en que son atrocidades cometidas por los gobiernos u organizaciones cuasi-gubernamentales en contra de grupos civiles que están bajo su jurisdicción y control”

Sin embargo, el artículo 7 del Estatuto de Roma nada dice sobre el sujeto activo del delito, y por tanto, se extiende a cualquier organización “política” (esto también es discutido, precisamente para evitar la persecución de organizaciones políticas disidentes que pudieran realizar Estados Totalitarios, Castro sin ir más lejos)

Parece que hay cierto acuerdo en la doctrina en desplegar la protección de lesa humanidad tanto cuando las acciones las ejecute un Estado, cómo cuando el Estado actúe por OMISIÓN, es decir no persiguiendo a las organizaciones no estatales que los cometan.

Aquí viene otra parte polémica. Ignoro los motivos reales de la querella de COVITE (desde luego, la prescripción de delitos, NO). Pero pudiera inferirse que buscan la defensa que el Estado español está supuestamente negándose a desplegar contra la organización eta/batasuna.

Esto para mí, sería un claro error. Primero por el desprestigio nacional que supone, y segundo porque no creo que sea cierto. Las dos últimas detenciones y toda las reformas legales realizadas por el Estado español en materia anti-terrorista evidencian que no hay una omisión del deber del Estado en perseguir el delito de terrorismo. La prueba está en que ETA ha dejado de matar. De ser esa la intención de COVITE con su querella, están prostituyendo la configuración del delito de lesa humanidad, buscando reconducir la política del Estado en materia anti-terrorista (que ahora está claro que no les gusta) alegando una indefensión frente al terrorismo que no se está produciendo (que Sortu sea legal no puede considerarse una omisión de la persecución del terrorismo).

Otro motivo podríaer la mera publicidad, dentro de una estrategia política de convertirse en los máximos perseguidores de eta/batasuna. Aunque me temo que jurídicamente no se sostiene (lo que dice Octavio sobre las causas de admisión, y sin considerar otras cuestiones técnicas tales como un concurso necesario de delitos, etc. que pueden resultar muy aburridas), si le concede una poderosa imagen de látigo justiciero de eta/batasuna, frente a políticas más melifluas tan de moda últimamente.

Conclusión (que ya me he enrollado de más, como siempre :-) ) Está claro que los delitos de ETA son de lesa humanidad. En España se persiguen como terrorismo (que tiene un trato más agravado), la cuestión es:
¿Es necesario acudir al TPI para resolver la causa? Yo no lo creo. COVITE sabrá porque lo hace.

  • Octavio

Yo como Marod… por encima y tirando de wikpiedia, el tipo encaja perfectamente en el de crímenes contra la humanidad …

Sujeto activo: los crímenes pueden ser realizados por funcionarios estatales (con independencia de su jerarquía o cargo) o por miembros de una organización política. Aunque ha fracasado todo intento por definir “organización política”, pues podría resultar que gobiernos autoritarios lo utilicen para perseguir a opositores políticos.1 2

Sujeto pasivo: debe tratarse de un ataque contra la población civil.
Acción típica: No sólo se refiere a ataques militares: puede producirse tanto en tiempo de guerra como en tiempo de paz.

El ataque tiene que ser generalizado o sistemático, por lo que los actos aislados o cometidos al azar no pueden ser considerados incluidos en esta tipificación.

http://es.wikipedia.org/wiki/Crimen_contra_la_humanidad

El problema no lo veo por ahí… el problema es que si COVITE se ha marchado a la Haya y no tenemos constancia alguna de que eso lo hubiera visto ni el TS ni el TC, ni de existir resolución de inadmisión alguna …

Tenemos una organización que mata por motivos políticos, mata civiles y lo hace de manera indiscriminada y sistematica. Y por tanto también se puede empurar a sus dirigentes.

Según el Estatuto de Roma:

Cuestiones de admisibilidad
1. La Corte, teniendo en cuenta el décimo párrafo del preámbulo y el artículo 1, resolverá la inadmisibilidad de un asunto cuando:
a) El asunto sea objeto de una investigación o enjuiciamiento por un Estado que tenga jurisdicción sobre él, salvo que éste no esté dispuesto a llevar a cabo la investigación o el enjuiciamiento o no pueda realmente hacerlo;

Y el párrafo 10 del preámbulo dice;

Destacando que la Corte Penal Internacional establecida en virtud del presente Estatuto será complementaria de las jurisdicciones penales nacionales,

Conclusión… complicada la admisión , muy complicada porque tendrán que demostrar que el Estado español, no ha querido investigar.

Mejor tomar el propio enlace COVITE …

Esta claro que como yo si creo que el Estado está haciendo dejación , puesto que ya ni tan siquiera me creo que las ultimas acciones con relación no están sino guiadas en la dirección de algún tipo ley de punto final… lo que lamento es que COVITE no parezca a priori que pueda conseguir su objetivo… aunque fuera solo el de que se declare que los gudaris no es que cometieran antentados terroristas sino que ETA cometida crimines contra la humanidad.

No es lo mismo que un sinvergüenza le intente explicar a sus hijos porque la justicia española les declaró terroristas a que tengan que explicar por que la justicia internacional les declaró “criminales contra la humanidad”, aunque fuera solo por eso… apoyo a COVITE.

  • Marod

Pues venga, esperamos a que Plaza se desocupe un poco de sus líos y nos emplazamos. Porque ya os aviso que mantengo que el Estado no está haciendo dejación, ni tampoco que calificar el terrorismo como delito de lesa humanidad suponga algo útil o necesario

  • Puelles, en 20 segundos. Las palabras.

(Marod se va a enfadar). Clic.

puelles-covite-la-haya

PM:

La cancha es plaza, digo vuestra.

pm-twitter-covite-y-genocidio

Marod, santa paciencia, no se mostraba partidario de mi explicación de que los votos de ETA son en gran medida votos a asesinos. Votos, porque asesinan. Y que dejarles participar en el juego político sin abjurar de los asesinatos cometidos, es dejarles sacar partido político de los asesinatos. Y desde luego eso es una forma ideal de no derrotarles. Pero no a las personas, que no importan. Ni a la ideología, que ni siquiera está prohibida. Es mucho peor; es no derrotar al asesinato. La peor dejación de funciones que puede hacer un estado de derecho. Y no digamos si se pretende civilizado.

Pero vamos a tratar de ayudarle a que entienda que sí, que el asesinato, el haber asesinado, da prestigio y votos. ¿Por ejemplo, cuántas camisetas como esta hace falta mostrar para que se entienda?

che-guevara-camiseta¿Y qué saben del Ché los alegres y jueviles sociópatas que llevan esas camisetas? Casi nada. Básicamente, que mataba a los malos. Según su cuento para niños de buenos y malos. Sugiero una búsqueda en Google [fusliamos, fusilaremos, y seguiremos fusilando], a la que se puede llegar clicando en la siguiente imagen.

che-gevara-fusilaremosSupongo que Marod aceptará que el Ché, con la misma ideología, pero sin haber matado una mosca, no figuraría en ninguna camiseta.

Es lo que pasaba con Aralar. No se jamaba una rosca, ni siquiera cuando la ETA no se podía presentar a las elecciones. Bueno, sí, heredaba como un 10% de sus votos. El otro 90% votaba asesinato, no ideología. Y cuando no pueden votar asesino, no votan. Porque si no, hubieran votado a Aralar sin mayor problema. Pero las manos limpias no les molan a los cafres.

Marod solía contestar: No me líes, Batasuna es Batasuna y Aralar es Aralar. ¡Toma, claro!; eso es lo que estoy diciendo. ETA es asesinato, y Aralar no. Y es el asesinato el que se lleva los votos. El prestigio. Y la simpatía de los bestias, que no dudan en atacar desde detrás de la barrera a cualquiera que ose plantarle cara a los asesinos, sus héroes.

Como El Jueves en esta viñeta de Julio Serrano, que saca Periodistadigital.com.

el-jueves-nazis-hijos-de-putaTiene guasa Julito Serrano, ¿no? Que por otra parte no debe ser nada hijo de puta. Ni de lejos. Un humanista, o así. ¿Alguno de los de Vox ha asesinado a alguien? ¿Defienden asesinatos producidos por otros? ¿Tienen a un racista redomado como fundador de su ideología? ¿Acaso al angelito Julito se le ha ocurrido mirar las ideas del principal teórico del totalitarismo de derechas (“extrema derecha” para los amigos) [-->], para ver si Vox está más cerca de los nazis que el mismo Julio?

¡Uf!, no, que lío. Eso es complicadísimo. Julito no da para tanto. Mucho más fácil dividir el mundo entre “los nuestros” y “los enemigos”, y aplaudir a aquel de los nuestros que más asesine. Que es, exactamente, lo mismo que hacían los partidarios de los nazis. Otros, por cierto, que también comprendieron muy bien el prestigio del asesino. Y se disfrazaban para que no cupieran dudas. Como, por otra parte, los etarras.

Eso es todo. Somos así, mientras una capa de civilización no nos cambie. Adoramos los cuentos de buenos y malos, que nos permiten seguir siendo niños. Y adoramos a los asesinos, si son de los nuestros – en el cuento. Y todo el truco para mejorar, para progresar, para hacer una sociedad más o menos vivible, es acabar con el prestigio del asesino. Y eso es lo que estamos discutiendo – y lo que probablemente no vamos a hacer.

Al

(Dedicado a Marod)

En 1998 Eta proclamó una tregua tras el pacto de Lizarra entre Eta, Pnv y Eusko Alkartasuna   y muchos pensaban que sería definitiva. Sin embargo, el cese de la existencia de Eta no significa el cese del fin del problema. Korta, un exdirigente de Euzkadiko Ezkerra, lo expresaba así entonces;

“Desde luego, lo malo vendrá después, cuando, finalizada la violencia definitivamente, nos encontremos con que la sociedad está dividida en dos mitades. Entonces, ¿qué haremos?”. Los datos de la última encuesta del Gobierno vasco parecen darle la razón; la mitad de los vascos entre los más jóvenes son independentistas, lo que no parece augurar nada bueno, aunque sólo sea porque eso indica que la otra mitad no lo es.

Esa tregua, como otras, se rompió.  Ahora por fin, parece que es el cese es definitivo.

Imagen

Imaginemos entonces que  Eta hace entrega de sus armas y anuncia su disolución. El Gobierno y la oposición saludarían alborozados la buena nueva, por fin los presos podrían vislumbrar un futuro cercano fuera de la cárcel,  el gran problema del País Vasco, el terrorismo, por fin desaparecería. Y  fueron felices y comieron perdices. ¿verdad?

Imagen

Pues no. Seguiríamos teniendo una sociedad partida en dos, dos bloques antagónicos, ante lo cual el problema del bipartidismo español parecería un chiste. El nacionalismo lleva muchas décadas con la sociedad tomada, inculcando ese magma  que ha inundado la sociedad, que consiste en pensar que hay un riesgo permanente de que lo vasco desaparezca, y que ese es un proyecto que siempre han albergado los españoles, y donde el pensamiento político más extremado de Sabino Arana se estudia en el primer ciclo de la ESO sin atisbo de crítica, ni siquiera cuando expone sus ideas más radicales: “Todos los maketos (inmigrantes), grandes y pequeños, burgueses y trabajadores, sabios e ignorantes, buenos y malos, son enemigos de nuestra patria” (revista Bizkaitarra, 17-12-1893)

Imagen

Proceso de paz, derechos humanos y diálogo.

“Cuando yo empleo una palabra —insistió Humpty Dumpty en tono desdeñoso— significa lo que yo quiero que signifique… ¡ni más ni menos!” “La cuestión está en saber —objetó Alicia— si usted puede conseguir que las palabras signifiquen tantas cosas diferentes”. “La cuestión está en saber —declaró Humpty Dumpty— quién manda aquí”

Y los que mandan, son los nacionalistas. Que son la mitad de la población, pero ocupan el poder ellos solos desde hace cuarenta años. Previsiblemente, lo van a ocupar otros 40. Y desde luego consideran que alcanzarán su objetivo, la separación, mucho antes.

¿Que paz nos espera?

Imagen

Original en ca’n Al:

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 511 seguidores