MD


Octavio se moja

Se me indica por parte de algún ilustre compañero que aporte ideas para avanzar en la consecución de un objetivo, hacer grande MD para crear una auténtica alternativa a la casta , en lugar de quedarme en la paja mental o sino , que me calle y no critique.

Bien esta última opción rechazada, no me callare ni debajo del agua, lo siento. Y desde los tiempos de la Chota (becerra o erala ya no lo es ni de coña) que nos concedió el titulo honorifico de ciberpajilleros me niego a renunciar a mi status. Pero aun así me lanzare a la piscina…. Y hare un par de propuestas:

La primera propuesta: Renunciar al objetivo principal, MD no tiene por qué ser alternativa, lo que debe ser es el cauce, uno de ellos, por los que se trabaje en configurar una alternativa.

La segunda propuesta: Ir a una convención para determinar si MD debe ser un partido o no, me parece poco operativo. Si como creo que se ha aprobado proponer a los compañeros, nuestro grupo podrá tener una doble alma, y funcionar en dos planos distintos, como partido y como plataforma cívica…ir a una convención para que los miembros allí reunidos dictaminen que no quieren partido es una auténtica chorrada, pues los que si quieran crearlo no pueden sentirse constreñidos por semejante dictamen.

Por lo tanto, y aquí hago viene la propuesta, se debe ir a una convención nacional abierta a todos aquellos grupos cuyo objetivo sea, no ya la regeneración nacional, no… la salvación nacional. Cada grupo que se comprometiera a participar debería aportar (junto a la parte alícuota del gasto de la convención) un mínimo de 100 delegados para consensuar dos cosas:

a) Un programa mínimo con el que presentar una auténtica alternativa de salvación nacional.

b) Un sistema de primarias para elegir los miembros de una candidatura conjunta, al margen de las siglas particulares, y que pudiera ser votada por todo aquel que se inscribiera en un censo (tipo elecciones americanas como ya ha propuesto algún querido compañero)

Dentro de mi cabeza fluyen algunos nombres de los participantes,entre otros … MD por supuesto, CDS, CDL, Partido de la Libertad individual , Movimiento por una republica constitucional, Ciudadanos y por qué no…(empezar a darme collejas) UPyD.

Post de José María

MD (Movimiento Democratico)

La semana pasada ha habido un debate en relacion a MD, que aunque en principio me parece estupendo que se debata sobre esta asociacion y que si hay que dar leña al mono se haga sin ningun problema, pero a mi me quedo un mal sabor de boca porque no se hablo y se debatio sobre lo que es MD, sino sobre algo que algunos de los escribidores pensaban que podria ser o lo que es peor pensaban que ya era. Como esto da lugar a mucha confusion y lo mejor es que sepamos de que estamos hablando (y teniendo en cuenta que esto es algo tan nuevo y tan distinto) creo que lo primero que deberiamos saber es de que estamos hablando por lo cual me vais a permitir poneros las nociones basicas de lo que es MD:

- En primer lugar MD no es un partido politico sino una asociacion politica, fundada en Enero de este año por unos amigos de Cataluña, con una particularidad muy curiosa, la sede nacional esta en una aldea de Soria (Piquera de San Esteban), lo cual ya es significativo de que es una “cosa distinta”.

- Sobre esta grupo fundacional, nos hemos ido uniendo poco a poco mas y mas amigos y gente desconocida dando lugar en este momento a ser un grupo numeroso y activo tanto en facebook como en la pagina web. Y a partir de esto se han ido nombrando (en los sitios que ya hay un grupo mas numeros se han votado) unos organismos en cada autonomia que seran la base organizativa en este futuro inmediato.

- Practicamente desde el primer mes, hay una “intranet” a disposicion de los asociados, donde todos estos asociados tienen toda la informacion de los demas asociados (la informacion que cada uno haya autorizado a dar) y todos y cada uno de los asociados (sin contar para nada con nadie) puede dirigrise a nivel individual a cada uno de los asociados y ademas hay unos foros donde se puede debatir de cualquier tema y con total libertad y se pueden poner nuevos temas a debatir.

- La actual JUnta directiva tiene un acuerdo por el cual acepta que son cargos temporales y que estan a disposicion de los asociados en cualquier momento.

- Los miembros fundadores en su momento hicieron una declaracion de intenciones (las cuales tienen una tendencia liberal) pero totalmente temporal, por lo cual todo esta en discusion y todo puede cambiar a la vista de la convencion a celebrar lo antes posible (se esta intentando que sea antes de final de año o principio del proximo) y donde se decida, desde el propio nombre, el fin de la asociacion, el transformarse en un partido o continuar como hasta ahora o incluso disolver el grupo. (bien es cierto que en este momento la mayoria de los asociados se inclinan por fundar un partido, pero esto depende al final de lo que se decida entre todos), (tambien es cierto que todo indica a que los principios seran muy liberales pero tambien depende de lo que se decida entre todos).

- Para ser asociado, solo hay que darse de alta en la pagina web y pagar 5 euritos al mes (hay algunas excepciones para parados etc)

- El proximo sabado dia 10 habra una reunion en Piquera de S. Esteban (Soria) la primera reunion para empezar a debatir algunos principios y algunas bases de trabajo (bases que pueden variar en esa convencion). A esta reunion han podido apuntarse todos los asociados que lo hayan querido hacer.

Despues de todo esto, me gustaria preguntaros a algunos de los que escribisteis la semana pasada ?a que no tiene esto nada que ver con lo que escribiais?

Ahora mas de uno me dira, !pero mucho ojo que al final sera un chiringuito como todos los demas que conocemos! Y no le voy a discutir, eso mismo pienso yo, no soy nada optimista de que hagamos algo al final, pero estareis conmigo que los empieces no tienen nada que ver con todo lo conocido hasta ahora y que esto es un movimiento de abajo a arriba y sobre todo LIBRE,.

Tambien en relacion a todas las reservas y peros que se leen por parte de algunos, yo digo como he hecho a otros muchos, joer asociaros, hacer las reservas tambien dentro, hacer las ponencias que creais oportunas tambien dentro. Ayudar con vuestro esfuerzo a que no sea un chiringuito, pero no os dediqueis a decir como debe ser sin aportar vuestro grano de arena para que sea como creis que tiene que ser y si os manteneis en ese lugar “tan guay” de decir que no a todo pero sin participar, si al final es otro chiringuito, solo podreis decir: “yo ya lo habia avisado” pero otros como yo os diremos: “no haberlo avisado haber trabajado para que no lo fuese”.

Si a pesar de todo, al final es otro chiringuito, pues no pasa nada, en este caso estaremos a tiempo de desembarcar sin grandes daños. Lo mismo si el partido que al final salga de aqui (que saldra a pesar de que algunos como yo nos gustaria que no) no nos gusta no pasara nada si al final no nos embarcamos y nos quedamos en tierra.

ESpero que con estas lineas os deis cuenta que en este momento esta todo por hacer y que nada de lo que no nos guste o nos parezca bien se puede plantear. Entiendo que muchos estamos muy dolidos de nuestra ultima experiencia, pero esto en estos momentos es otra cosa y aunque yo tampoco soy muy optimista del final por lo menos muchos de los que estamos colaborando, hemos dado un paso al frente para que sea algo distinto. ?sera asi? Ya veremos.

Por supuesto que respeto profundamente a todos los que no deis el paso al frente, e incluso a todos los que en un momento determinado escribais criticando lo que nos os guste o no os parezca bien, pero espero que con estos datos, sobre la base de un conocimiento real de lo que es MD.

Un fuerte abrazo/navegante.

Como ayer le metimos un poco caña a Juan Perán, compensamos:

Post de Bubo

Yo no estoy apuntado a MD por varias razones. La primera y fundamental es –o mejor dicho ha sido- por razones de trabajo. Solventado ese problema se me plantea la cuestión, ¿me apunto o no me apunto?

Por un lado me parece bien estar en relación con otras personas que más o menos piensan lo mismo que tú. Además no me importaría pagar cinco euritos para exponer mis opiniones en ese ámbito. Pero

Me echan para atrás dos cosillas.

La primera, la existencia en él de un conjunto de personas –que sin duda sospecho que acabarán actuando como un lobby- que se autoproclaman liberales y que tiene una capacidad insólita para el insulto, el no-razonamiento, las falacias lógicas y, en definitiva, el infantilismo autoritario. Siendo, probablemente, mucho más liberal que todos ellos (tengo muy presente a John Locke en mis oraciones –es broma) no se me ocurre proclamarlo machaconamente a los cuatro vientos, ni ponerme una etiqueta como si de un producto del Corte Inglés se tratara.

La segunda tiene que ver justamente con las etiquetas -liberal social es una de ellas- así como con todo el discurso que le acompaña, es decir la Carta de Principios, la Carta de Valores Éticos y la propia Carta de Presentación, que parece que prefiguran la voluntad de constituirse en un Partido Político más. O lo que es lo mismo la voluntad de optar por el “modo clásico” para alcanzar unos objetivos.

¿Y cuál es el objetivo? Pues grosso modo el mismo que el de muchos otros, acabar con la partitocracia y sustituirla por una democracia.

Un camino para conseguirlo es sin duda el de la tercera vía. Es decir, crear un partido político que meta baza en el sistema y sea capaz de actuar como árbitro consiguiendo reformas (reformitas habría que decir) en el sentido antes expresado. Tal pretensión es cuando menos risible habida cuenta que para retocar la Constitución hace falta una mayoría de dos tercios, o lo que es lo mismo el concurso de los dos grandes partidos. Lo intentó (ser árbitro) el Partido Reformista, el CDS, Ciutadans, UPyD, e tutti quanti de los que en el registro de los Partidos Políticos se proclaman como Partidos de Centro (por cierto, si no he contado mal, hay 76 formaciones que incluyen la palabra liberal en su denominación).

La otra vía es la que podemos llamar de “Acción Directa”. Cuidado, esa expresión puede entenderse de muchas maneras, y algunas de ellas muy muy rechazables. En realidad, el concepto de “Acción directa” surge como opuesto al de Acción parlamentaria, es decir al de la Acción Indirecta, indirecta en la medida en que se efectúa través de unos representantes que optan por una determinada posición política. Esta vía –absolutamente legítima y normal en democracia- parece que es insuficiente –vistos los resultados- frente al colosal objetivo planteado: el fin de la partitocracia y su sustitución por una democracia con un nivel de calidad aceptable.

Planteado el objetivo, y vista una de sus soluciones (el de la acción parlamentaria, acción indirecta o políticamente clásica), veamos entonces la otra, la políticamente incorrecta. Y sin embargo tan correcta como la clásica.

Una vez asumido que mediante los modos clásicos es meridianamente imposible cambiar nada (estadísticamente su grado de probabilidad está cercano al cero absoluto), sólo queda confiar en la solución cualitativa, es decir crear un estado de opinión favorable al cambio. Es la acción directa.

Es lo que hacen un buen puñado de articulistas escribiendo una y otra vez acerca de los males de la partitocracia.

Es lo que hace Galicia Bilingüe paseando un coche por Santiago, escupiendo por megafonía el falso discurso de Feijó, el político partitocrático, actual Presidente de la comunidad.

Es lo que pretende hacer García Trevijano con sus diez mil adhesiones por el cambio, y su posible manifestación multitudinaria en Madrid.

Es la acción que proponía el otro día SMuelas. Y otra más de alguien con sus Premios anuales “Gran Duque de Lerma”.

En definitiva, se trata de contribuir –junto con otros muchos que ya están en esa misma línea- a la creación de un estado de opinión favorable al cambio democrático, realizando acciones políticamente coordinadas en todo el Estado, que siendo imaginativas y mediáticas favorezcan la exigencia de:

Separación de poderes, derechos ciudadanos, gestión óptima de los recursos del Estado.

Pocos mensajes, claros y contundentes. La vaina de la regeneración que se la lleven otros.

¿Organizados? Sí, sin duda. Pero para eso.

Bubo.

Ayer veíamos que somos imbéciles [-->]. No solo nos dejamos putear y chulear por los políticos, sino que además les votamos. Como para que quepan dudas. Y lo peor es que cuando tratamos de evitarlo, no se nos ocurre nada mejor que crear nosotros mismos un grupo mafioso. Con lo que no salimos de o imbéciles o de caraduras. Nada como mirar el caso de UPyD.

El MD [-->], muy amable, nos invita a los ex tontos de UPyD a participar. Pero gato escaldado mira la olla con recelo, a pesar de que se trate de amigos. Y haber sido tontos una vez no quita necesariamente cierta capacidad de aprendizaje. ¿La tenemos?

Este es el engarce que veo entre el MD y lo de las máquinas euskomultantes que funcionan mal, no se entienden, y cambian arbitrariamente de normativa [-->]. A la vista, como no, de la lección de la experiencia de UPyD.

¿Alguien ha visto unas elecciones municipales donde se discuta el modo de funcionamiento y las circunstancias de las putas máquinas de multar a los coches aparcados? ¿O el plan municipal de urbanismo? ¿O la cuantía adecuada de la tasa de recogida de basuras? ¿O del control sobre los contratos municipales, o sobre la eficacia de las empresas subcontratadas por ayuntamiento? ¿Y del presupuesto municipal?

¿No, verdad? En general se trata de discutir si somos galgos o podencos. Y así, si soy separatista, o antiseparatista, o socialista, o de derechas, voto por lo que soy. Y el presupuesto que lo miren los listos. Con lo que estoy asegurando que nos las den por todas partes, y además que levanten la pasta a espuertas, y nos dejen colgados con la deuda. ¿No os suena?

Cuando íbamos a arreglar la política del país y a regenerar la democracia, siguiendo la bandera de una amplia corriente de opinión recogida por un sabio más bien miope, y su esforzada tropa de héroes profesionales, no nos hablaron de ninguna cuestión municipal. En los ayuntamientos no se discute sobre la distribución territorial de competencias, ni sobre educación, separación de poderes, o Estado Federal Cooperativo de Intensidad Media. Y sin haber hablado ni de farolas o alcantarillas,  ni de presupuestos o planes municipales de urbanismo, ni tan siquiera de la corrupción del suelo como fuente principal de financiación de los partidos (mafias) políticos, ¿cómo podíamos saber que estábamos de acuerdo? Sencillamente, no podíamos.

Y entonces, ¿cómo podíamos saber que íbamos a apoyar y a votar a UPyD en unas elecciones municipales? Absurdo. La paradoja solo tenía dos salidas; o que UPyD no se presentara a las municipales, o que se partiera de la base de que sus afiliados eran libres de apoyar al partido que fuera en esas elecciones, y de combatir el proyecto local de UPyD en caso de desacuerdo con él. Pero la grotesca realidad es que lo que se esperaba es que reaccionáramos como podencos, apoyando acríticamente a “nuestro” grupo, nuestra cosa. Que en Sicilia llaman “cosa nostra“.

El sistema de pensamiento de los animales humanos tiene estas cosas. Al explicarlo parece muy racional. Pero si sigues el hilo del porceso, te encuentras con que pasas de la eusko-ota, y un cabreo cósmico, a preguntarte por si el MD ha resuelto la paradoja municipal. Y no hay una relación directa entre el partido de los amigos y las malditas máquinas atracadoras. Solo se da la casualidad de que Maleni te reenvía un email del MD, justo en el momento del enfado furibundo.

Y entonces, “clic”, “clic”, esa extraña base de datos relacional que tenemos por cerebro empieza a funcionar autónomamente. Máquina –> multa –> alcalde mamón –> sabio miope –> UpyD –> MD –> pardillos incombustibles. Y no queda otro remedio que empezar a hacer preguntas.

¿Somos imbéciles? ¿Somos caraduras? ¿O, esta vez sí, somos otra cosa? That is the question.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 479 seguidores