La NOAA ha actualizado su serie de mediciones sobre calor del mar. Que se puede considerar una medición más o menos decente desde 2003 – 2004, en que empezaron a medirlo con boyas flotantes Argo, muy repartidas por todos los mares. Siempre que te parezca “decente” tener 3.500 puntos de medición en la superficie del océano global. 361 millones de kilómetros cuadrados.

Para hacerse una idea, es como medir la temperatura del Mediterráneo en 25 puntos. Donde parece que se pueden ver muy normalmente diferencias de hasta 4º en distancias como de 100 km.

mediterraneo-temperaturas-mar

Con esta perspectiva, podemos intentar digerir la reacción de la prensa a esa actualización de la NOAA sobre el calentamiento del océano global. Por ejemplo, el Guardian.

the-guardian-breaking-charts

Acojonante. Si pones el eje de temperaturas más pequeño que lo que necesitas, sin duda que “rompes la carta”. Y si eliges una unidad (los jeta-julios) que el lector no entiende, puedes llamarle un calentamiento “muy rápido”. Pero en cuanto lo traduces a lenguaje humano, como pueden ser los grados centígrados, lo de “muy rápido” queda bastante raro. La misma carta, traducida para personas y periodistas, nos muestra un calentamiento de una décima de grado en 45 años.

horrible-calentamiento-del-mar-2014

La parte que podríamos considerar más o menos bien medida (a 25 boyas Argo por Mediterráneo), marca un calentamiento de unas 3 centésimas de grado en 10 años. Si nos creemos una medición así.

Bob Tisdale, que se dedica a analizar esos datos NOAA y a separarlos según los distintos mares, ha visto que es un “calentamiento global” muy curioso.

En el gráfico, que no es de Tisdale, marco los mares donde no hay calentamiento desde que se mide con las boyas Argo (en verde), y los que sí se han calentado (en rojo).

mar-calentamiento-nada-global

Para mostrarlo en porcentaje de la superficie oceánica, este gráfico de Tisdale, cambiando los colores.

mar-calentamiento-nada-global-superficies

Bueno, él dice que la parte verde se ha calentado “poco”. Pero “poco” quiere decir 0,008ºC / década, que es mucho más “nada” que “poco”. Y lo que no se entiende es que si el calentamiento fuera por el CO2, que está muy bien repartido por todo el globo, sólo se notara su efecto en una tercera parte del océano global.

También hay un artículo muy interesante de Eschenbach en WUWT.

Con una “moviola” interesantísima de la temperatura de los océanos por capas de profundidad. No mide el calentamiento en estos diez años (no se podría ver), sino sólo la diferencia de temperatura del mar de los distintos sitios del globo, y capa a capa.

Argo diving animation

Espectacular, el gráfico. E impresionante la diferencia de temperatura, a 2.000 metros de profundidad, entre el Pacífico y el Atlántico. Y la temperatura que puede tener a unos 200 metros, como unos 18º, en la costa oeste de las cuencas. Hay cosas mucho más llamativas en esos datos NOAA que un calentamiento de una décima de grado en medio siglo. Pero la prensa prefiere vender un calentamiento que “rompe las cartas”, y que es tan rápido que no lo notarías ni aunque vivieras cien años. ;)

Nota: Algún avispado podría señalar que lo que importa es el calentamiento de la superficie del mar (no la profundidad), que es lo que nos puede afectar. Y tendría razón. Pero desde que se mide con satélites (30 años), que sí parece una medición de confianza, y mucho mejor que las boyas Argo, el calentamiento medido es la mitad de lo que predicen los modelos climáticos que tanta alarma nos causan. También de Tisdale [–>], actualizado a diciembre 2014 :

tisdale-modelos-realidad-mar

 

 

 

 

Los amigos nos mandan cosas …

marisco-para-periodistas

Problema.

El periodista Joaquim Elcacho ha leído un estudio [–>] en el que han estado puteando a unas gambas durante tres semanas. Con unas condiciones que, dicen, son “relevantes para el futuro próximo de acidificación”. O sea que el marisco no ha perdido ningún gusto por culpa del calentamiento global. Lo perderá …  si el periodista sólo se equivoca en los tiempos verbales de lo que lee.  No es el caso. También se equivoca en la interpretación de “relevantes”. ¿Relevantes, en que sentido? ¿En el sentido de que es lo que sale de los modelos climáticos? Eso afirma:

Los expertos compararon la supervivencia y características de este tipo de marisco en las condiciones actuales del agua del mar y con las condiciones de acidez que se esperan con los modelos de cambio climático.

En ese caso, el marisco “perdería” el gusto por culpa del cambio climático, o afirman que lo perderá, si las condiciones de los modelos se cumplen. Pero los autores del estudio no dicen que esas sean las condiciones que se esperan de los modelos. Sólo dicen que “son relevantes”, sin entrar en detalles.

Una búsqueda fácil en Google te hace encontrar estudios sobre la acidificación según los modelos, que dan unas cifras entre 0,2 y 0,4 de reducción de ph en un mar muy cercano al del estudio anterior. Para el año 2100.

Los impactos verosímiles, según la idea de verosímil que tienen esos modelos, son de 0,2 a 0,4 de disminución del ph. ¿Y cuánto es la cifra “relevante” de las gambas que pierden algo de calidad? ¡¡¡0,5!!! O sea que está más allá de lo verosímil de los modelos, en lugar de ser lo que se espera de ellos. Y para 2.100 como futuro inmediato.

Pero es peor. Además de la acidificación, a las gambas les han sometido a un tratamiento de calentamiento infernal del agua. Literalmente: “en el extremo de su tolerancia térmica”. Y el descubrimiento es que entre las gambas achicharradas, las que además de achicharradas estaban acidificadas sabían menos ricas. ¿Y?

En este gráfico de Bob Tisdale (clic) se ve el calentamiento de la superficie del mar de los últimos 30 años. Y lo que dicen los modelos. Cabe destacar que el calentamiento de los modelos es casi el doble de la realidad. Por hacerse una idea de los modelos.

tisdale-modelos-realidad-noviembre-2014

Vale, ya sabemos que el marisco pierde el gusto por culpa del cambio climático. O perderá si … O perdería según… O lo que sea; ¿qué mas dará, si el titular sale guay?

Pregunto: ¿A los periodistas no se les ocurre que si sólo ponen titulares majaderos para dar noticias de ciencia, los científicos van a tender a hacer los estudios que induzcan titulares majaderos? Y luego dirán que la prensa está en crisis … ¡por culpa de internet!

Yo no sé si la prensa está en crisis. Eso dicen. Pero sí sé que debería estar en crisis. Por la razón más sencilla del mundo. Al que paga voluntariamente por ella apenas le sirve de nada. Se ha convertido en un mecanismo de difusión de propaganda de los grupos de presión. Y hace como raro pagar para que te engañen.

Acabamos de tener el ejemplo más espectacular y comprobable de cómo funciona el mecanismo. Y entender, se entiende. Si lo paga otro, claro.

Les llega a las redacciones una “noticia”. Una encuesta del CEO, que es el organismo estadístico de cabecera de Mas. Y todos los periódicos lo reflejan igual. Como si estuvieran hablando de algo serio, en lugar de una perfecta payasada. Clic para fuente.

estadistica-catalana-prensa

¿Cuánto cuesta pagarle una hora a un becario (no hace falta más) para que te diga que es una payasada? Probablemente nada, en las cifras de un periódico. Pero si el becario lo mira, y la “noticia” pasa a ser payasada, sin noticia nos quedamos. Y entonces igual hay que pagar a un pro para que busque noticias de verdad. Y eso sí que tiene pinta de caro. Damos “noticia” por noticia, como quien da gato por liebre, y que pague el pagano. Hasta que deja de pagar, y dicen que hay crisis. Se podría alegar que no hay crisis de prensa, sino que no hay prensa.

Pero al menos hay Twitter. Y en Twitter siempre hay alguien que ejerce la crítica que la prensa ha abandonado. En este caso, Convivencia Cívica Catalana.

estadistica-catalana-ccc

¿¿¿Comorrr? ¿Puede ser verdad eso? ¿Nos están dando una payasada todos los periódicos? ¡Hagamos de auto-becarios!

Como primera medida, la diferencia queda por debajo del margen de error, así que habría que hablar de un empate técnico. Y, efectivamente, lo que dicen haber hecho los encuestados en la reciente consulta del 9-N y lo que hizo la población de Cataluña difiere como en un 25%. Votaron un 32 – 33%, y los de la encuesta dicen que 57,2%.

estadística-catalana

Y si nos vamos al recuerdo de las últimas autonómicas, hay un sesgo -o un mal recuerdo- del 6,6% de sobrerrepresentación de los presuntos separatas, y del 10,1% de subrrepresentación de los presuntos unionatas.

estadistica-catalana-2

La encuesta no sirve para nada; es una payasada. Ya sea porque los encuestados no representan ni de coña a la población de Cataluña, o ya sea porque la población de Cataluña contesta de chufla en las encuestas. Pero esto, que está al alcance de cualquier becario, la prensa no se molesta en explicarlo. Si lo hicieran, no podrían poner una “noticia” así. Por vergüenza.

Vale, me comprometo a aceptar una componenda. Vuelvo a comprar prensa, si un sólo periódico paga a un becario, para que la noticia sea la payasada que están dando el resto de los periódicos. ¿Esa no es una noticia bien interesante? Yo creo que mucha gente pagaría por ello. Primero por saber; y luego porque es divertido. Una noticia cojonuda. Por ejemplo:

El “año más caliente de la historia” que te quieren vender los demás, será -si acaso- dos centésimas de grado más caliente. Normalmente se le llama empate.

¿Que no? Aunque es verdad que lo de las subvenciones y regalías varias podría funcionar peor. Mejor la prensa subvencionada, ya que Google no quiere apoquinar. Y parodiamos el chiste ruso (*): Ellos hacen como que informan, y nosotros hacemos como que leemos. ¿Crisis? ¿Qué crisis?

Esto … ¿seguro que nuestro problema son “los políticos”? ¿Seguro que te lo va a arreglar Pablemos?

Fuentes:

Convivencia Cívica Catalana:

CEO

Nota: El chiste ruso era: Ellos hacen como que nos pagan, y nosotros hacemos como que trabajamos.

El asno mayor de la Payasada Nacional ha soltado otro rebuzno. Bueno, lo hace con la fecuencia que sea que actualiza su blog en El Mundo, pero este me ha llegado por email. Clic para disfrutarlo en su esplendor completo.

antonio-ruiz-de-elvira-asno-mayor

 

En realidad es un rebuzno de rebuznos, que diría el amigo Pablemos. Otro que tal. Pero solo uno de ellos se refiere al tema que sugiere su título. El petróleo de Canarias.

El petróleo de Canarias, si se encuentra, se calcula por la misma Repsol que solo durará unos 10 años. Beneficios grandes para los inversores, negativos para la población. ¿Cuantos empleos genera una plataforma de extracción? No mas de mil. Llenar las islas de centrales solares, fotovoltaicas y térmicas, de centrales eólicas, es trabajo para 100.000 personas, durante todo el tiempo que existan las Islas Canarias, pues el Sol no se gasta.

Acojonante, pero a estas alturas ya es de sobra conocido que el catedrático de física más incapaz de toda la galaxia tiene serios problemas con las cifras, con las unidades, y con los conceptos. Vayamos solamente al concepto. Un empleo no es un beneficio; es un coste en la producción  — por ejemplo de energía. Y si sus cifras fueran realistas (que no es el caso), entonces la energía que necesita Canarias sería cien veces más cara en empleos si se usa el sol  que si se usa petróleo.

Podría “mejorarlo” aun, el amigo Ruiz. Si en vez de sol usara bicicletas, con una pequeña dinamo, puede que tuviera los “beneficios” de un millón de empleos en lugar de sólo 100.000 mil. El problama es que ese “beneficio” imaginario encarecería mil veces la energía que necesita Canarias, en lugar de encarecerla “sólo” cien veces.

A la vista del paisaje, da la impresión de que se debería redefinir España. Ese sitio en el que a un Ruiz de Elvira le dan cátedera. En la universidad, y en el segundo periódico del país.

Sugerencia para Antonio. Usamos petróleo. Con un “beneficio” de sólo mil empleos. Y la gente paga por la energía lo que cueste. Y luego ponemos un impuesto, que llamamos por ejemplo Antoñito, con el que creamos el “beneficio” de 99.000 empleos — por ejemplo para pintar hermosas florecillas silvestres sobre el asfalto de las calzadas. Que se van gastando según pasan los automóviles, y hay que volverlas a pintar. La estrategia podría tener como nombre: claridad. La claridad que tendría la gente de saber lo que está pagando por los vatios, y lo que está pagando por las florecillas silvestres pintadas. “Beneficio” con claridad, por así decir. El no va más.

Nota: Al hilo de la inmensa estupidez, y con la idea de que tal vez Casimiro no sea inmensamente estúpido (por algo estará ahí), surge el dilema de siempre, tan antiguo como la humanidad. ¿Por qué? ¿Por qué esa inmensa estupidez, Casimiro? ¿Será por la nueva ley que pretende cobrar los enlaces? Ponemos estupideces inmensas en “nuestro periódico” -total, ya más lectores no se pueden perder- y conseguimos cobrar  por los cien mil enlaces que no pueden evitar comentar nuestra descacharrante imbecilidad. ¿Es esa la idea, el por qué?

Se admiten nuevas sugerencias.

Añadido para Marod:

petroleo-canarias

Hay mucho cafre despendolado con la cosa de la infanta judicial. Se les ha atascado la frase del rey: “todos somos iguales ante la ley”. A don Juan Carlos solo se le olvidó añadir: … menos el rey, y unos 3.000 parlamentarios y parlamentaritos aforados. Y menos Botín, afamado doctrinógeno.

O sea que es mentira que todos seamos iguales ante la ley. Pero es que, además, los cafres están que trinan porque no pueden ver una grabación del acto judicial de marras. ¿Y dónde pone que una instrucción penal sea un acto público? No es el juicio. Y si se suele grabar, será por ayuda del juez, el fiscal, y los abogados de las partes. Pero no para solaz de la chusma. El divertimento del populacho no es parte de la justicia

-El juez nos ha hurtado el vídeo -, proclama en las ondas Jiménez Losantos. Aparentemente, el rey de los cafres en esta ocasión. Y continúa el argumento con un -¿y no dicen que somos todos iguales?

Alucina, vecina. Como somos todos iguales, el rey es rey; y Federico JL no es infante, ni Alteza Real, ni leches. O sea, que no somos todos iguales.

- Y le llamaba señora. ¿A cuántos imputados le llama señora el juez Castro?

 Real Decreto 1368/1987, de 6 de noviembre:

1. Los hijos del Rey que no tengan la condición de Príncipe o Princesa de Asturias y los hijos de este Príncipe o Princesa serán Infantes de España y recibirán el tratamiento de Alteza Real. Sus consortes, mientras lo sean o permanezcan viudos, tendrán el tratamiento y honores que el Rey, por vía de gracia, les conceda en uso de la facultad que le atribuye el apartado f) del artículo 62 de la Constitución.

Así que, para estupor de periodistas desinformados, el juez Castro le redujo el tratamiento que tiene por ley. Que por otra parte es una reglamentación lógica. No es obligatorio tener una monarquía, y se puede discutir. Pero si la tienes, lo que es absurdo es que una ex-presidentita de la Comunidad de Madrid declare ante el juez por escrito, y desde su casa, y a una Infanta de España la conviertan en un circo mediático, y pim, pam , pum. Entre otras cosas porque si se supone que la institución es un símbolo, lo que simboliza es la nación; el todo; a todos nosotros. Y faltarle al respeto es faltarle al respeto a lo que simboliza, y convertirte en una carcajada internacional.

Claro que las personas que encarnan provisionalmente el símbolo pueden salir ranas. Y hasta tal vez no poco manguis, como el resto de los españoles. Y habrá que corregirlo. O incluso -en su caso- suprimirlo. Si encuentras algo mejor. Pero mientras tanto, ¿sería demasiado pedir que dejemos de echarnos mierda encima? A los reyes, o los decapitas (es metáfora), o los respetas. No hay intermedios. Precisamente porque no son iguales. No los pones ahí para que sean iguales. Si quieres iguales, usas otra cosa. Obamas, o lo que te dé la gana; pero reyes, no. O estás a setas, o estás a rolex. O eres serio, o eres cafre.

¡Joder, que tenemos etarras aforados!

Solemos llamarle Rajoy El Aguerrido, de broma. Pero tal vez habría que llamarle El Enterrador, en serio. En otro de esos sorprendentes parecidos al Bobo Solemne que le estan saliendo.

  • Rato
  • María San Gil
  • Esperanza Aguirre
  • Mayor Oreja
  • Vidal Qadras

A Pedro J. le echó el gobierno de Felipe González de Diario 16, por empeño personal de Corcuera. Y la jodieron, porque fundó El Mundo. Ahora probablemente es El Enterrador el que le ha echado de El Mundo. Y espero que la haya cagado tanto como la cagaron los sociatas. Seguro que Pedro J. monta un digital. ¿Y por qué no va a conseguir algo tan imposible como lo que consiguió con El Mundo? Por ejemplo, hacer que un digital sea más influyente que el más influyente de los papeluchos. Aparte de rentable, claro. O sea, hacer que El Enterrador tiemble tanto por ver los papeles de Bárcenas en un digital como en El Mundo.

Pedro J. tiene sus cosas, y no es exactamente un tipo como para despertar entusiasmos de amistad. Pero es que a menudo lo relevante es la versión inversa. Por sus enemigos les conoceréis. De un periodista lo primero que quieres saber es si se trata de un periodista realmente, o solo es un maldito propagandista / activista de alguien. Y la manera más fácil de distinguirlo es mirando sus amigos, apoyos, etc. O es amigo de unos -lo normal-, o es amigo de todos, o casi todos. Pedro J., siempre excesivo, ha conseguido el no va más. Ser enemigo de todos. Vaya, de todos los que tienen algún poder. Y a mi me da que no hay mejor manera de definir un periodista, periodista. O mejor alabanza. Enemigo de todos.

Busca alguna persona o grupo destacado por su poder, que se pueda considerar “amigo”, “sostén”, “aliado”, etc, de Pedro J. ¿El progretariado? ¡Juas! ¿La marianidad? ¡Je, je! ¿La Casa Real? ¡Huy, huy! ¿Los separatas? Ya ves tú. ¿Los bancos? Botín, probablemente; ju, ju. Si acaso se podría señalar al IPCC y los alarmistas del clima, pero eso queda muy lejos.

Hay un artículo de ayer en Libertad Digital, de Carmelo Jordá, que no debería perderse nadie.

La conclusión, muy inevitable, es que para enterrar a los críticos, y para poder pedir que me suban el Marca.

La prensa de papel va desaparecer, tal y como la conocemos. Habrá dos grandes periódicos nacionales, uno de derechas y uno de izquierdas, que vivirán en buena medida del favor del bando político de cada uno. El ideal de La Casta. Una pelea solo aparente, y un acuerdo de fondo para el latrocinio masivo. Y luego los papeluchos de los separatas, que vivirán exclusivamente del dinero público proporcionado por esos partidos. La gran cuestión va a ser si los digitales, muy diversos y combativos, van a ser negocios sostenibes sin apoyo de La Casta.

En ese sentido, tal vez lo de Pedro J. sea una buena noticia. Hace falta lo que parece un milagro. Pero también fue un milagro que sobreviviera al ataque de González y Corcuera, montara un periódico, y los echara de la poltrona. Si yo fuera El Enterrador no estaría demasiado tranquilo. Su incapacidad para el gobierno no le permite presentar nada positivo en el balance. Y así, tampoco hace falta un empujón tan grande para mandarlo a donde se merece.

Actualización:

El Confidencial Digital describía bien la operación a principios de octubre pasado:

Ya decíamos que las siglas GCHQ iban a ser tan conocidas como las de los también espías electrónicos en masa americanos, NSA. Government Communications Headquarters. En su escalada de amenazas al periodismo, y no contentos con secuestrar durante nueve horas al colega de Greenwald, anoche entraron en The Guardian, y se pusieron a destruir discos duros de ordenadores que se guardaban en el sótano. Y ordenadores portátiles que había allí. Oficialmente, para impedir la difusión de más información sobre el espionaje masivo en internet que llevan a cabo los gobiernos. Muy especialmente los de Washington y Londres. Realmente lo que estaban haciendo es o un “show” para impresionar. Otros piensan que solo estaban haciendo el gilipollas.

The Guardian no gestiona el caso Snowden desde Londres, sino desde la oficina de Nueva York. Y desde la casa de Greenwald en Río. Así que cada bit de información destruída ayer, si fuera del caso Snowden -que no- hubiera tenido copias en otros continentes. Además, si están informando sobre la falta de seguridad de nuestros datos electrónicos -porque los gobiernos se han convertido en Gran Hermano-, y están viajando por todo el mundo para mantener los contactos cara a cara, quiere decir que en los sótanos del Guardian no hay absolutamente nada relevante para el caso. Se trata, lisa y llanamente, de un gobierno amedrentando a la prensa. El siguiente paso en la escalada, tras el secuestro de nueve horas, ayer, de Miranda.

Alan Rusbridger cuenta lo de ayer por cuenta del The Guardian:

Señala lo obvio. Que se trata de un caso cuya esencia es la libertad de información y de prensa. Al final, el último resquicio que permite soñar con alguna posibilidad de controlar a unos gobiernos que, sin ese control, no habría forma de distinguir de una mafia y sus delincuentes.

Relata varias reuniones estas semanas pasadas con representantes del primer ministro, que exigían la entrega o la destrucción de todo el material proporcionado por Edward Snowden. Y quedaba implícito: -O si no, ateneos a las consecuencias, porque otros están sugiriendo medidas más draconianas-. Y para que no hubiera dudas de la idea:

You’ve had your debate. There’s no need to write any more.

Se trataba, aparentemente, de la amenaza de acciones legales para imponerles una censura previa. Supongo que la ley antiterrorista lo permite en el Reino Unido.

Expliqué al hombre de Whitehall la naturaleza de las colaboraciones internacionales, y la forma en la que -en esta época- las organizaciones de prensa pueden aprovechar las legislaciones más permisivas. Puesto abiertamente, no tenemos que escribir desde Londres. La mayor parte de las informaciones sobre la NSA las hacemos en Nueva York [donde es inconcebible una censura previa]. Y, ¿se le había ocurrido pensar que Greenwald vive en Brasil?

Pues les ha dado lo mismo. Tenían que hacer su demostración de fuerza, ridícula, asaltando las oficinas del periódico.

-Ya podemos decirles a los helicópteros que no vengan, je je-, decía uno de los asaltantes del  GCHQ, mientras los empleados del Guardian limpiaban los destrozos.

Lo más sorprendente es que hay periodistas defendiendo a los gobiernos. Incluso de derechas. Siempre hay Hermann Tertschs que no comprenden que si los terroristas quieren hacerte cordero islámico, o cordero vasco, los gobiernos quieren hacerte cordero a secas. Y que si no ponen bombas es porque tienen otros medios mejores para conseguir lo mismo. Y, sobre todo, que el único sistema que conocemos para que esta acción del gobierno ocurra en un campo más o menos civilizado se llama libertad de expresión e información. ¿Cómo quieren que pueda haberla, si la NSA y sus GCHQs controlan toda la información entre los periodistas y sus fuentes?

Menos mal que lo de Snowden no era importante. Hay cada ojo lince por ahí …

The Guardian está muy lejos de ser el periódico de mis amores. Ninguno lo es, pero este menos que ninguno. Sin embargo, cuando de la libertad de prensa se trata, cualquier periódico es La Prensa. Así que, por una vez, y sin que sirva de precedente, homenaje a La Prensa:

the-guardian-miranda

Seguirá. Que nadie lo dude.

Añadido / actualización: Había mencionado a Tertsch, como ejemplo, sin saber lo que anda diciendo en el caso Snowwden. Me tiene bloqueado en Twitter. Pero hay gente de la que sabes lo que piensa, sin necesidad de que oírle:

tertsch-snowden

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 686 seguidores