upyd enmiendas


Destacando el comentario de imerida49 de ayer -para mí el de más enjundia, y convirtiéndolo en entrada de hoy:

Cuidado con el Golem!: articulillo de C.M.G. en la Página web del Partido; los expulsados, huidos y disidentes, no podemos influir en lo que se publica en la Pagina Web, pero los que vais a regenerar el Congreso, creo que tendriais algo que decir. Si a mi la Coordinadora, me prohibia expresarme libremente, creo que la misma censura debiera existir en la ÚNICA pagina de información del Partido. ¿ Porque este hombre puede vomitar por su teclado lo primero que se le viene a la cabeza y el resto no ? sus salidas de tono atentan contra el Partido y nadie ni le expedienta ni le pone freno, yo creo que los criticos que aún están el Partido debieran ponerle un bocado a este garañón ( caballo salvaje para los menos ilustrados ). No es de recibo que a puertas de un Congreso, se permitan desatino tamaños, ¿ no es espedientable una actuación tamaña ? si a unos por decir que no hay democracia interna los expulsan a otros por decir tamañas paridas debieran……………. borrarlos del Partido. Oiga no lo entiendo. Ignacio Mérida

Me permito añadir, sin añadir realmente nada: ¿Podría un afiliado de UpyD referirse a Gorriarán, en público y por escrito,  como un inmoral, estúpìdo, canalla y desleal -además de “ser descerebrado o entidad al servicio …”, sin resultar expedientado? ¿Y en el caso inverso, qué ocurre? ¿Era esta la nueva forma de hacer política? Aparentemente sí: el responsable de Comunicación y Programa de UPyD debería de saberlo. ¿O se ha equivocado?

Hoy es la “asamblea informativa” que organiza la dirección de UPyD para explicar a los afilados y simpatizantes del País Vasco el funcionamiento del congreso. Afortunadamente, El Correo también informa:

  • La «crisis» interna que azota a Unión Progreso y Democracia en diferentes comunidades ha llegado también a Euskadi
  • militantes críticos con la dirección del partido, entre los que figuran las dos cabezas de lista de UPyD por Vizcaya y Guipúzcoa en las pasadas elecciones autonómicas, Lydia Brancas y Maleni San Vicente, han puesto por escrito sus discrepancias respecto a la manera en que actúa el equipo de Rosa Díez.
  • Estos dirigentes han presentado dos enmiendas a la totalidad al proyecto que defenderá la Ejecutiva en el próximo congreso de la formación, que se celebrará el 20 de noviembre, y han suscrito una tercera en apoyo al sector crítico de Madrid, en la que se exige la anulación de todos los expedientes abiertos «injustamente» contra distintos compañeros del partido.
  • según denuncian desde el sector crítico vasco, la dirección empezó a variar su rumbo, trastocando «cosas demasiado sustanciales» del manifiesto fundacional de UPyD.
  • Quienes discrepan en Euskadi aseguran no cuestionar el liderazgo de Rosa Díez, pero reprochan a la dirección política de la formación que «tome decisiones sin ningún tipo de debate participativo» y que las únicas salidas que se encuentren aquellos con una opinión contraria a la línea oficial sean «dejar el partido o ser expedientados», denuncia Rodolfo Laiz, uno de los fundadores de la formación en el País Vasco.
  • Maleni San Vicente advierte que muchas personas «nos sentimos engañadas y defraudadas» al ver que, tras los buenos resultados obtenidos en las urnas, «lo que se pretende hacer es cambiar la filosofía del partido». La que fuera cabeza de lista por Guipúzcoa en los comicios autonómicos asegura que seguirán luchando «al menos hasta el congreso» de noviembre. «Nuestro objetivo es ser constructivos», afirma.
  • Los críticos acudirán al Palacio de Congresos de Madrid con dos enmiendas a la totalidad del proyecto abanderado por la dirección. La primera hace referencia a los estatutos y la organización del partido, y la segunda a la ponencia política. «Unión Progreso y Democracia nació con vocación de no ser un partido como los demás, donde unos pocos mandan y muchos otros obedecen», recuerdan. De no ver satisfechas hasta cierto punto sus demandas, no descartan abandonar la formación.
  • Además, el sector crítico vasco se ha sumado, asimismo, a la propuesta remitida por los ‘disidentes’ de Madrid, en la que se exige anular los expedientes disciplinarios en curso y a establecer un plazo de un mes desde la aprobación de los estatutos para que los militantes que dejaron el partido puedan reintegrarse.

Enlace al artículo completo en El Correo –>

Foto El Correo / Mitxel Atrio

Foto El Correo / Mitxel Atrio

La enmienda, preparada por el grupo Babia,pide:

1.- Anulación de todos los expedientes en curso.

2.- Se establecerá un plazo de un mes a partir de la aprobación de estos estatutos, para que todos aquellos militantes que hubieran abandonado el partido, cualesquiera que hubieran sido sus motivos, puedan reintegrarse.

3.- Durante este periodo de un mes, y sólo para los militantes reincorporados durante este periodo extraordinario, cualquier requisito de antigüedad queda en suspenso.

4.- Las competencias en materia de infracciones y sanciones durante este periodo transitorio serán, en materia de instrucción, del CD las más graves, y de los CT las más leves, siendo competente para la resolución de los expedientes, la Comisión de garantías elegida según las normas estatutarias, ampliada en otros 7 miembros, elegidos por sorteo entre los delegados del congreso y que no ostenten ningún otro cargo orgánico.

Posiblemente hemos estado siendo injustos con una parte de nuestros compañeros que tienen mucha importancia en toda esta historia. Los expedientados.

Desgraciadamente hay una tendencia natural a olvidar a la víctima del poder, aunque sea un poder abusivo. ¿Será miedo? ¿Será comodidad? No lo sé, pero siempre ocurre. La mayor parte de la gente suele pensar, aunque sea inconscientemente, que “algo habrá hecho”. Y solo con un poquito de ese pensamiento se establece automáticamente una frontera entre el castigado y el hereje todavía impoluto.

Es cierto. Nadie puede estar en todo, verlo todo, pensarlo todo. Hay que delegar, y aceptar cosas pensadas y hechas por otros. Pero si esos otros han hecho barbaridades como las ponencias de las que estamos hablando, entonces tienes tantos motivos para pensar que “algo habrán hecho”, como los que tienes para pensar que la democracia interna en un partido les preocupa en un sentido diferente que el de evitarla a toda costa.

Y les debemos algo a los expedientados, que son las víctimas más directas del abuso. Les debemos probablemente la conciencia de lo que pasa.

Recuerda. Recuerda la balsa de aceite que parecía UPyD antes de aquella reunión del Consejo Político en que -¡oh, no!-, hubo una propuesta alternativa. Los dioses, anonadados, con las venas hinchadas palpitando en sus cuellos, tuvieron que tragarse la humillación de aceptar votar una propuesta contraria a la suya. Lo nunca visto. Y lo que no parece previsto que se vuelva a ver, dado lo poco que tardó en iniciarse un expediente al causante del contradiós.

Y ahí fue cuando a los primeros se les empezaron a levantar las orejas. ¿Hmm?

schnauzerQue se convirtió en franco mosqueo cuando también expedientaron a los de EstaNoEsLaWeb, por pretender saltarse el bloqueo infomativo del partido.

La salida de Buesa del partido ni hubiera sido en tanta medida el disparadero de una crisis, si no hubiera estado precedida de esos expedientes previos. Y no hay expediente sin expedientado. Así que, cuando menos, eso les debemos.

¿Se puede saldar esa deuda? Sí, se puede. De dos formas. Con una enmienda, y con una ayuda. Y las dos se acaban de hacerse públicas, cada una por su autor, que son dos grupos distintos.

A mi me parece una gran idea. Pongo un extracto de la “Justificación”:

Se pide  una reforma constitucional para cuya materialización efectiva habría que seguir los cauces establecidos en el Art. 168 de la CE, …

… que  implican  la disolución de las cortes, la aportación de un nuevo texto y la aprobación de las modificaciones mediante referéndum.  En ese estado de cosas, y dado que al introducir, entre otros,  el debate sobre la forma del Estado , materia incluida en el titulo preliminar y que obligaría a seguir el cauce del art. 168, parecería mas práctico y factible, propugnar una “nueva constitución” completamente adaptada a los tiempos actuales, que realizar una serie  de modificaciones sobre el texto de 1978, que  a duras penas obtendrían el consenso necesario.

En otro orden de cosas  este texto que se nos presenta, al optar por un “Estado Federal de intensidad media”, introduce una serie de incógnitas. Con independencia de la facilidad o no para hacer llegar a la ciudadanía las ventajas de un modelo federal sobre el actual, habría que añadir las de explicar por qué se escoge un modelo de intensidad media, en lugar de uno de intensidad alta o baja.  Es evidente que, pese al gran interés que despierta este tema entre el ciudadano medio, resultaría una labor ardua y  francamente compleja de explicar.

Por todo ello , planteamos esta enmienda a la totalidad de la ponencia política y dada la necesidad de aportar un texto alternativo, adjuntamos como tal, al considerarlo plenamente vigente, el Manifiesto Fundacional, obteniendo con la aprobación de esta enmienda, no sólo un texto de calidad superior, sino que dicho manifiesto sería  rubricado por los militantes legítimamente representados en el congreso mediante sus delegados, y formar parte no sólo de manera honorífica sino material y efectiva del acervo del partido.

El documento, listo para mandar. Solo hay que sustituir el nombre de autor, cambiando Babia-2 por el que corresponde al enviante.

También podría subtitularse …

La extraña relación de UPyD con el papel.

Tranquilos, que ya se acaba el plazo y dejaremos de hablar de las enmiendas. Pero es que este proyecto de Matrix más parece una película de los hermanos Marx, y no paran de dar que hablar. me han contado esto, y como me lo han contado lo pongo:

Supon que lees las ponencias y te mosqueas (solo) con una cosa. Que ya es suponer. Por ejemplo con la coña esa de la crème de la crème de aparato incrustada como “consejeros natos” en el Consejo Político, que debería ser quien controlara al aparato. Así que te planteas hacer una enmienda, por ver si el resto de la tropa opina como tú. ¿Normal, no? ¿No dice Aparatrix que aquí participa todo el mundo, y que UPyD es ejemplo y espejo de democracia? Pues sí, pero … ya verás.

Ves en seguida que tu enmienda tiene que ser a la totalidad. En primer lugar porque corres el riesgo de que el Consejo Político, autor de la ponencia que quieres corregir (y juez y parte), decida que no es consistente con el resto de la ponencia, y el reglamento te obliga en ese caso a hacer una enmienda a la totalidad. ¡Bah! -dirás, copio la ponencia, y cambio lo de los “consejeros natos”. Buena idea.

Sigues leyendo los reglamentos y sistemas, y te enteras de que recomiendan que las enmiendas se envíen en formato electrónico.

Pueden presentarse cuatro tipos diferentes de enmiendas:

A) A la totalidad: Pretende cambiar el documento entero, con aportación de un texto alternativo.

B) De modificación: Altera la redacción de un artículo determinado del texto.

C) De supresión: Se suprime un artículo sin ser sustituido.

D) De adición: Insertan uno o varios artículos nuevos.

En el caso de formularse una enmienda parcial que suponga alterar el sentido general de una Ponencia deberá de aportarse un texto alternativo completo de la misma.

¿Dónde se dirigen las enmiendas?

Las enmiendas deberán remitirse al Consejo de Dirección dentro del plazo establecido, por escrito, preferentemente en formato electrónico, utilizando los modelos facilitados al efecto.

Perfecto. Muy cómodo muy limpio, y muy bien. Civilizado. Pero …

enmiendas_imposibles

- ¿Como? ¿No hay opción de enmienda a la totalidad? ¿Y ahora?

Pues ahora se la mandas por email en un lindo PDF (Las enmiendas deberán remitirse al Consejo de Dirección dentro del plazo establecido, por escrito, preferentemente en formato electrónico), y les dices que no encuentras manera de hacerlo en la intranet:

Pues nein. Te contestan:

Le rogaríamos que insertase estas enmiendas a través de la web dispuesta a tal efecto. Hemos habilitado un área reservada en la web para el I Congreso de UPyD. En cualquier caso, La dirección postal para remitir las enmiendas es Apdo XXXXX, 28080 Madrid, y tiene de plazo hasta el día 21 para marcar el sello de correos.

Así que hemos pasado del “preferentemente en formato electrónico”, al imposiblemente en formato electrónico. Y ahora solo tienes que imprimir unas treinta páginas (más de 20.000 palabras), porque se te ha ocurrido la estupidez de que es  inconveniente que en el Consejo Político los 110 consejeros elegidos por los afiliados estén acompañados por 40 conejeros “natos”.

¿Tal vez no pensaban que nadie fuera a hacer una enmienda a la totalidad, y se les ha despistado?

Procusto sentenció que si se tocaba ese tema había que hacer una enmienda a la totalidad que era bastante trabajoso y complicado………en fín que me dió la impresión de que desde su pedestal despreciaba al pueblo llano asistente (sonrisita en boca) descalificándolo como para que se hiciese una enmienda a la totalidad. [–>]

Si el pueblo está incapacitado para hacer enmiendas que vayan a ir en contra del sentido de la ponencia, porque son obligatoriamente a la totalidad, y los tontos no pueden; y si a nadie se le ocurre que el aparato vaya a hacer enmmiendas a la totalidad, porque para eso ha hecho las ponencias … Pues sí, tal vez se hayan olvidado del detalle de que se puedan mandar en formato electrónico. ¿Total, para qué? Si al final son los que han hecho las ponencias los que deciden qué enmiendas pasan. Y qué es lo que tienes derecho a votar, y qué no.

Eso sí, para mandar enmiendas, mucho papel. pero mucho. Pero para votar en el Congreso, urnas electrónicas, que así nadie puede contar los papelitos, y todo queda en el secreto de un código informático que ya veremos quien controla. Así que cuando lo electrónico es mucho mejor que el papel, perfieren el papel. Pero en una de las pocas ocasiones en que el papel le da mil vueltas a lo electrónico, prefieren lo electrónico. ¿Se puede entender? Hmmm … tal vez sí.

Pues eso, por si alguien más las quiere presentar, aquí las tiene en la forma en que se ha de hacer oficialmente. Si alguien ve una pega, pf, que lo diga.

Organización y Estatutos:

Política:

Actualización:

Había un fallo en la enmienda política. Brétema la había pensado como parcial, con correcciones a cuatro artículos, y mandó solo la primera parte de la ponencia corregida, en la que estaban esos artículo. Pero como enmienda total habría que poner el texto original entero, corrigiendo esos artículos. Ahora están bien.

Página siguiente »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 552 seguidores