identititis


El objetivo fundacional de la UE fue el libre tránsito de mercancías en un mercado común. No le tiene por qué gustar a todo el mundo. Incluso no es obligatorio pertenecer la la Unión. Pero lo de los separatas catalanes tiene guasa. Se enfadan mucho (y no se lo creen) cuando les dicen que una imaginaria Cataluña separada de España quedaría fuera de la Unión Europea. Y reclaman una especie de “ingreso exprés”, poco menos que inmediato. Y sin embargo …

No sé, yo sugeriría a nuestra burocracia supranacional que examine con cuidado las condiciones de Cataluña para pertenecer al club. Vaya, que el “Parlament” no es el ayuntamiento de Chichinabo. Suele hablar en nombre del “pueblo de Cataluña” con total desparpajo. Y si se siente obligado a usar “productos de proximidad”, y veta a Lactalis para comprar Llet Nostra (literal), puede querer decir que no son un socio en absoluto adecuado para unión alguna, ni para un mercado común – o cualquier otra cosa común. Peor; puede ser indicativo de que en el fondo no quieren ser parte de la UE, aunque son tan payasos que todavía no se han dado cuenta. Resultaría bastante absurdo contemplar el ingreso de un nuevo miembro que dentro de unos años se va a dar cuenta de que no quiere estar ahí. Precedentes, hay. Sería repetir la jugada en la que se han embarcado en España.

Europa, la Unión, se creó -no contra las naciones- pero sí contra los nacionalismos. Sean de proximidad, sean de catalanidad, sean de la majadería que sean. Una Cataluña separada de España pero ingresada posteriormente en la Unión, casi te asegura una tensión permanente porque tú eres el idiota que deja pasar a sus productos, y ella es la lista de la proximidad. De hecho, esa es la historia moderna de Cataluña. Y los clubes, cuando están bien pensados, no están pensados para ser muy grandes como objetivo, sino para dejar a los incivilizados fuera.

Haría muy bien la Unión Europea en pensar qué quiere ser de mayor. Si quiere, por ejemplo, nacionalismos de proximidad, o de ontología étnica, o de su puta madre en el trampolín de la muerte; o sigue teniendo unos ideales más o menos ilustrados.

No es broma:

Debe de ser una nueva modalidad de redistrubición de las rentas. Pero esta vez el objetivo no es la igualación de las rentas, o la disminución de la desigualdad. Es una extracción o ataque directo a una parte de la sociedad. O a una de sus “identidades” o “etnias”, si hacemos caso a los lunáticos de las lenguas “propias”.

Vale, sigamos el juego. Una lengua es una etnia. Entonces, lo que se trata es de que la etnia A le paga la mitad del carnet de conducir a la etnia B. Y como difícilmente será este el único caso (yo me he enterado de chamba), lo que probablemente esté ocurriendo es que tenemios una redistribución de recursos de una “etnia” a otra. Por ejemplo, tú, como eres negro (blanco, amarillo) apoquinas dinero para pasárselo a los blancos (negros, amarillos).

Pero te conviene no protestar demasiado. Porque aunque esto te perjudique, por otro lado te beneficias de una redistribución probablemente mayor, y que tampoco tiene nada que ver con la igualación de rentas. Más bien propicia una mayor desigualdad de rentas, con gran contento de todo tipo de socialistas (ejem). Aquella en la que el dinero desde los (tontos) que quieren ser españoles, fluye hacia los (listos) que no quieren ser españoles. También llamado concierto (o pufo) vasco.

¿Quién dijo aquello de que Spain is different? Ni siquiera imaginaba hasta qué punto, el genio. Que por otra parte, también se apuntó raudo al chiste de la lengua “propia”. Aunque aparentemente con menor rédito que los más listos entre los listos. Y la gran incógnita es si algún día se nos pasará por la cabeza la idea de empezar a ser un poco menos diferentes (gilipollas).

 

Vascuence por saco

Añadido para los comentarios:

chimpas-gestos

Yo creo que lo llevaba hacía tiempo en un runrún de la cabeza. Pero sin mirarlo. Y hoy, que he comido en esa calle, el runrún ha llegado a la conciencia, produciendo la pregunta impertinente. ¿Qué cojones hace el nombre de un don nadie nacionalista [-->], del siglo XX, entre los de Mazarredo [-->] y Henao [-->]?

bilbao-calle-ajuriaguerra

Quiero decir que la calle ya estaba ahí muchísimo antes de que naciera Don Nadie. Y que Don Nadie es literlamente nadie en la historia de Bilbao. Y en la historia en general. Y que para poner a Don Nadie, hay que quitar a quien estuviera antes. ¿A quién han quitado los paletos?

La villa se podría definir de muchas formas. Una de las de mayor justicia histórica podría ser: Infinita e inagotablemente sitiada por los carlistas; jamás conquistada por ellos. Cosa que conviene olvidar. Y nada mejor que quitar del nomenclátor municipal a quien fastidió a los carcas el segundo sitio de Bilbao [1836 -->]. Normalmente conocido como “el” sitio, aunque los intentos fueran aproximadamente infinitos (*). Espartero, nada menos. Que rompió el cerco en una esforzada batalla [-->] sobre  las defensas que tenían los carlistas en Luchana, lo que le valió el título de conde de Luchana. Luego tuvo muchos más, y más importantes [-->].

Parece obvio que los herederos de la carcunda no le van a poner a Don Nadie el nombre de una calle nueva, muy bonita, en las afueras, si se pueden quitar de encima un nombre que recuerda para siempre que la carlistada nunca se jamó una rosca en la ciudad. Pero no hay nada más divertido que joderles a estos inventores de tradiciones ancestrales, literalmente de hace dos días, con las palabras de la tradición y de la historia. Doy fe de que les da un síncope cada vez que les explico que no entiendo a la puta máquina de aparcar, si se dirige a mi en vascuence. Algunos de los controladores de esos artilugios miran por encima del hombro cuando se lo digo, como para comprobar si nos esta oyendo alguien. A otros les sale humo por las orejas. Pero no dicen nada, porque entender, entienden. Vaya, que lo entienden todito todo. Bien claro queda. Un hijoputa rebelde, con tanta cara como para decirlo por la calle.

Así que Espartero, y la historia de la Muy Noble Muy Leal e Invicta Villa de Bilbao, me van a servir para el mismo propósito. Trolear al nacionata. ¿Dónde está la calle Espartero? ¿Y por qué ya no está? ¿Quién era Don Nadie?

muy-noble-leal-invicta-villa-de-bilbao

Lo de invicta viene precisamente del conde de Luchana. Pero si los paletos borran las encerronas siempre fracasadas de los carcas, habrán borrado la parte tal vez más esencial de la historia de Bilbao. Claro que a cambio nos traen tradiciones que no se han visto nunca por estos lares, como el Olentzaro ese. Y los vasquitos y neskitas, que jamás se habían escapado del mercado de San Antón. Etc. No es más que otra forma de borrar la historia; inventarla.

Nota (*): El llamado en Bilbao “el sitio” se presta a confusión con la muy histórica Sociedad El Sitio [-->]. No se trata del mismo sitio, aunque sigue siendo de la carlistada. El de Espartero es el segundo sitio (1836 –>), de la primera guerra carlista. Lo de la Sociedad El Sitio viene del tercer sitio (1874 –>), igualmente infructuoso, durante la segunda guerra carlista. Por lo menos, al general Concha no le han quitado la calle. Todavía. ¿Calle Purkullu en el futuro? ¿Iberrinche? Pachindacari, ni de coña.

Nota 2. Ya que hablamos del Príncipe de Vergara, habría que plantearse la conveniencia de ciertos abrazos, tan buenistas. A ese en concreto le debemos la supervivencia de la Edad Media, hoy, en forma de fueros, o pufo vasco (© Mikel Buesa). Y a través de ese anacronismo, tenemos lo que los asesinos de hoy llaman “el conflcito”. Además de la disculpa para que los que quieren templar gaitas con los separatas catalanes, propongan singularidades (exclusivas para Cataluña). Que no es otra cosa que el rollo medieval también para ellos. Lo que bien pudiera ser la puntilla para España. Y es que hay abrazos y buenas intenciones que los carga el diablo.

Cuenta Maroto [-->]:

… pusieron luego sus armas en pabellones, se mezclaron libre y alegremente las tropas y quedó sellada la paz con el mayor contento y armonía… ¡Soldados nunca humillados ni vencidos, depusieron sus temibles armas ante las aras de la patria; cual tributo de paz olvidaron sus rencores y el abrazo de fraternidad sublimó tan heroica acción… tan español proceder!

Sí, puede que sea muy español eso de “sin vencedores ni vencidos”. Ni idea. Pero también puede que acabe con España.

Añadido. A cuenta de los comentarios de Repbana, añado la comparación del escudo de Guipúzcoa, antes y después del borrado de la historia que llevan a cabo los nietos del transtornado Arana.

escudos-de-guipuzcoa

Lo que no parece cambiar es el palo de la baraja: bastos. ;)

 

Los sociatas están muy preocupados porque España reconozca la singularidad de Cataluña. Cuya otra cara de la moneda debe ser reconocer la falta de singularidad de Castilla, Andalucía, Galicia, Valencia, Navarra; en fin, el puto resto. Pero, ¿qué es singularidad, y cómo se llega a que Cataluña sea singular mientras -por ejemplo- Aragón no lo lo es?

DRAE:

Singularidad.

(Del lat. singularĭtas, -ātis).

1. f. Cualidad de singular.

2. f. Distinción o separación de lo común.

Singular.

(Del lat. singulāris).

1. adj. solo (‖ único en su especie).

2. adj. Extraordinario, raro o excelente.

Parece que hay dos posibles ideas. Que Cataluña es única en su especie (solo hay una) y Aragón, por el contrario, hay muchos. O bien que es extraordinaria, rara, excelente; distinguida o separada de lo común. Mientras que Aragón es perfectamente indistinguible de aquello que sea que consideramos “común”. Nada raro, ni extraordinario, ni excelente. Lo mismo que Murcia, Extremadura, León, etc.

También se puede pensar de otra forma. Que la idea de la singularidad de Jetaluña es francamente singular. En el sentido de única en su especie. En el conjunto de las ideas políticas, destaca singularmente la grotesca imbecilidad de la singularidad de Cataluña, tan cara a los sociatas de hoy. Cataluña es singular; y el resto, o plurales, o comunes.

¿Es cosa de lenguas? No, los sociatas no están hablando de la singularidad -un poner- de Galicia.

¿Es cosa de historia? Difícilmente; no hay otras comunidades sin historia.

¿Es cosa de cultura? Lo mismo. No conocemos comunidades carentes de su propia cultura.

¿Será de etnia? Tampoco. Para eso, la mayor singularidad probablemente sería la gitana. O el valle del Pas.

¿Será por el porcentaje de los que no quieren ser españoles, dentro de la criatura? Pues entonces, para singularidad, singularidad, Guipúzcoa.

¿Será “para que estén cómodos dentro de España”? ¿Y eso qué quiere decir; que los demás estén no-cómodos? ¿O quiere decir que para tener ventajas fiscales lo que hay que hacer es no querer ser españoles? Porque igual se apuntan todos. Deberían, si no son tontos.

Yo creo que para singular, el neosocialismo. Único en la especie de las ideas políticas.

sanchez-and-madina

El orbe observa extasiado.

catalona-culo-de-goma

La mayor mezquita del mundo fuera de Arabia Saudita, tras las de Medina y La Meca, en Barcelona. @marcgarriga nos da una idea de cómo quedará la panorámica de la ciudad.

barcelona-culo-de-goma

Para los que prefieran números. La Sagrada Familia tendrá una torre más alta que las otras, de 174 metros de altura. Cuando la acaben. Gaudí la había planeado en principio de 180 metros, pero luego la rebajó en los planos a 174. Para no superar la altura de Montjuïc, ya que decía que «la construcción del hombre no podía superar a la de Dios» [-->]. Razonable comedimiento en un arquitecto no especialmente tímido con las formas. Pero el moro cataláunico no parece ir por ahí. Aunque no saben todavía el diseño del minarete que quieren plantar, sí saben que tendrá 300 metros de altura [-->]. Vaya, que sí saben que quieren dominar el horizonte sobre todo lo demás.

Normal. Las ingenierías nacionalistas no suelen salir gratis. Como se obsesionan con una manía que solo es una parte de un problema muy complejo, descuidan el resto de factores. Y las consecuencias que pueden venir por ahí. Si quieres hacerte molt catalán, y eso es mucho más que ser simplemente catalán, empezamos con las chorradas. Como ser muy no-español. Prohibir los toros para hacer ¡mezquitas! en las antiguas plazas. Favorecer la inmigración musulmana sobre la de Hispanoamérica. Prescindiendo del chollo que tiene España de poder recibir una inmigración que se integra sin más, para crear una inmigración / quiste que no se integra en infinitas generaciones. Como bien sabemos por nuestros convecinos europeos. Y así:

  • Población musulmana en España: 3,1%
  • Población musulmana en Cataluña: 5,6%
  • Población musulmana en el resto de España: 2,5%

Cataluña tiene casi un tercio de todos los musulmanes de España. Pero, eso sí, son musulmanes molt catalans. Tan integrados ya, que la montaña de Montjuïc va a ser una birria al lado de la catalano-mezquita del copón de la catalanidad.

Puede ser cómodo. Puede que nos libere de ciertas tensiones bastante estúpidas. Como empeñarnos en que Colón, Cervantes, o Santa Teresa fueran catalanes [-->]. Mucho mejor pasar a convencernos de que el que era catalán, de verdad, era Mahoma. ¡Mahoma era catalán, tachán! Barcelona, culo de goma. Y por eso la mayor mezquita del orbe fuera de la península arábiga. Y la butifarra se hará con carne de asno, muy catalán. Como todo el mundo puede comprender.

La simbología también va a sufrir un marcado avance, muy sugerente.

identitat-catalana

Gaudí era un pardillo. ¡O un facha! Mira que hacer una iglesia, pudiendo estampar burkas …

burka-y-senyera

Luisa Delgado

Soy una lectora habitual de esta web y echo muchísimo de menos el tema del identitis, que es una enfermedad pero de las muy graves y crónicas. Hace ya tiempo que no se habla del cancer de la sociedad vasca.

La mal llamada “normalización” (imposición) seguirá hasta que empiece de una p. vez la batalla de las ideas con los constitucionalistas.

Los constitucionalistas tenemos que empezar a enfrentarnos a los nacionalistas y desmontar de sin complejos sus mentiras, su populismo barato, etc.

Es decir, cómo en la película “Armaggedon” no se trata de bombardear la superficie del meteorito y con nulos resultados, lo que hay que hacer es bombardear el núcleo del meteorito para qué éste haga pedazos.

Lo que quiero decir es que tenemos que atacar sin complejos los mecanismos de que el nacionalismo ha empleado para adoctrinar a la sociedad en su beneficio propio:

1- Denunciar públicamente de ese miedo y acomplejamiento sutil que hay en la sociedad vasca que se manifiesta en los TX, en los K y no C, en los “agur”, en los Garikotz(Pérez Pérez).

2- Denunciar públicamente cómo se les ha permitido a los batasunos ocupar las calles con total aquiesciencia del PNV, con txosnas a favor de los proetarras, y otras miles de connivencias en otros campos.

3- Denunciar públicamente los estómagos agradecidos del pnv gracias al pnv-TXiringuito.

4- Denuciar sin complejos esa total hipocresía respecto al euskera que tienen los nacionalistas.

5- Denunciar esa visión nacionalista de sociedad pastorial con los nacionalistas haciendo de pastores y la sociedad aborregada, mansa, acobardada y sumisa.

6- Denuniar públicamente el trato a favor de los medios de comunicación nacionalista hacia los revientanucas.

7- Desmontar las mentiras nacionalistas y toda manipulación histórica. Dejarles sin argumentos, al descubierto.

8- Dejarles en descubierto de que esa arcadia feliz llamada Euskal Herria es un cuento chino con el que los lacionalistas se lucran jugando con los sentimientos de la gente.

9- Las pésimas consecuencias que tendría para el País Vasco salirse de España.

10- Etc.

Los nacionalistas tienen miedo al debate por que es una ideología quimérica y populista que se basa en apelar a los sentimientos, que ha germinado con éxito en gente acomplejada (soy “vasco” y no español, cómo si por eso fuese superior), mentalmente débil (cobardes de salirse de la manada políticamente correcta), gente gregaria que no se cuestiona nunca nada, gente ignorante sin conocimientos de historia, etc.

Botón de muestra de que los nacionalistas tienen miedo al debate es su imposición. Necesitan intimidar, amenzar, porque a la mínima que se les cuestiona se ponen furiosos porque en realidad no están seguros de su ¿ideología?

Dra. Luisa Degado

 

Pongamos que aceptamos el argumento. Somos una pandilla de anormales, y conviene normalizarnos. Eso de “normal” suena muy bien, así que debe de ser algo bueno. También hay que normalizar algunas lenguas milagro. Pero como eso consiste en introducirlas -quieras que no- en el cerebro de los anormales, es lo mismo. Normalizar lenguas es normalizar personas. Y es estupendo.

Sin embargo, aparte de ser estupendo, también es un maldito incordio. Incordio por gasto, e incordio por molestia. Si aceptamos la idea de que decirle a la gente lo que tiene que hacer (y pensar y sentir) es una lata. Por ejemplo, todo el mundo entiende que el franquismo era un p*** coñazo. Meapilas que te querían convertir en la “reserva espiritual” de Occidente, nacionatas que te hacían representante de “la raza”; en fin, “normalizar” también. Pero la dictadura se acabó, sin que se acabara el coñazo. Seguimos siendo anormales, pendientes de normalización. ¿Dónde está el cambio? ¿Cuál es la gracia? ¿Cuándo podremos ser nosotros mismos; o lo que nos dé la gana – dentro de la “normalidad”?

- ¡Cuando seamos “normales”!

Pues muy bien; esa es la cuestión. ¿Cuándo se acaba el coñazo? Que lo digan. ¿No tenemos derecho a la esperanza? Por ejemplo, hay que normalizarnos lingüísticamente. De acuerdo. Tenemos un objetivo, y tenemos un plan. Y se supone que el plan es para conseguir el objetivo. ¿Sería mucho pedir que nos digan -de antemano- qué condiciones se tienen que dar para considerar que se ha cumplido el objetivo? Cosa de saber cuánto falta, y eso.

- ¿Papá, cuándo llegamos?

Hasta los niños lo preguntan, con toda naturalidad. ¿No se nos permite a los adultos anormales? Pongamos:

- Cuando todos los jóvenes sepan algo de vascuence (como pedir el Gara en el kiosco)

- Cuando todos los jóvenes sepan entender la (pequeña) parte de vascuence del Gara.

- Cuando todos los jóvenes sueñen en vascuence.

- Cuando el Gara venga entero en vascuence. (Hoy, por ejemplo, en la portada hay 3 artículos -de 17- en vascuence)

- Cuando todos los jóvenes hablen solo en vascuence durante la mayor parte del tiempo.

Son objetivos distintos. Los he puesto solo para los jóvenes, porque ni siquiera los nacionatas vascos están dispuestos a aprender vascuence. Se lo hacen aprender a sus hijos. Y a los de los demás. Pero es evidente que dependiendo del objetivo, estamos mucho más cerca o mucho más lejos de ser normales. Tan diferente como que alguno de los objetivos posibles ya se ha alcanzado, y podríamos relajarnos y dejar de dar la vara. Mientras que otros de los objetivos posibles son directamente inalcanzables – en un mundo medio normal.

En Cataluña, por mencionar otra sociedad anormal, están en una situación muy curiosa. Clic para original.

normalizacion-catalanes

No sé, tal vez podría calcularse que cualquier persona normal pensará, a la vista de esas cifras, que los catalanes ya son bastante normalitos para estas alturas. Que lo han conseguido, con gran mérito. ¡Enhorabuena! Podrían empezar a contemplar la posibilidad de dejar de dar por saco. Pero se ve que no; el por saco aumenta, en lugar de disminuir. Y la gran pregunta, estilo niño ingenuo, sería:

- ¡Papá, papá!, ¿qué cifras tienen que salir en esa encuesta para que seamos normales?

En el caso del vascopiteco parece que debemos de perder la esperanza de poder hacer un pregunta así. Yo creo que van de “normalización permanente”. Tipo Khmer Rouge. Por la pinta, digo. Pero, ¿los catalanes también, con todo su seny y eso?

En resumen:

¿Y cuándo se acaba la “normalización” esa? ¿Se puede preguntar, o estamos como con Franco?

Vascuence por saco

 

Fuente, Crónica Global:

No son optimistas, ni nada.

« Página anteriorPágina siguiente »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 511 seguidores